La resaca de la Copa del Rey

Interior recauda 45.500 euros con multas a diez aficionados del Athletic-Barça

La Comisión Estatal contra la Violencia en el Deporte sanciona a aficionados de ambos equipos con castigos que van desde los 3.500 a los 10.000 euros. A todos ellos les prohibe además acceder a estadios deportivos entre seis meses y dos años. También castiga a la Federación Española de Fútbol con 3.001 euros por no impedir el acceso de una bengala. 

Aficionados del F.C. Barcelona, durante la final de la Copa del Rey.
Aficionados del F.C. Barcelona, durante la final de la Copa del Rey. GTRES

La final de la Copa del Rey entre el Athletic de Bilbao y el F.C. Barcelona celebrada en Madrid el pasado mes de mayo todavía colea. La Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia en el Deporte, dependiente del Ministerio del Interior, impuso ayer fuertes multas que suman 45.500 euros a diez de los aficionados que causaron incidentes en el Estadio Vicente Calderón durante el partido. El organismo también castiga a la propia Federación Española de Fútbol con 3.001 euros "por deficiencias en las medidas de control de acceso" al no impedir que fuera introducida una bengala de color verde que fue encendida momentos antes del inicio del encuentro.

Un espectador recibe una multa de 10.000 euros por agredir a varios policías. Uno de los agentes acabó en el hospital

De las sanciones impuestas, la más abultada es la que recibe un aficionado al que se le ha impuesto una multa de 10.000 euros y la prohibición de acceso a cualquier recinto deportivo por dos años por agredir "violentamente con patadas y puñetazos" a varios policías. Según refleja el acta de la Comisión, esta persona insultó y amenazó a los agentes mientras era identificado e, incluso, cuando fue expulsado del estadio "mostrando una actitud agresiva y violenta que no cesó en ningún momento". Uno de los policías resultó herido y tuvo que ser trasladado al hospital.

No fue el único que golpeó a agentes. Uno ha sido sancionado con una multa de 6.000 euros y prohibición de acceso a estadios por dos años por propinar "varios puñetazos y golpes en la cabeza" a un miembro de las Fuerzas de Seguridad del Estado. Otro más deberá pagar 4.500 euros y no podrar entrar en un reciento deportivo durante doce meses por insultar y amenazar "en reiteradas ocasiones a los agentes policiales". El acta de la comisión antiviolencia recoge que "este aficionado incluso se abalanzó sobre los policías con la intención de liberar al anterior compañero que esta siendo desalojado del recinto deportivo".

Con una caja de petardos

Otros dos aficionados han sido sancionado con 4.000 euros. El primero, al que se le ha prohibido el acceso a estadios durante un año, "insultó gravemente y golpeó con una bandera a agentes policiales". Al segundo, al que además de la multa se le destierra de los recintos deportivos por seis meses, se le incautó "una caja de pertados de grandes dimensiones además de otros objetos para golpear" cuando intentaba introducirlos en el estadio.

Los últimos cinco sancionados han recibido multas de 3.500 euros. El primero, por ingerir bebidas alcohólicas dentro del estado y hacer "caso omiso a las indicaciones de los agentes policiales para que depusiera su actitud". El segundo, por romper "a patadas dos papeleras situadas en la vía pública". Un tercero, por empujar a un agente e insultar a otros, ademas de incitar "al resto de los aficionados allí presentes contra los policías". Y a los dos últimos, por insultar gravemente a los miembros de las Fuerzas de Seguridad del Estado. Los cinco no podrán volver a entrar en un estadio en los próximo seis meses.    


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba