Deportes

El Deportivo regresa a Primera un año después de bajar y estar al borde de otro descenso administrativo

El Deportivo certificó este sábado de forma matemática su regreso a Primera casi un año desde que había perdido su plaza en la máxima categoría del fútbol español. Con su victoria ante el Jaén (1-0), el conjunto que entrena Fernando Vázquez, que descendió el 1 de junio de 2013, es nuevo equipo de la Liga BBVA a falta de una jornada para la conclusión de la Liga Adelante y acompañará en ese camino al Eibar, que subió la semana pasada.

El equipo gallego dependía de sí mismo para confirmar su retorno a la élite tras haber fallado en la anterior jornada, en la que su derrota ante el Numancia en Los Pajaritos aplazó el objetivo. El Depor logra así su segundo ascenso a Primera en las tres últimas temporadas y el duodécimo de su centenaria historia, después de los que había conseguido en las campañas 1940-41, 1945-46, 1947-48, 1961-62, 1963-64, 1965-66, 1967-68, 1970-71, 1973-74, 1990-91 y 2011-12.

Esta vez, el equipo coruñés vuelve a Primera de la mano de Fernando Vázquez, que cogió las riendas del Deportivo la temporada pasada cuando ya parecía condenado al descenso y estuvo a punto de salvarlo. Descendió en la última jornada, en la que dependía de sí mismo, como en su anterior descenso, pero perdió ante la Real Sociedad (0-1) y bajó a Segunda junto al Mallorca y el Zaragoza.

De los tres, el Deportivo es el único que ascenderá a la Liga BBVA en una muestra de lo que cuesta hacer el camino inverso al de descenso en solo una temporada, algo que el club coruñés ha hecho en sus dos últimos regresos a Primera. Supo sacar el máximo partido a sus virtudes, fue capaz de contrarrestar sus carencias, superó sus dificultades económicas, no se descentró ni por la amenaza de descenso administrativo que hubo en julio, ni por el concurso de acreedores, ni por perder a sus mejores jugadores tanto en el mercado estival como en el invernal, ni por las elecciones a la presidencia.

Sin un juego brillante, pero sí sólido, con una plantilla que se diseñó a contrarreloj en agosto, a base de retales, el Deportivo no se puso nervioso en las primeras jornadas, en las que llegó a estar fuera de las posiciones de promoción de ascenso. Desde la jornada decimotercera consiguió meterse en puestos de ascenso directo y ya no los abandonó.

Se estrenó en la primera posición de la tabla en la jornada quince, la perdió en el siguiente encuentro, la recuperó en la decimoctava, mantuvo el liderato hasta la vigésimo primera, volvió a él en la vigésimo tercera y en la vigésimo quinta se lo quitó el Eibar, con el que lo intercambió en la trigésimo tercera y la cuadragésima..

El Deportivo se vio casi en Primera después de golear al Mallorca el 20 de abril, en el trigésimo quinto encuentro, cuando tenía nueve puntos de ventaja sobre la promoción de ascenso, pero después perdió ante la Ponferradina y se complicó la vida con tres empates consecutivos y una nueva derrota en Soria hasta que por fin pudo celebrar el ascenso frente al Jaén, delante de su público, que cambió la tristeza de hace un año por la felicidad absoluta.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba