Televisión

Golpe al duopolio: la CNMC expedienta a Atresmedia y Mediaset por concentración publicitaria

El regulador sospecha que las televisiones pactaron los precios para negociar con los anunciantes y las agencias de medios. Atresmedia y Mediaset niegan la mayor, al respecto.

Atresmedia y Mediaset acaparan el 86,5% de los ingresos publicitarios
Atresmedia y Mediaset acaparan el 86,5% de los ingresos publicitarios Javier Martínez

Más de cuatro años después de su fundación, el regulador de los mercados y la competencia (CNMC) ha abierto la caja de los truenos y ha iniciado un expediente contra Atresmedia y Mediaset por concentración del mercado publicitario, según han confirmado a Vozpópuli fuentes cercanas al supervisor. Los dos grupos de televisión acaparan la gran mayoría de la inversión que realizan los anunciantes en el sector y han sido señalados por los pequeños competidores privados y por los canales autonómicos por su posición de dominio.

El regulador sospecha que las televisiones pactaron los precios para negociar con los anunciantes y las agencias de medios, lo que supondría una vulneración de la Ley de Competencia. Atresmedia y Mediaset niegan la mayor, al respecto.

Según los datos publicados por el observatorio i2P, las televisiones recaudaron un total de 1.522,1 millones de euros durante los 9 primeros meses de 2017. En ese período, Atresmedia ingresó 755 millones, mientras que Mediaset, 701,3 millones. Dentro del sector de la TDT, ambos grupos aglutinan el 85% de la cuota de mercado con el 53,8% de la audiencia, lo que ha puesto en serias dificultades a sus competidores.

Las televisiones autonómicas enviaron hace unos meses un decálogo de medidas al Ministerio de Energía, Turismo y Agenda Digital en el que lamentaban que el “duopolio de facto” que existe en el sector de la TDT haya creado una “situación casi insostenible” para los canales de FORTA.

En la misma línea se expresaron los miembros de la asociación conformada por los pequeños competidores de la televisión en abierto (13 TV, Kiss FM, Vocento, Real Madrid TV y Unidad Editorial), que reclamaron al Ejecutivo y a la CNMC que tomara medidas para que la inversión publicitaria se distribuya de forma más equitativa en este medio de comunicación.

El propio presidente del regulador de la competencia, José María Marín Quemada, había expresado en varias ocasiones -antes del inicio de este expediente- su “inquietud” por la situación de dominio de Atresmedia y Mediaset. Los portavoces de estas cadenas siempre se han defendido de estas acusaciones con el argumento de que, en los principales países de Europa, el sector de la televisión en abierto está dominado por dos grandes empresas.

Consideran que esta estructura es difícil de cambiar después de la drástica reducción (40%) del mercado publicitario que ha tenido lugar durante la última década, lo que ha provocado el estrechamiento de márgenes y el aumento de las dificultades para los posibles nuevos competidores.

Compromisos y condiciones

No hay que olvidar que los dos grupos de televisión señalados con este expediente sancionador se conformaron a principios de la actual década, cuando tuvieron lugar las fusiones de Telecinco y Cuatro, primero, y de Antena 3 y LaSexta, posteriormente. Mediaset y Atresmedia asumieron entonces una serie de compromisos para evitar que se viera perjudicada la competencia en este mercado. Sin embargo, su situación de dominio ha sido denunciada por sus competidores desde entonces.

Pese a gozar de esta posición, el Ejecutivo de Mariano Rajoy les concedió dos nuevas licencias de TDT en 2016, lo que motivó las denuncias contra la decisión de la Asociación Española de Anunciantes y del Grupo Prisa, ambas desestimadas recientemente por la justicia.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba