Prensa escrita

La Generalitat premia con más subvenciones al grupo mediático más cercano a Puigdemont

Hermes Comunicacions, editor de ‘El Punt Avui’ y de la revista que dirige la mujer de Carles Puigdemont (Catalonia Today), recibió en 2016 un total de 620.529 euros en subvenciones, es decir, casi un 11% más que el ejercicio anterior. Concedió una ayuda de 30.500 euros a la revista Presència, para la que trabajó el propio presidente de la Generalitat.

Marcela Topor, mujer de Puigdemont, dirige la revista Catalonia Today
Marcela Topor, mujer de Puigdemont, dirige la revista Catalonia Today Facebook

Los medios de comunicación catalanes volvieron a recibir generosas cantidades de dinero público durante el ejercicio 2016. Hermes Comunicacions, dueño de ‘El Punt Avui’, no fue una excepción y el año pasado ingresó un total de 620.529 euros en subvenciones de la Generalitat, lo que supone un 11% más que el ejercicio anterior. No hay que olvidar que Marcela Topor, esposa del presidente autonómico, trabaja en esta compañía como editora de la revista Catalonia Today. De hecho, el propio Carles Puigdemont firmó en el pasado para El Punt y para la revista Presència.

Estas partidas procedieron de la Consejería de Cultura y se concedieron, una vez más, por la edición de publicaciones en catalán. La cantidad se determinó en función de los datos de difusión de estos medios de comunicación durante el ejercicio 2015, según destaca Hermes Comunicacions en su informe anual de cuentas, al que ha tenido acceso Vozpópuli.

Mientras en 2015 este grupo ingresó 553.306,88 euros por El Punt Avui, en 2016 recibió un total de 620.529,62 euros. De esta cantidad, 525.326 le correspondieron por este diario, 30.527,52 por la revista Presència, 46.803,52 por la televisión El Punt Avui TV y 17.871,63 por otros conceptos. Su resultado de explotación, de 975.881 euros, mejoró al del ejercicio anterior, cuando fue de 696.743 euros.

Este tipo de subvenciones han ayudado considerablemente a los medios de comunicación de Cataluña a suavizar sus pérdidas durante los años más duros de la crisis económica, que coincidieron con la eclosión del proceso soberanista. En una buena parte, estas partidas presupuestarias se entregaron por la publicación de ediciones en catalán, aunque también se justificaron por otros conceptos de lo más variopinto.

Dinero público para todos

Un buen ejemplo del papel que ha jugado la Generalitat, en este sentido, se encuentra al comprobar que, en 2012, el Grupo Godó ingresó una partida de 5,5 millones de euros para la ampliación de la planta de impresión en catalán de La Vanguardia.

En los informes de cuentas de Hermes Comunicacions se reconocen subvenciones directas de 584.732 euros en 2014, de 617.146 en 2013, de 1.046.292 en 2012, de 491.890 en 2011, de 879.332 en 2010 de 912.346 en 2009 y de 1.017.759 en 2008.

Según publicó el diario ‘El Mundo’, añadiendo datos extraídos del Diario Oficial de la Generalitat, sólo entre 2008 y 2014 esta compañía ingresó ayudas totales de 12,3 millones de euros para El Punt Avui, Presència, L’Esportiu y Catalonia Today. Más incluso que el Grupo Zeta (8,47 millones), que cuenta con el periódico más vendido en los quioscos de esta comunidad autónoma, crítico con la secesión y con el PdeCAT y ERC.

El Punt Avui, por el contrario, ha defendido abiertamente durante los últimos años la vía soberanista que se trazó desde la Generalitat, lo que ha resultado provechoso para el negocio de sus dueños, como se demuestra en la polémica autorización que obtuvo en 2014 por parte del Consejo Audiovisual de Cataluña para crear El Punt Avui TV. Este permiso de emisión lo consiguió con la oposición de tres consejeros del CAC, que criticaron que se realizara "sin exigir al operador arrendatario que justifique la programación que prevé emitir en cada una de las televisiones objeto de arrendamiento".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba