La Asociación Víctimas del Terrorismo (AVT) ha vuelto a censurar la política penitenciaria del Gobierno de Pedro Sánchez tras comunicarle el Ministerio del Interior este viernes otros cinco acercamientos de presos de ETA, avisando de que más del 40% de los 194 presos se encuentran ya en cárceles cercanas a Euskadi.

"Mientras se prepara la transferencia de la competencia de prisiones, el 17,5% de presos etarras ya están en el País Vasco y el 42,4% a menos de 200 kilómetros", ha recordado la AVT, que reprocha al ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, su negativa a recibirles y haber decidido que el 40 aniversario de la fundación de la asociación sea recordado como "el año que derogó la política de dispersión".

Según datos de la AVT, el Gobierno de Pedro Sánchez ha aprobado 168 traslados que se corresponden a 144 etarras desde junio de 2018. Al País Vasco o Navarra se han autorizado 36, de los que once son por tercer grado y seis por enfermedad. Del total de traslados, 62 son terroristas con delitos de sangre.

Despenalizar el enaltecimiento

La AVT reitera que rechaza los planes del Gobierno para despenalizar el delito de enaltecimiento del terrorismo. "Queremos dejar claro que nos oponemos totalmente, primero porque su tipificación supuso un avance en la deslegitimación social del terrorismo, y segundo, por el impacto negativo que este tipo de actos tienen en las víctimas del terrorismo", sostienen.

La asociación recuerda que el pasado año realizó un informe sobre el impacto psicológico que estos actos tienen en las víctimas del terrorismo, con resultados "demoledores". Su apuesta es revisar el Código Penal para "evitar la impunidad de este tipo de actos", aunque reconocen que la vía penal "por una cuestión técnica ahora es muy complicada y todas las denuncias se archivan".

Por eso demandan mecanismos legales para evitar estos actos, "tanto por la vía penal para castigar a los que los organicen y participen, como la vía administrativa para multar a las corporaciones locales que los permitan". El ministro Grande-Marlaska ha anunciado un proyecto de reforma de la ley de protección de las víctimas que iría encaminado en esta segunda dirección.

La AVT también cuestiona a Interior porque, "lejos de darles explicaciones", se enteran de que califica a las asociaciones de víctimas de "desfasadas" y "no adaptadas a la realidad actual", citando el Plan estratégico de subvenciones de este departamento para los próximos tres años publicado en el BOE el 30 de diciembre.

"Si de algo puede presumir la AVT es de ser pionera en cualquier ámbito relativo a las víctimas del terrorismo, nuestros 40 años de experiencia nos avalan", concluyen.