Medios

EFE espera que el ‘salvavidas financiero’ que le prometió el Gobierno llegue antes de final de año

Desde la agencia pública de noticias, presidida por Fernando Garea, esperan que el Consejo de Ministros apruebe el próximo diciembre el Real Decreto que le garantizará una importante aportación económica adicional cada año

Fernando Garea, presidente de la Agencia EFE
Fernando Garea, presidente de la Agencia EFE EFE

La Agencia EFE aguarda, como agua de mayo, la aportación extraordinaria que recibirá a partir de ahora por parte de los Presupuestos Generales del Estado para que pueda prestar su servicio de interés económico general (SIEG). La Comisión Europea reconoció a esta empresa, en 2016, la posibilidad de recibir esta ayuda pública por el interés estratégico que tiene su actividad y, a partir de ahí, España ha tenido que realizar una serie de ajustes normativos para poder entregarle esta partida. El último paso en este sentido le corresponde al Consejo de Ministros, que se espera que se pronuncie antes del final de año.

La situación de esta agencia pública de noticias es compleja. Principalmente, por dos razones: por un lado, porque, tras la llegada de la crisis económica, el Estado redujo ostensiblemente la aportación económica anual que le destina, por la vía de los Presupuestos, para desempeñar su actividad. Por otro, porque la salud financiera de una parte de los medios de comunicación que tienen contratados sus servicios se ha deteriorado durante la última década, en la que han confluido la caída del papel, la transformación digital y las vacas flacas del mercado publicitario.

Según adelantaba este miércoles Dircomfidencial, esta sociedad pública perdió en 2017 un total de 12,4 millones de euros, frente a los 9,8 millones del ejercicio anterior. Su mala situación económica obligó a su principal accionista -SEPI- a realizar en 2017 una aportación de 21,8 millones para evitar su 'colapso' financiero.

Esta realidad mejoraría ostensiblemente con la aportación económica del SIEG, que compensaría el tijeretazo presupuestario que se aplicó a EFE cuando sobrevino la 'gran recesión'.

El texto del Real Decreto que regulará el pago de esta ayuda pública estará en plazo de alegaciones hasta el próximo 5 de diciembre. A partir de ahí, deberá recibir el visto bueno del Consejo de Estado y ser ratificado por el Ejecutivo, algo que se espera que no demore más allá del 31 de diciembre, señalan fuentes de la Agencia.

Interés estratégico

Los servicios de interés económico general son actividades comerciales que cumplen misiones de interés general y que están sujetas a obligaciones específicas de servicio público. La comisaria Margrethe Vestager pidió a España en junio de 2016 que “adoptara las medidas legislativas y administrativas necesarias” para situar a su agencia pública de noticias bajo este paraguas y, dos meses después, recibió el visto bueno del gobierno, entonces en funciones.

Desde entonces, ha tenido lugar un largo proceso legislativo que tuvo su principal hito en noviembre de 2017, cuando se publicó la Ley de Contratos del Sector Público, que en una de sus disposiciones adicionales (la número 53) reconocía expresamente "que el servicio público de noticias de EFE" es "de interés económico general". 

El Real Decreto que aprobará el Ejecutivo desarrollará el método que seguirá España para conceder anualmente esta ayuda pública. Entre otras cosas, precisa que para comprobar si la Agencia EFE cumple el servicio público que tiene encomendado se creará una Comisión de Control y Seguimiento que estará presidida por el secretario de Estado de Comunicación; e integrada por dos representantes del Ministerio de la Presidencia, Relaciones con las Cortes e Igualdad y de la Secretaría de Estado de Comunicación y dos vocales del Ministerio de Hacienda.

Lo que está por dilucidar es el importe exacto que recibirá EFE por prestar este servicio. De hecho, en las reuniones que han mantenido los responsables de la agencia con los representantes de los trabajadores durante los dos últimos años se ha llegado a hablar de cantidades que han oscilado entre los 12 y los 50 millones de euros anuales. Sea como fuere, se espera que esta partida compense el recorte que sufrió la citada empresa pública hace una década, que, entre otras cosas, ha dificultado sobremanera su transición digital.

Actualmente, recibe 38 millones de euros de los Presupuestos Generales del Estado, una cantidad que es mucho menor a la de las principales televisiones autonómicas, pese a que EFE cuenta servicio en 180 ciudades de 120 países.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba