Recogemos una selección de las muestras más atractivas y estimulantes para la temporada de verano que ahora comienza: desde las emblemáticas piezas que convirtieron a Cartier en una firma que combina la belleza y la proporción de la alta joyería hasta el imaginario floral de la artista contemporánea Georgia O'Keeffe, que da lugar, con sus referencias tempranas de la abstracción, a los inicios de la vanguardia pictórica en Estados Unidos.

Rivera-Millares. Ética de la reparación

Barcelona. Hasta el 24 de julio. Galería Mayoral.

El andaluz Manuel Rivera (1927-1995) y el canario Manolo Millares (1926-1972) fueron cofundadores del Grupo El Paso, fundamental en la configuración y definición de la vanguardia española de posguerra. Además, compartieron un sentido expresivo sobre la abstracción, incluso con el uso de materiales no convencionales: tela metálica y alambre, en el caso de Rivera; arpillera en el de Millares. Esta exposición es la primera en la que se enfrenta obras de ambos, diez en total realizadas entre 1957 y 1972.

Cartier Pavilion of Design

Madrid. Hasta el 20 de junio. Casa de Vacas, Parque del Retiro.

Por primera vez se reúnen las creaciones más emblemáticas de Casa Cartier: Santos de Cartier, Tank, Trinity, Love, Juste un Clou, Panthère de Cartier y Ballon Bleu de Cartier. La propuesta es una experiencia interactiva e inmersiva a la que se suma la exhibición de obras históricas, como la pulsera Love de la duquesa de Windsor, Wallis Simpson, o la pulsera Nail, diseñada por Aldo Cipullo para Cartier New York en 1971. La pureza de la línea, la precisión de la forma, la exactitud de las proporciones, la belleza de los detalles: estos son lo principios que se quieren destacar en esta muestra en pleno Parque del Retiro.

'Calle de Nueva York con luna' (1925), de Georgia O'Keeffe.

Georgia O'Keeffe

Madrid. Hasta el 8 de agosto. Museo Thyssen-Bornemisza.

Primera retrospectiva en España de la artista estadounidense Georgia O’Keeffe (1887-1986), compuesta por cerca de 90 obras. La exposición recorre su trayectoria desde la década de 1910, en la que se expresaba con criterios que son considerados pioneros de la abstracción, su etapa posterior focalizada en el universo floral, más tarde sus vistas de Nueva York –que le han granjeado el ser llamada madre del modernismo en su país– y finalmente su etapa basada en su estancia en Nuevo México, en donde terminaría sus días con 98 años de edad.

'Venus recreándose en la música', de Tiziano (hacia 1550).

Pasiones mitológicas

Madrid. Hasta el 4 de julio. Museo del Prado.

Tiziano, Veronese, Allori, Rubens, Ribera, Poussin, Van Dyck, Velázquez; además de su genialidad, todos ellos comparten el haber elegido en algún momento el tema del amor mitológico. Esta exposición presenta casi 30 obras, cuyo eje central son las seis pinturas realizadas por Tiziano para el rey Felipe II entre 1551 y 1562: Dánae, Venus y Adonis, Perseo y Andrómeda, Diana y Acteón, Diana y Calisto y El rapto de Europa. Destinados a los aposentos privados del rey, están en esta muestra por primera vez reunidas desde entonces.

Ciudades soñadas en Cuba (1980-1993)

Palma. Hasta el 26 de septiembre. Es Baluard.

Entre los años mencionados en el título –que incluye la frase La utopía paralela– se realizó en Cuba un proyecto que involucró a arquitectos y diseñadores cuyo objetivo era imaginar La Habana desde un punto de vista en que primara la funcionalidad como condición exclusiva. Bajo ocho secciones (Ciudad Prólogo, Monumentos en presente, Una habitación en el mañana, Utopías instantáneas, Reconstruir el Malecón para romper el Muro, Guantánamo: última frontera de la guerra fría, La ciudad invisible y Luces de la ciudad) se presentan los resultados de lo que fue, como tantos, una propuesta sin materialización.

Non finito. El arte de lo inacabado

Palma. Hasta el 15 de agosto. CaixaForum.

Exposición organizada en conjunto con el Museo Nacional de Escultura que pone el foco en una particularidad: obras inconclusas. Ese rango abarca también obras imperfectas, en pleno proceso de creación, interrumpidas de manera fortuita o adrede, incluso concebidas como fragmentos. Hay piezas de, entre otros, David Hockney, Antonio López, El Greco, Dora Maar, Max Ernst, Rembrandt van Rijn, Marcel Duchamp, Marc Chagall, Federico Fellini, Eduardo Chillida, y Brassaï. Destaca la última pintura sobre la que trabajaba Joaquín Sorolla, inacabada debido a una indisposición de la que nunca se recuperó.

'Picasso Ibero', en Santander.

Picasso Ibero

Santander. Hasta el 12 de septiembre. Centro Botín.

Organizada en colaboración con el Musée National Picasso-Paris, esta exposición es presentada como la primera muestra relevante acerca de la influencia que el arte ibero ha tenido en la obra de Pablo Picasso (1881-1973) a través de más de 200 piezas. Se refiere que el artista malagueño descubrió el arte ibero en 1906, en la sala de antigüedades orientales del Louvre, a través de algunas esculturas como las del Cerro de los Santos (Albacete) o la Dama de Elche. Así, se exhiben dibujos preparatorios, esculturas y pinturas creados a partir de ese descubrimiento.

Los blancos secretos de su panza

Santiago de Compostela. Hasta el 5 de septiembre. Museo Centro Gaiás.

A partir de un pasaje de la novela Moby Dick, de Herman Melville, la comisaria Bea Espejo ha seleccionado 53 obras procedentes de la Fundación Rac, una de las más relevantes de España en el campo del arte contemporáneo, centradas en una reflexión sobre el color. Así, se exponen obras de artistas españoles e internacionales, entre ellos, Ignasi Aballí –autor del proyecto que representará a España en la próxima Bienal de Venecia–, Carmen Calvo, Eulalia Valldosera, Tracey Moffatt, Juliâo Sarmento o John Baldessari.

Mesa 'Tour', de la diseñadora italiana Gae Aulenti.

Objetos de deseo. Surrealismo y diseño, 1924-2020

Sevilla. Hasta el 22 de agosto. CaixaForum.

Pinturas, esculturas, objetos de colección, carteles, revistas, libros y fotografías, también películas históricas, como Un perro andaluz (1929), todas ellas de referencia surrealista, más piezas de diseño de artistas contemporáneos inspiradas en ese movimiento artístico que destacó en el primer tramo del siglo pasado, forman esta exposición. Giorgio de Chirico, Salvador Dalí, René Magritte y Le Corbusier, entre otros, por un lado; Gae Aulenti, Björk, Claude Cahun y Isamu Noguchi, entre muchos, por el otro, son los nombres que aparecen; todo con el afán de reflejar ese diálogo.