Bind 4.0 País Vasco conquista a Google, Amazon, Microsoft y Siemens gracias a las startups

Este septiembre, el Gobierno vasco -en colaboración con la empresa privada- lanza su segunda convocatoria para startups orientadas a la industria en la aceleradora Basque Industry (Bind) 4.0. 

Imagen de una sesión de formación en la aceleradora vasca.
Imagen de una sesión de formación en la aceleradora vasca. Cortesía de Bind4.0.

El mundo evoluciona. Ya estamos en la cuarta revolución industrial, la llamada 'Industria 4.0', que introduce las tecnologías digitales en un sector que, actualmente, "representa el 13% del valor añadido del país y emplea al 11% de la población ocupada", según datos del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad. De ahí que el Gobierno nacional haya lanzado la iniciativa Industria Conectada 4.0; y que desde gobiernos autonómicos como el del País Vasco se intente potenciar el sector, en este caso, de la mano de las startups. Una apuesta que ha conquistado a grandes de Silicon Valley como Google, Amazon y Microsoft. 

Las primeras aceleradoras españolas nacieron en 2008. En 2013 se dio el boom y se fueron sumando otras para atender startups de diferentes perfiles y en distintas fases. Y el año pasado, el Gobierno vasco -en colaboración con la empresa privada- lanzó la aceleradora Basque Industry (Bind) 4.0 para startups nacionales e internacionales orientadas a la industria. 

Hasta ahora, 257 startups -procedentes de 41 países- han pasado por el programa que este septiembre abre nuevamente su convocatoria. En Vozpópuli conversamos con Aitor Urzelai, Director de Emprendimiento, Innovación y Sociedad de la Información de Gobierno vasco, sobre el programa, el sector y el peso del ecosistema startup en la economía de la región.

Antes de hablar de Bind, ¿podría contarnos sobre de la industria 4.0 y su relación con las startups?

En la economía globalizada y del conocimiento no podemos competir sólo en términos de costes. Necesitamos ofrecer los mejores productos, capaces de satisfacer nuevas necesidades. Y para ello necesitamos contar con la mejor tecnología y con las personas capaces de mantener viva la innovación tecnológica, tanto internamente como generando un ecosistema al servicio de la innovación industrial, del que formen parte los centros tecnológicos y otros agentes de I+D como un tejido competitivo de servicios avanzados a la industria. 

¿Cómo nace el proyecto de Bind 4.0?

Esta iniciativa es fruto de muchas conversaciones con emprendedores y diversos agentes del ecosistema emprendedor vasco. Y está alineada con tres importantes tendencias que hemos identificado:

  1. Cada vez más lugares a nivel europeo (Londres, Dublín, Berlín)… o a nivel estatal (Barcelona, Madrid) están haciendo esfuerzos importantes y se están posicionando como lugares atractivos y atractores para las nuevas iniciativas empresariales. Euskadi busca encontrar su nicho de posicionamiento y entendemos que debe estar en el ámbito del emprendimiento industrial y tecnológicamente avanzado. Nuestra apuesta es posicionarnos como territorio referente en emprendimiento vinculado a la Industria 4.0.
  2. A su vez, se evidencia un interés real del mundo corporativo por trabajar con startups como estrategia para innovar. Observamos que en los BIC (Business Innovation Centres) y en otros centros de incubación cada vez más empresas consolidadas se acercan y preguntan por las startups que se están incubando y se interesan por sus tecnologías, por sus soluciones y por su talento.
  3. Y por último, las startups demandan cada vez más servicios de apoyo de mayor valor que las subvenciones o apoyos financieros. Somos conscientes de que una de las cosas que más le cuesta a una startup industrial es acceder a ese primer cliente de referencia. 

Aitor Urzelai, Director de Emprendimiento, Innovación y Sociedad de la Información de Gobierno Vasco.
Aitor Urzelai, Director de Emprendimiento, Innovación y Sociedad de la Información de Gobierno Vasco. Cortesía de Bind4.0.

¿Cómo ha recibido el sector industrial la iniciativa?

En la primera edición participaron 15 empresas industriales de primer nivel (como Iberdrola, Mercedes-Benz Vitoria, Michelin,y Repsol-Petronor). En esta segunda edición, no solo repiten las 15 empresas, sino que además se suman 12 nuevas. Los resultados de la primera edición también han conseguido atraer la atención de Google y Amazon, dos gigantes del sector 4.0, que participarán como socios tecnológicos en esta segunda convocatoria, junto a otros dos grandes y que ya participaron el año pasado: Microsoft y Siemens.

Somos conscientes de que una de las cosas que más le cuesta a una startup industrial es acceder a ese primer cliente de referencia

¿Y cuál será el papel de estos 'cuatro gigantes'?

