La tasa de desempleo en Estados Unidos bajó al 6 % en marzo, dos décimas menos que la registrada en febrero, en una nueva muestra de la reactivación de la economía tras la crisis provocada por la pandemia, informó este viernes la Oficina de Estadísticas Laborales de EEUU (BLS, en sus siglas en inglés).

En el tercer mes del año de 2021, la economía estadounidense generó 916.000 puestos de trabajo, una cifra superior a las previsiones de los analistas, y la más alta desde agosto del año pasado en EEUU.

"Esta mejora en el mercado laboral refleja la continuada reapertura de la actividad económica que se ralentizó por la pandemia de covid-19. La creación de empleo fue generalizada en marzo, liderada por los sectores de ocio y hostelería, la educación pública y privada, y la construcción", subrayó la nota.

El número de parados aún supera al de febrero de 2020

En total, el número de desempleados en EEUU se redujo a 8,5 millones, una cifra todavía por encima de los niveles prepandémicos de febrero de 2020, cuando había unos 5,7 millones de personas sin trabajo, según las cifras del Gobierno estadounidense.

La tasa de paro, que el pasado año pasó del 3,5 % en febrero al 14,7 % en abril, cuando tuvo un mayor impacto la pandemia de la covid-19, ha ido disminuyendo cada mes desde entonces y en los tres primeros del año se ha acercado al 6 %, lo que indica la buena salud del mercado laboral en 2021.