TRAS LA FORTUNA SECRETA DEL EXTESORERO DEL PP

El juez exige a la mujer de Bárcenas explicaciones por deshacerse de un coche embargado

El magistrado descubre que el auto de la marca 'Smart' bloqueado a Rosalía Iglesias desde el 2 de septiembre fue dado de baja 19 días después. Valorado en 3.730 euros, la Audiencia Nacional lo busca para evitar su destrucción.

Rosalía Iglesias, mujer de Bárcenas, sale de la Audiencia Nacional en una de sus últimas comparecencias ante el juez.
Rosalía Iglesias, mujer de Bárcenas, sale de la Audiencia Nacional en una de sus últimas comparecencias ante el juez. GTRES

Nuevo enfado del juez Pablo Ruz a cuenta de la investigación patrimoninal de Luis Bárcenas. El titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 ha exigido a Rosalía Iglesias, mujer del extesorero del PP y también imputada en el 'caso Gürtel', que explique por qué ha dado de baja un coche de su propiedad que había sido embargado junto a otros bienes para hacer frente a la fianza civil de 6 millones de euros que el magistrado le impuso en julio. Así consta en una diligencia incorporada al sumario a la que ha tenido acceso Vozpópuli y en la que se detalla que el magistrado tuvo conocimiento de la 'desaparición' del automóvil después de que el Registro Provincial de Bienes Muebles de Madrid le comunicase formalmente que éste, un 'Smart Fortwo Cabrio' con mátricula 0985-FNR, aparecía en sus archivos con la anotación "baja definitiva" desde el 21 de septiembre pasado, diecinueve días después de que el juez dictara su bloqueo.

Un perito tasó del 'Smart Fortwo Cabrio' de Rosalía Iglesias en 3.730 euros. Dos días después fue dado de baja, por lo que el Registro de Bienes Muebles lo valora desde ese momento en 0 euros

Ante la inesperada situación, el juez Ruz baraja ordenar la "localización y precinto del vehículo", para lo que ha pedido opinión a la Fiscalía Anticorrupción. Además, ha requerido a la propia Rosalía Iglesias "la justificación de la baja" ya que la misma fue realizada "con carácter voluntario" por ella misma. El vehículo había sido valorado por un perito judicial en 3.730 euros el pasado 19 de septiembre, dos días antes de que fuera dado de baja. Ahora, el Registro de Bienes Inmuebles de Madrid detalla en la nota que ha remitido a la Audiencia Nacional que oficialmente el valor de dicha propiedad es de 0 euros ya que formalmente ha dejado de existir.

La mujer del extesorero no había incluido el vehículo en la relación de bienes susceptibles de ser embargados que entregó al juez a finales de julio parar cubrir la millonaria fianza civil que el magistrado le había impuesto un mes antes y en la que sí aparecían sendas viviendas en el Pirineo y Marbella, y cuatro plazas de garaje, dos de ellas en Madrid. Sin embargo, cuando el juez dictó el decreto por el que ordenaba el bloqueo de los bienes y la remisión a los diferentes registros de la propiedad de los pertinentes mandamiento "para que se haga anotación preventiva" y evitar que fueran enajeandos, incluyó el automóvil, así como dos trasteros, varias cuentas corrientes y los "derechos consolidados" de un fondo de pensiones que la imputada tenía en Bankia. El magistrado razonaba la inclusión de todos ellos en que la relación de bienes facilitadas voluntariamente por Rosalía Iglesias eran "insuficientes" para cubrir la millonaria fianza. 

El otro coche del matrimonio

El incidente con el 'Smart' de la mujer de Bárcenas no es el primero que se plantea durante la instrucción del sumario con vehículos del matrimonio. Un informe del pasado mes de septiembre del Servicio de Prevención del Blanqueo de Capitales (SEPBLAC) del Banco de España desveló que la pareja seguía haciendo frente todos los meses al pago del 'leasing' con el que habían adquirido un lujoso 'Land Rover 4.4 Tdv8 Vogue' valorado en más de 90.000 euros. El vehículo estaba a nombre de la empresa Conosur Land SL, de la que son únicos propietarios el extesorero y su mujer, y cuyas cuentas, al igual que las de Bárcenas y Rosalía Iglesias, habían sido bloqueadas el pasado verano.

Pese a esta última circunstancia, las pesquisas del SEPBLAC detallaban que alguien había hecho frente en julio, agosto y septiembre a las cuotas mensuales de más de 1.500 euros de dicha adquisición ingresando el dinero en efectivo en una cuenta de la empresa Madrid Leasing Corporation EFC. Entonces, la mujer de Bárcenas se apresuró a remitir al juez Ruz un escrito en el que aseguraba que la persona que había abonado en caja dichas cantidades había sido ella misma, pero que el dinero no procedía de ninguna cuenta no descubierta hasta entonces por la Justicia, sino que había podido hacer frente a los pagos tras pedir a su familia más de 4.600 euros.

Para entonces, la mujer del extesorero del PP ya había entregado un polémico escrito en el que reclamaban al magistrado poder disponer de 5.000 euros al mes de los fondos que ella y su marido tenían en las cuentas bloqueadas para hacer frente a los "gastos de uso corriente de la familia". El juez le pidió entonces que justificase con recibos dichas necesidades económicas, a lo que Rosalía Iglesias respondió con 76 folios con justificantes de pagos. Días más tarde, uno de los bancos en los que el matrimonio tenía domiciliados dichos abonos remitió al magistrado varios de estos recibos. Entre ellos estaban la mensualidad por el alquiler de un local supuestamente dedicado a exposiciones de arte, la Seguridad Social de la asistente del hogar, la cuota anual de la cofradía a la que pertenece e, incluso, los 116 euros del recibo mensual del 'Canal + Premium'.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba