Tres de los cinco diputados de Ciudadanos en el Parlamento balear se han rebelado contra la coordinadora regional, Patricia Guasp, al despojarla de su condición de portavoz naranja en la Cámara autonómica para colocar de nuevo a Marc Pérez-Ribas, quien ejerció dicho cargo en la primera parte de la legislatura.

El citado Pérez-Ribas, junto a los parlamentarios Jesús Méndez y Maxo Benalal, han firmado un escrito, al que ha tenido acceso Vozpópuli en exclusiva (leer abajo), en el que anuncian a la Mesa del Parlamento balear la sustitución de Guasp por el primero, quien fue el ganador en las primarias naranjas de Cs y cabeza de cartel en las elecciones autonómicas de 2019.

En dicho escrito, los tres diputados afirman que en una reunión interna del 17 de marzo se decidió el cambio en la portavocía del grupo parlamentario. Este periódico ya informó en abril que la dirección nacional había logrado sofocar en ese momento la rebelión interna contra Guasp, pero finalmente se ha producido el paso tras las elecciones del 4-M.

Cs Parlamento Islas Baleares by Vozpopuli

Este motín es un serio contratiempo para la coordinadora autonómica, quien solo lleva medio año en el cargo por decisión de Inés Arrimadas. Guasp ha convocado con carácter de urgencia una reunión del comité autonómico y se esperan dimisiones de varios dirigentes regionales, según adelantaron fuentes naranjas a este diario.

La dirección nacional de Ciudadanos reaccionó al escrito de los tres diputados mostrando su apoyo a Guasp, al tiempo que rechazó "la acción unilateral" llevada a cabo por Pérez-Ribas, Méndez y Benalal. "La dirección no respalda el escrito que algunos diputados han presentado a la Mesa del Parlament, y si este órgano finalmente adoptase la decisión, Cs recurrirá dicha resolución siguiendo los cauces reglamentarios y legales previstos", ha avisado la formación naranja.

Además, Ciudadanos ha anunciado la apertura de un expediente informativo a los parlamentarios involucrados "para esclarecer lo ocurrido conforme a la normativa interna del partido" y conocer "con detalle" las circunstancias de los hechos "para tomar cualquier decisión respecto a las personas implicadas".