La delegada del Gobierno en Comunidad de Madrid, Mercedes González, ha indicado este viernes que solo están permitidas 1.000 personas en la manifestación que han convocado CCOO y UGT en la capital por el 1 de mayo, y ha afirmado que "está segura de que los sindicatos cumplirán".

No obstante, la delegada del Gobierno, en declaraciones a Antena 3 recogidas por Europa Press, ha explicado que ambas organizaciones sindicales pidieron que el aforo fuese de 3.000 personas, pero que finalmente se redujo a 1.000.

También en declaraciones a Antena 3, el secretario general de CCOO, Unai Sordo, se ha quejado de la cifra, y ha afirmado que "hay más gente en la Calle Preciados en Madrid que en una manifestación". "Yo creo que esto no es una polémica con demasiada sustancia. Vemos apelotamiento de gente en concentraciones de la campaña electoral de Madrid y no veo que se esté montando tanto escándalo", ha dicho.

Asimismo, el líder sindical ha dejado claro que se va a garantizar que se cumplen las normas de seguridad y que las personas van a acudir con mascarilla y cumpliendo las normas sanitarias.

"Plenas garantías"

Por su parte, en una entrevista a RNE, el secretario general de UGT, Pepe Álvarez, ha afirmado que este Primero de mayo "tiene que marcar un punto de partida para solucionar los problemas de las personas".

"Las manifestaciones van a ser seguras y van a tener plenas garantías desde el punto de vista sanitario, por lo que animo a la población de este país a que se movilicen para encontrar una salida con derechos de esta pandemia", ha dejado claro Álvarez.