Tribunales

Podemos y los tres testimonios clave del ‘caso Neurona’ que todavía no ha oído el juez

Se trata del exgerente del partido, el proveedor de servicios de la consultora y el responsable de la firma mexicana. El magistrado Escalonilla ya tiene previsto interrogar a los dos primeros 

Caso Neurona
Caso Neurona Teresa García

El juez que investiga a Podemos por presunta malversación de dinero público ha citado para el 21 de diciembre como testigos a dos trabajadores del partido. Quiere saber si la consultora Neurona realizó realmente los trabajos por los que la formación morada le pagó al menos 363.000 euros con dinero de subvenciones electorales. Sin embargo, en esta madeja figuran tres personajes clave cuyo conocimiento resulta ahora fundamental para esclarecer el caso.

Se trata del que fuera gerente de Podemos, Pablo Manuel Fernández Alarcón, desde 2019 asesor en el Parlamento de Bruselas. También la persona que figuraba como contacto para la prestación de servicios en el contrato que firmaron Neurona y Podemos, Eduardo López Hernández. Y en tercer lugar, el director de Neurona Consulting, César Hernández Paredes, persona próxima a dirigentes del partido. Al menos a los dos primeros el juez les considera relevantes porque los citó en un auto del pasado 30 de julio. Pero fuentes jurídicas confirman que sus declaraciones aún siguen pendientes de realizarse. 

1) Pablo Manuel Fernández Alarcón. El juez Juan José Escalonilla consideró relevantes sus conocimientos y por eso le incluyó en uno de sus primeros autos del caso. Le citó como testigo para el día 13 de noviembre, pero su comparecencia todavía no ha tenido lugar, según informan fuentes jurídicas. Esta investigación tiene su origen en la denuncia que presentó ante la Guardia Civil el exabogado de Podemos, José Manuel Calvente.

El letrado declaró ante el juez el 29 de julio y en su comparecencia de más de horas citó a Pablo Manuel Fernández en varias ocasiones. Según dijo, “fue uno de los purgados”, razón por la que dejó su puesto de gerente del partido. En su lugar nombraron a Rocío Val, una de las investigadas por el juez. Calvente aseguró ante el juez que el referente de Podemos Juan Carlos Monedero cobró comisiones por el hecho de que que se contratara a Neurona para la campaña electoral de abril de 2019. Según narró, eso se lo dijo a él Pablo Manuel Fernández.

"Metiendo la mano en la caja"

“Yo recordaré toda la vida cuando Pablo Manuel Fernández me dijo: ‘Están metiendo la mano en la caja y eso no lo podemos permitir’”, relató en otro momento de su interrogatorio. Fernández Alarcón es además el marido de Gloria Elizo, actual diputada de Podemos y vicepresidenta tercera del Congreso. Elizo es otra de las exdirigentes próximas a Pablo Iglesias caída en desgracia en los últimos años. 

Fue desplazada como responsable del área de Legal del partido y, según Calvente, es la persona que le animó a que investigara las irregularidades de Podemos junto a la exresponsable de cumplimiento normativo, Mónica Carmona. Elizo ha concedido entrevistas en los últimos meses en los que no ha ocultado sus críticas hacia la dirección del partido, por ejemplo, en la manera de gestionar en los tribunales el caso Dina, que afecta de lleno al líder de Podemos y vicepresidente del Gobierno. 

En el caso Neuronaes importante establecer las fechas en las que se produjeron los hechos. El administrador de Neurona, un abogado sevillano investigado llamado Elías Castejón, dijo que firmó el contrato con Podemos el 27 de marzo. Eso a pesar de que en el documento figura la fecha del 27 de febrero, antes de la propia constitución en España de la consultora Neurona, filial de una firma mexicana con el mismo nombre. Castejón defiende que eso es un error tipográfico y que realmente se firmó en marzo. No obstante, existe otra versión del contrato firmada el 6 de marzo, dos meses después de las elecciones. 

Una tapadera para cobrar dinero de las subvenciones

Calvente denuncia que Neurona se creó en España como tapadera para cobrar el dinero de las subvenciones y añade que a él, en su calidad de abogado, ya le enseñaron en febrero un borrador del contrato con la citada consultora, un mes antes de su constitución como empresa en España. Según su tesis, ese borrador se lo dio para que lo analizara Pablo Manuel Fernández a quien Calvente describe en su denuncia como “una persona de una integridad, honestidad y honradez inatacable”. 