Como ‘partners’ tecnológicos, estas cuatro grandes empresas reforzarán el equipo de mentores y enriquecerán el programa formativo de Bind 4.0, además de ofrecer productos y servicios bonificados y dar soporte tecnológico a las startups seleccionadas.

¿Cómo ha resultado la relación entre el sector público y privado para apoyar a las startups?

La Agencia Empresarial de Euskadi (SPRI) coordina este programa, con la colaboración de los BIC Centros de Empresas e Innovación y las Diputaciones Forales. Por eso, Bind 4.0 se distingue de otras aceleradoras de startups, por su carácter público-privado; supone una oportunidad para las empresas industriales y facilita la colaboración entre el mundo startup y el mundo corporativo. Esto supone para las empresas una gran ventaja, ya que en muchos casos no cuentan con la experiencia para identificar, acceder y trabajar con startups. 

Bind 4.0 se distingue por su carácter público-privado y facilita la colaboración entre el mundo startup y el mundo corporativo

Al estudiar el ecosistema startup -general- de País Vasco, ¿qué valoración le da?

Nuestra valoración es positiva. En Euskadi el impulso por el emprendimiento innovador de base tecnológica existe desde hace ya varias décadas y se ha logrado desarrollar un ecosistema de carácter público-privado de impulso al desarrollo de las startups, formado por una red en la que participan el Gobierno Vasco, las tres diputaciones forales, la universidad, los centros tecnológicos y las empresas. Una red que impulsa nuevos proyectos empresariales desde la aportación de fondos públicos en cada etapa del ciclo de vida de la empresa y que promueve la existencia de fondos privados proactivos para invertir en las nuevas empresas.

En Euskadi el impulso por el emprendimiento innovador de base tecnológica existe desde hace ya varias décadas

Reciben proyectos relacionados con big data, ciberseguridad, internet de las cosas, robótica, realidad aumentada... Pero, ¿cuál es la tendencia entre los perfiles?

Realmente, no se ha evidenciado ninguna tendencia tecnológica concreta. Al momento de seleccionar las startups, las empresas industriales que son quienes eligen las startups participantes. Se han decantado por aquellas startups que ofrecían las soluciones más acordes con sus necesidades y/o retos. Las 11 startups que han sido seleccionadas por las empresas para participar en la primera edición han desarrollado 16 proyectos, de los cuáles cinco han sido de realidad aumentada o realidad virtual, cuatro de IIOT (Industrial Internet of Things), cuatro de Big Data, dos de fabricación aditiva y uno de sistemas ciberfísicos.

El proyecto de la startups Irisbond con ABB, una de las aceleradas en Bind 4.0.
El proyecto de la startups Irisbond con ABB, una de las aceleradas en Bind 4.0. Cortesía de Bind4.0.

Es una pregunta frecuente. ¿Hay o no hay una burbuja startup?

Considero que hoy, más que nunca, se pone en evidencia el valor que pueden aportar las startups en términos de desarrollo económico y social, tanto por su contribución a la innovación tecnológica, como al desarrollo y atracción de talento y la creación de riqueza y empleo. Para evitar el desarrollo de posibles burbujas, considero importante priorizar el apoyo de startups que favorezcan el desarrollo social y económico de los distintos territorios siempre sobre la base a sus fortalezas y capacidades. 

¿Cuántas propuestas se presentaron el año pasado? ¿Cuál es el porcentaje de startups nacionales frente a las internacionales? Las nacionales, ¿dónde podemos ubicarlas?

El año pasado un total de 257 startups, procedentes de 41 países de Europa, África, América y Asia, se presentaron a la primera edición del Bind 4.0. Finalmente fueron seleccionadas 11 startups que desarrollaron soluciones innovadoras ‘ad hoc’ para las grandes compañías industriales asentadas en Euskadi. En total, fueron 16 proyectos tecnológicos que alcanzaron una facturación media de 50.000 euros.

Queremos que las startups se conviertan en empresas con su base fundamental en Euskadi, pero con una clara vocación internacional

Una vez terminado el 'proceso de aceleración', ¿qué pasa con las startups? ¿Consiguen cabida en el sector industrial de la región?

El programa ofrece a las startups un espacio de trabajo en cualquiera de los BICs de Euskadi, píldoras formativas con referentes de nivel internacional y sesiones de mentoring. Estamos poniendo al servicio de las startups los mejores servicios para facilitar su lanzamiento, consolidación y crecimiento. Y queremos que todo esto ocurra en Euskadi, ayudando a que se conviertan en empresas con su base fundamental en Euskadi, pero con una clara vocación internacional y capacidad de prestar sus servicios en cualquier lugar del mundo.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba