La hostelería mejora sus cifras y crece en número de afiliados, pero todavía está lejos de los empleos que tenía en el verano anterior al estallido de la pandemia, en junio de 2019. Así se desprende de los datos presentados esta semana por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, que reflejan que los bares, restaurantes y hoteles españoles emplean a más personas que en el mismo mes del año pasado.

En concreto, el sector de la hostelería alcanzó en junio 1,5 millones de trabajadores afiliados a la Seguridad Social, lo que se traduce en 62.226 personas más que en el mismo mes de 2020, un incremento del 4,2%. según los datos de afiliación del Ministerio. En concreto, recuerdan desde la patronal Hostelería de España, se trata del primer aumento interanual del empleo después de 15 meses consecutivos de descenso.

En lo que respecta a la variación mensual, la afiliación a la Seguridad Social aumentó en el conjunto del sector hostelero un 9,3% respecto a mayo, con 130.376 trabajadores más. Como recoge la patronal, de ellos cerca de 60.000 empleados se dedican a las actividades de restauración (+5,1%) y 70.607 a las de alojamiento (+29,4%).

Casi 200.000 trabajadores del sector hostelero y afiliados a la Seguridad Social permanecen en situación de ERTE: un 12,9% del total

Además, del total de los afiliados en el sector hostelero, el 12,9% se encontraban a final de mes en situación de ERTE, es decir, 199.124 trabajadores. En junio, unos 64.000 empleados fueron desafectados de sus expedientes y reincorporados a sus puestos de trabajo.

La hostelería no recupera su empleo prepandemia

Con todo, y aunque los empresarios reconocen que el nivel de empleo está aumentando en verano por encima de sus previsiones, lo cierto es que la hostelería todavía no ha recuperado el empleo que tenía al inicio del verano anterior a la pandemia. En concreto, los afiliados de este mes de junio suponen 243.926 trabajadores menos en comparación con el mismo mes de 2019.

En el análisis de los 1,5 millones de afiliados, se detalla que, por ramas de actividad, en restauración se superaron 1,2 millones de trabajadores, un 3,3% más que en el mismo mes del año anterior (39.356 personas más). Respecto a junio de 2019, significa un 11,9% menos de empleados; en concreto, 165.199 trabajadores menos en bares y restaurantes.

En comparación con junio de 2019, en los hoteles y alojamientos españoles trabajan actualmente 78.727 personas menos, un 20,2%

En el caso del alojamiento, hubo una media de 310.363 afiliados en mayo, 22.871 trabajadores más que un año atrás, un incremento del 8%. En comparación con junio de 2019, en los hoteles y demás alojamientos españoles trabajan 78.727 personas menos, un 20,2%.

Cabe señalar que, con la reapertura del ocio nocturno en la mayoría de las comunidades, desde el sector confían en que la reincorporación de empleados a partir del ERTE sea cada vez mayor. Aunque el paro disminuyó en junio en todos los sectores (salvo en la agricultura), el mayor retroceso del paro lo protagonizó el sector servicios, con 131.217 desempleados menos (-4,9%).