Pablo Manuel Fernández Alarcón
Pablo Manuel Fernández Alarcón Podemos

El hecho de que se haya aplazado su declaración es un arma de doble filo. Por un lado ya sabe qué es lo que han ido declarando los investigados y testigos que han pasado por el Juzgado. Pero al mismo tiempo podrá ser interrogado en su calidad de exgerente por más detalles de la causa en la que él acude como testigos, es decir, con la obligación de decir la verdad. 

2) Eduardo López Hernández. Fue citado a declarar también el pasado 13 de noviembre, pero en su caso como investigado en la causa. En el auto al que ha tenido acceso Vozpópuli apenas se dice de él que “aparece en el contrato de Neurona Comunidad S.L. como persona de contacto del prestador de servicios”. Efectivamente, en el documento del contrato del 27 de febrero que obra en poder del juez figura el nombre de esta persona junto a un correo electrónico, un número de teléfono con prefijo internacional y la dirección postal del despacho sevillano en el que se constituyó Neurona en España.

Fuentes de la causa creen que se encuentra en México y que debe ser citado a declarar de nuevo. El Confidencial publicó una información en la que aportaba más datos de esta persona. Se trata de un abogado con despacho en la región mexicana de Guanajuato y según el citado medio no consta que se desplazase nunca a la sede sevillana de Neurona pese a encargarse de la coordinación de los trabajos contratados por Podemos para la campaña electoral. 

En su declaración como investigado ante el juez, el abogado sevillano que figuraba como administrador único de Neurona, Elías Castejón, afirmó no tener ninguna relación con Podemos. Afirmó que él es solo miembro de un despacho de abogados al que acudieron los responsables de Neurona y que contrataron sus servicios para que constituyera en España una filial de Neurona. Sin embargo, su persona de contacto no era Eduardo Hernández López, sino otro llamado Germán Cobos.

Según El Confidencial, Eduardo Hernández y Germán Cobos comparten despacho de abogados y ambos son apoderados en Neurona y figuran juntos en varias empresas. Una de ellas fue proveedora de servicios del partido del actual presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador. Neurona es a su vez la consultora de cabecera de Podemos así como de diversos dirigentes de izquierdas latinoamericanos.

3) César Hernández Paredes. Es la persona a partir de la cual Podemos conoció Neurona, muy vinculado a dirigentes del partido como Juan Carlos Monedero. Los abogados de la formación que presentaron la denuncia, José Manuel Calvente y Mónica Carmona, señalaron a la mano derecha de Pablo Iglesias Juan Manuel del Olmo como la persona que ordenó contratar a la consultora para la campaña electoral. Del Olmo es el secretario de Comunicación de Podemos y desde este año ocupa el cargo de Director de Estrategia y Comunicación de la Vicepresidencia del Gobierno de Pablo Iglesias. 

Del Olmo declaró el pasado 20 de noviembre ante el juez y admitió que él fue el responsable de la contratación de Neurona, si bien se desvinculó de todo tipo de gestión o pagos. Justificó su elección en la trayectoria y prestigio internacional de esta consultora que conocía a través de César Hernández. Según dijo, contactaron en 2018 y cuando inició el ciclo electoral de 2019 decidieron contratar sus servicios. Enmarca esa relación en el desempeño normal de un responsable de comunicación.

Elía Castejón explicó a Vozpópuli que Neurona se fundó el 19 de marzo de 2019 por dos socios: César Hernández Paredes y Andrea Edlin López Hernández. El abogado destaca que ambos son ciudadanos mexicanos "con NIE español en vigor y cuyos datos figuran inscritos en el Registro Mercantil de Sevilla". Según la Policía, la candidatura de Unidas Podemos hizo pagos por un total de 425.000 euros hasta enero de 2020. El nombre de Andrea Edlin López aparece de nuevo en la investigación dando la orden a Elías Castejón para que transfiriese 270.000 euros a otra mercantil también bajo el foco del juez llamada Creative Advice, con sede en México.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba