Juicio al 'procés' Santamaría denuncia la violencia del procés y las "murallas humanas" contra la Policía

La exvicepresidenta avala la tesis de la Fiscalía sobre la rebelión y justifica la aplicación del artículo 155 en Cataluña

Sáenz de Santamaría.
Sáenz de Santamaría. EFE

"Lo que vi fueron murallas humanas y agresiones y lanzamientos de objetos; vi que estaban impidiendo que se cumpliera con una decisión judicial". La exvicepresidenta del Gobierno Soraya Sáenz de Santamaría ha denunciado la violencia del procés durante el referéndum del 1-O y ha avalado la tesis de la Fiscalía de "murallas humanas" contra la Policía. Durante su declaración como testigo en el juicio del 'procés', ha afirmado que hubo "actuaciones violentas" frente a la Conselleria de Economía el 20-S y en los días previos al 1-O. Ha reconocido imágenes "de naturaleza violenta" y un "acoso masivo, generalizado y sistemático".

Preguntada por las "cargas policiales", Sáenz de Santamaría ha intervenido para pedir al letrado de Oriol Junqueras que no utilizara esta expresión y que prefería emplear el término "actuaciones policiales bajo orden judicial". Al responder, ha reconocido que hay imágenes del 1-O que "no son agradables a la vista", que también hubo más de 93 agentes heridos y ha dejado claro que nada hubiera pasado sin el impulso de los responsables de organizar el referéndum.

Se ha referido a la existencia de imágenes de naturaleza violenta, lo que generó el envío de 6.000 agentes a Cataluña, si bien se ha desmarcado de la organización de ese despliegue. "No tuve ninguna influencia en la redacción de las instrucciones a los cuerpos de seguridad", ha dicho.

Imagen de archivo de agentes antidisturbios de la Policía Nacional durante el 1-O.
Imagen de archivo de agentes antidisturbios de la Policía Nacional durante el 1-O. EFE

Ha indicado que la información vinculada con la actuaciones de seguridad era proporcionada por el Ministerio de Interior, que entonces estaba a cargo de Juan Ignacio Zoido, quien también acudirá a declarar como testigo en el juicio. Ante las preguntas de los letrados, ha negado haber recibido "ninguna llamada internacional" sobre la actuación policial el 1-O. "Nadie me informó de que pararan", ha insistido.

Ante la insistencia de las defensas sobre la "desproporcionalidad" de las actuaciones de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad, la exvicepresidenta ha vuelto a desmarcarse. "El Gobierno no intervino en el operativo policial. La policía actuaba por una orden judicial y el Gobierno respeta la división de poderes", ha zanjado.

La aplicación del 155

Ha aprovechado su declaración como testigo para hacer una defensa de la gestión del Gobierno respecto al desafío soberanista en Cataluña, desde la llamada 'operación diálogo' hasta la aplicación del artículo 155 porque, según ha dicho, actuaba contra los responsables. Ha negado que la declaración unilateral de independencia (DUI) fuese simbólica como dicen ahora los acusados y que esa es la razón por la que desde el Ejecutivo aplicaron el 155.

Respecto a las críticas sobre el momento de su aplicación que dicen que se tendría que haber hecho antes, ha replicado que "es fácil opinar a toro pasado". Ha insistido en varias oportunidades que la medida pretendía "preservar la convivencia". Ante las preguntas de Vox, ha descartado la aplicación de otras medidas como el estado de excepción porque restringe derechos fundamentales.

Ante la insistencia de la defensa de Jordi Sànchez de abordar desde el Gobierno una reforma de la Constitución para atender el "clamor" en Cataluña, Sáenz de Santamaría ha sido tajante: "Los que no valoraron la opción de reformar la Constitución están sentados en el banquillo". 

Reuniones con Junqueras

La que fuera vicepresidenta también ha negado haberse reunido con miembros de la Generalitat de Cataluña para discutir el referéndum del 1-O porque éste era un asunto que no competía al Ejecutivo, sino al "pueblo soberano". Lo ha hecho en el Tribunal Supremo, durante su declaración como testigo en el juicio del 'procés'. "Yo no traté el asunto del 1-O con ningún miembro de la Generalitat", ha dicho en respuesta a una de las preguntas de la acusación popular ejercida por Vox. 

Sí ha admitido tres reuniones con el exvicepresidente catalán Oriol Junqueras en las que, ha señalado, se abordó la "difícil situación financiera de la Generalitat". En este sentido ha defendido su gestión como representante del Ejecutivo en Cataluña. "Consideré que era muy importante el diálogo con los catalanes por la zozobra en la que vivían", ha añadido. 

Sáenz de Santamaría ha indicado que en una de las reuniones Junqueras le comunicó que tenía el mandato del Govern de abordar el referéndum y no los 45 puntos referidos para el encuentro. "Yo dije que nada tenía que hablar sobre el referéndum", ha zanjado tras señalar que en esos términos no había diálogo ni posibilidad de entendimiento

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y el 'número dos' de la Generalitat, Oriol Junqueras.
La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y el 'número dos' de la Generalitat, Oriol Junqueras. EFE

El fiscal Javier Zaragoza también ha enfocado parte de su interrogatorio sobre las reuniones que mantenía la exvicepresidenta con los representantes de la Generalitat. En concreto, ha preguntado si Sáenz de Santamaría conversó o negoció un referéndum en otros términos, ya sea que fuese pactado o a nivel nacional. "Yo nunca puedo vulnerar la ley", ha espetado la exdiputada del Partido Popular para luego explicar que en ningún momento se habló de ello. 

Sáenz de Santamaría fue titular de Administraciones Territoriales del Gobierno de Mariano Rajoy durante la celebración del referéndum del 1-O. Su objetivo prioritario era frenar la actuación secesionista catalana. Meses después de la consulta, la exvicepresidenta compareció ante la comisión de gastos reservados del Congreso de los Diputados para informar sobre las supuestas injerencias rusas en la situación en Cataluña.

Tras dos semanas de juicio y la declaración de los doce acusados, ha llegado el turno de los testigosJoan Tardá, diputado de ERC en el Congreso, ha sido el primero. Le ha seguido el expresidente de la Generalitat de Cataluña Artur Mas. Se espera que este miércoles también comparezca el exministro de Hacienda Cristóbal Montoro, así como los diputados Marta Pascal y Gabriel Rufián.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba