Desarme de ETA

La Audiencia archiva la causa por el desarme de ETA hasta recibir información de Francia

A la espera de que el país galo entregue un análisis pormenorizado de las 120 armas de fuego que ETA entregó el pasado 8 de abril, la Audiencia Nacional ha decretado el archivo provisional de la causa donde se investiga el desarme de la organización terrorista. El objetivo: evitar que los plazos de instrucción previstos en la LeCrim corran en contra de las pesquisas. 

Agentes franceses durante el desmantelamiento de un zulo de ETA el pasado miércoles.
Agentes franceses durante el desmantelamiento de un zulo de ETA el pasado miércoles. EFE

La Audiencia Nacional ha archivado de forma provisional la investigación abierta por el desarme de la banda terrorista ETA a la espera de que Francia remita información detallada del arsenal entregado por la organización criminal.

El extitular del Juzgado Central de Instrucción Número 6, el magistrado Eloy Velasco, abrió el pasado mes de abril unas diligencias previas -a instancias de la Fiscalía de este órgano que encabeza el fiscal Jesús Alonso- con el fin de cursar una Comisión Rogatoria a Francia para que el país galo entregase a España todos los pormenores de la entrega de armas protagonizada por los etarras hace dos meses.

El pasado 8 de abril, ETA entregó a la Policía francesa la localización de ocho zulos donde la banda almacenaba 120 armas de fuego, 3 toneladas de explosivo y varios miles de municiones y detonadores.

A raíz de estos hechos, el juez Velasco pidió, por un lado, a las autoridades francesas que autorizasen a la Guardia Civil acceder al arsenal de armas entregadas con el fin de esclarecer los atentados sin resolver de la banda y, por otro, que se enviara a la Audiencia un análisis pormenorizado -es decir, un examen pericial, de huellas, de ADN, etc- de todas las armas de fuego entregadas por la organización criminal. El objetivo de esta petición no era otro que poder esclarecer atentados cometidos presuntamente a manos de ETA y que continúan a día de hoy sin resolver. 

Según informan fuentes jurídicas consultadas por Vozpópuli, debido a que la Ley de Enjuiciamiento Criminal (LeCrim) limita los plazos de la instrucción, el magistrado decretó recientemente el sobreseimiento provisional de este procedimiento para evitar que los mismos corrieran en contra de las pesquisas. 

El archivo interrumpe los plazos

El artículo 324 de la LeCrim establece que los plazos legales de seis meses de instrucción para causas simples y 18 para causas complejas se interrumpen "en caso de acordarse el secreto de las actuaciones, durante la duración del mismo, o en caso de acordarse el sobreseimiento provisional de la causa". De ahí, que la Audiencia haya decretado ahora el archivo de este procedimiento hasta que Francia envíe, vía Comisión Rogatoria, todos los datos recabados tras analizar el arsenal entregado por la banda.

Lo cierto es que desde un primer momento las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad se mostraron poco optimistas sobre la posibilidad de que las armas facilitadas por ETA sirvan para arrojar luz sobre los cientos de crímenes que hay sin resolver, ya que seguramente las mismas estarían "limpias" de pruebas, mientras sospechan que muchas de las usadas en las acciones terroristas no fueron proporcionadas a los "mediadores" del desarme.

Actualmente, hay 224 atentados de ETA que no se han esclarecido totalmente. En los últimos años, los jueces centrales de Instrucción de la Audiencia Nacional ha reabierto una veintena de casos con el fin de esclarecer los mismos. Con gran parte de estas nuevas aperturas se evitó la prescripción de asesinatos cometidos por la organización criminal.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba