El Buscón

Alarma en Zarzuela: Don Juan Carlos se empeña en asistir al desfile militar del 12-O

El rey padre quiere asistir al desfile de la Fiesta Nacional

Muchos ríos de tinta siguen corriendo sobre la resistencia de don Juan Carlos a pasar a un segundo plano y ceder todo el protagonismo a Felipe VI. Desde la Casa Real se hacen auténticos equilibrios para no dejar en mal lugar al padre del rey, interpretando como algo normal sus frecuentes reapariciones públicas desde que su cadera le da algunas alegrías. Hay obsesión por no proyectar una imagen de bicefalia en la más alta institución del Estado, pero en ocasiones las cosas se complican.

Ahora el debate en La Zarzuela se centra en si debe dejarse o no que don Juan Carlos esté en primer fila, junto a su hijo, en el desfile militar previsto para la Fiesta Nacional del próximo día 12. Don Felipe quiere evitar esa foto, pero su padre no está por la labor. Y todavía no hay una decisión tomada porque en Zarzuela hay opiniones enfrentadas. En la Fiesta del año pasado, tuvo que cambiarse todo el protocolo porque debido a la convalecencia del entonces rey, tuvo que presidir la ceremonia don Felipe en calidad de príncipe. Su madre, doña Sofía, prefirió retirarse al Palacio Real, desde donde dirigió la recepción que siguió al desfile.

39 años como capitán general

La querencia de don Juan Carlos por el estamento militar tuvo una emotiva respuesta hace unos días cuando el Estado Mayor de la Defensa le ofreció un cálido homenaje después de 39 años como capitán general de los Ejércitos. Fue un almuerzo privado en el que el rey padre estuvo acompañado de la cúpula militar. En el acto estuvo el ministro de Defensa, Pedro Morenés, amigo de batallas, desde hace tiempo, de don Juan Carlos. El pasado junio, el Boletín Oficial de la Defensa publicó el pase a la situación de segunda reserva del rey, tras la entrada en vigor de la ley que hizo efectiva su abdicación en su hijo, Felipe VI, nuevo capitán general de las Fuerzas Armadas.

Que a don Juan Carlos le sigue yendo la marcha, la militar y la no militar, lo demuestra su presencia en el mundial de baloncesto, cuando al inicio del campeonato, en septiembre, visitó a la selección española en Granada bajando, incluso, al vestuario de los jugadores. Un mes antes, hizo una escapada a Colombia en pleno agosto con el pretexto de asistir a la toma de posesión de Juan Manuel Santos. Fue la primera vez que apareció en público después de su abdicación, antes de que se le viera comprando morcillas en el Landa, un hotel de cinco estrellas muy cercano a Burgos.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba