A diferencia de lo que ocurre en otros países europeos, la auditoría independiente de la gestión de la pandemia en España duerme el sueño de los justos. Más de un año después de que estallara la crisis sanitaria por el coronavirus, ni el Gobierno central ni las comunidades autónomas han puesto en marcha la evaluación que fue solicitada hace ya nueve meses por un grupo de expertos mediante una carta en la revista científica The Lancet, y a pesar de que todas las administraciones públicas se comprometieron a hacerla.

Los investigadores que propusieron esta evaluación independiente no saben nada más desde que el pasado mes de noviembre arrancaron el compromiso del entonces ministro de Sanidad, Salvador Illa. El hoy líder de los socialistas catalanes les emplazó a reunirse nuevamente en diciembre, pero aquel segundo encuentro no llegó a producirse y tampoco han mantenido el contacto con su sucesora, la ministra Carolina Darias

“Lo último que sabemos es lo que contó la ministra en El Objetivo el pasado domingo”, explica a Vozpópuli uno de los firmantes de la carta publicada en The Lancet, el exdirector y profesor de la Escuela Andaluza de Salud Pública, Joan Carles March, que hace referencia a unas declaraciones en las que Darias reconocía que Sanidad aún no ha designado al equipo independiente que habrá de dirigir la evaluación.

La auditoría estará terminada al menos un año y medio después

La hoja de ruta fue trazada en un documento, desvelado por este periódico, en el que el Ministerio de Sanidad, liderado por la secretaria de Estado, Silvia Calzón, junto con las comunidades autónomas, en el seno del Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud, establecen los grupos de trabajo que se ocuparán de la evaluación, que habrá de realizarse en un plazo de cuatro meses a contar desde su creación

Por tanto, todo apunta a que la auditoría independiente de la gestión de la covid en España estará terminada, con suerte, al menos un año y medio después de que la Organización Mundial de Salud declarara la alerta sanitaria por pandemia. No es sólo un retraso en sí mismo, sino que además demora la adopción de medidas “a corto plazo”: “Hemos perdido oportunidad de parar la segunda ola y tercera, y a este paso no pararemos ni a la cuarta”. 

Las conclusiones de la auditoría permitirán a los expertos conocer empíricamente qué falló en la etapa previa y los inicios de la pandemia de coronavirus, así como prevenir futuras pandemias

March considera “importante” pensar también “a largo plazo” para evitar “posibles nuevas pandemias”. Las conclusiones de la auditoría permitirán a los expertos conocer empíricamente qué falló en la etapa previa y los inicios de la pandemia de coronavirus, y así extraer conclusiones útiles para el futuro: “Por ejemplo, no se está hablando del tema de crear un centro estatal de salud pública”. 

“Me parece muy pobre”, remacha Joan Carles March, que lamenta los continuos retrasos en este asunto, que tardó en abordarse “porque al Ministerio de Sanidad no le gustó la carta publicada en The Lancet y luego ha continuado demorándose por la falta de “compromiso” de Illa: “Es una pena”. “Espero que Darias se moja y haga algún movimiento”, concluye este reputado experto, uno de los más de 20 rubricaron el artículo del que surgió la idea.

Evaluación sin "reparto de culpas"

Los 20 expertos que impulsaron esta propuesta recibieron el apoyo de más de 50 sociedades científicas y asociaciones médicas, y creen que "los gobiernos deberían capitalizar ese consenso". Insisten en que este trabajo deberá ser elaborado por profesionales "independientes" para extraer "recomendaciones que puedan mejorar la situación" sin incurrir en un "reparto de culpas" entre administraciones. Al contrario, mantiene su exigencia de "compromiso" para acometer la evaluación independiente de la pandemia.

Los científicos que rubricaron la carta publicada en The Lancet son Alberto García-Basteiro, Helena Legido-Quigley, Carlos Álvarez-Dardet, Alex Arenas, Rafael Bengoa, Carme Borrell, Margarita Del Val, Manuel Franco, Montse Gea-Sánchez, Juan Jesús Gestal Otero, Beatriz González López Valcárcel, Ildefonso Hernández, Joan Carles March, José Mª Martin-Moreno, Clara Menéndez, Sergio Minué, Carles Muntaner, Miquel Porta, Daniel Prieto-Alhambra y Carme Vives Case.