España

Primeros movimientos en la izquierda para convocar una marcha de 'no a la guerra'

Comisiones Obreras y UGT han sondeado a los diferentes partidos sobre una eventual manifestación a favor de la paz y en contra del terrorismo. Está todavía en una fase embrionaria, sin lema ni fecha de convocatoria. Las voces partidarias de una movilización aumentan entre las bases de Podemos e IU.

Cándido Méndez (UGT), Ignacio Fernández Toxo (CC OO) y Pablo Iglesias (Podemos)
Cándido Méndez (UGT), Ignacio Fernández Toxo (CC OO) y Pablo Iglesias (Podemos) Podemos

Al día siguiente de producirse los atentados de París del 13-N, el sindicato Comisiones Obreras ya expresó su intención de hacer un llamamiento a la paz mediante una manifestación, idea que va cobrando forma en paralelo al aumento de las intervenciones de las fuerzas armadas francesas en Siria contra los terroristas de ISIS. La organización que dirige Ignacio Fernández Toxo afirmó el pasado sábado que "tras expresar nuestro dolor y solidaridad con las víctimas y sus familias, corresponde a la política y a la democracia organizar una gran manifestación en defensa de la paz, la libertad y la seguridad". Así, la central, junto a UGT, abogó por llevar a cabo una "movilización consciente, serena y firme, en todas las calles de España que renueve nuestra confianza en la democracia y sus instituciones". De momento, el Gobierno ha descartado una participación militar de España en el avispero sirio.

Desde CC OO el mismo sábado se pusieron en contacto con los diferentes partidos políticos para sondearles sobre una posible marcha a favor de la paz y en contra del terrorismo. Tal y como avanzó cuartopoder.es, el sindicato de Fernández Toxo puso sobre la mesa esta propuesta en la reunión que mantuvo con Podemos el pasado lunes. También estuvo el secretario general de UGT, Cándido Méndez. Asimismo, ambos líderes sindicales se vieron este miércoles con el líder de Ciudadanos y candidato a la Moncloa, Albert Rivera, y en la cita, centrada en temas laborales, abordaron igualmente lo hablado por teléfono el sábado, según ha podido saber Vozpópuli. Fuentes presentes en tal encuentro apuntaron a este diario que se insistió en que "sería bueno que se escenificara la unidad de partidos, agentes sociales y sociedad civil" en esta cuestión, si bien precisando que la iniciativa debería corresponder al Gobierno.

Vozpópuli también se puso en contacto con la responsable confederal de Movimientos y Redes Sociales de CC OO, Empar Pablo, quien explicó que no hay novedades, más allá de las conversaciones con las distintas fuerzas políticas, sobre una posible marcha, todavía en una fase embrionaria, sin fecha de convocatoria ni lema.

Los dirigentes de Podemos e IU se muestran de momento receptivos con la iniciativa de Comisiones y UGT

Al mismo tiempo que los sindicatos mayoritarios estudian el terreno, entre las bases de Podemos e IU se multiplican las voces que piden la convocatoria de una manifestación de "no a la guerra". En estos casos, los llamamientos a las cúpulas de tales partidos para que respalden tal movilización, van acompañados de mensajes de repulsa a los ataques aéreos ordenados por el presidente francés, François Hollande. Las direcciones de ambas formaciones, sin presencia en el pacto antiterrorista de PP y PSOE, aguardan con cautela al curso de los acontecimientos, se muestran de momento receptivas con la iniciativa de CC OO y UGT y reiteran su rotundo "no a la guerra". 

En este sentido, el diputado de IU y candidato de Unidad Popular al 20-D, Alberto Garzón, señaló este miércoles que su formación "va a mantener la coherencia del 'no a la guerra". De este modo, tras recordar que IU ya defendió un referéndum sobre el papel de España en la ocupación de Irak en 2003, Garzón subrayó que una eventual intervención de España en la guerra en Siria habría de responder a "una decisión democrática, respaldada y legitimada por la mayoría de la sociedad, y no solo por unos pocos partidos en una pequeña mesa". Al igual que en la coalición, en Podemos consideran que cualquier determinación de este calibre tiene que someterse a una consulta de los ciudadanos. "Si un país debe ir a la guerra la decisión no debe pasar sólo por el Parlamento", declaró el secretario de la formación morada, Pablo Iglesias, que dijo compartir el "no a la guerra" manifestado por Garzón.

Tres antecedentes distintos en la calle

Los sindicatos CC OO y UGT, además de PSOE e IU, fueron protagonistas de anteriores manifestaciones a favor de la paz. Una de ellas fue la del 15 de febrero de 2003 contra el ataque de Estados Unidos a Irak, la mayor concentración en Madrid hasta entonces después del asesinato del concejal del PP Miguel Ángel Blanco a manos de ETA. Semanas después, el jefe del Ejecutivo en aquella fecha, José María Aznar, confirmaba que el apoyo de España a esta intervención se traduciría en el envío de tropas "con tareas logísticas, no de combate". El nuevo Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero ordenó la retirada de estas tropas al año siguiente.

En 2007, todavía en el primer mandato de Zapatero, unas 400.000 personas según la organización, que corrió a cargo del Foro Social de Madrid y que contó también con el respaldo de las centrales, PSOE e IU, recorrieron las calles del centro de Madrid bajo el lema Por la paz. No a la guerra. No a la violencia. Por el fin de la ocupación de Irak. Por el cierre de Guantánamo. También hubo marchas similares en otras ciudades españolas como Barcelona, Sevilla, Pamplona, Valencia o Gijón. Ya en 2011, en el segundo mandato de Zapatero, IU se quedó sola en la calle denunciando la participación española en la guerra de Libia, donde los militares españoles prestaron cobertura a la OTAN en la zona de exclusión aérea y en el embargo de armas.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba