Política

Iglesias y Zapatero se reunieron discretamente con un emisario de López Obrador en pleno 'Delcygate'

Ninguno de los dos encuentros figuraba en la agenda oficial. Con Venezuela de fondo, un subsecretario de Exteriores del Gobierno de México se reunió por separado con el vicepresidente y con el expresidente

El subsecretario de Exteriores de México, Maximiliano Reyes, junto a Pablo Iglesias
El subsecretario de Exteriores de México, Maximiliano Reyes, junto a Pablo Iglesias

Ninguno de los encuentros figuraba en la agenda oficial de las partes involucradas. Con Venezuela y el 'Delcygate' de fondo, unos días después de la visita de Juan Guaidó a España, el vicepresidente segundo del Ejecutivo, Pablo Iglesias, y el exvicepresidente José Luis Rodríguez Zapatero se reunieron en Madrid con un alto funcionario del presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador, firme defensor de una posición de "no intervención" en Venezuela y contrario al reconocimiento internacional de Guaidó como presidente encargado de ese país. 

Se trata del subsecretario de Exteriores del Gobierno mexicano para América Latina y el Caribe, Maximiliano Reyes Zúñiga, quien realizó del 31 de enero al 3 de febrero una discreta visita a España que no fue anunciada por ninguno de los dos Gobiernos.

Ambos encuentros habrían sido secretos de no ser porque, al regresar a su país, el propio funcionario mexicano compartió días después fotos de ambas reuniones en su cuenta de Twitter. 

Según ha podido saber Vozpópuli, en el primer día de su visita fue recibido a las 13.00 horas por Pablo Iglesias en la sede de la Vicepresidencia social del Gobierno, en el Paseo del Prado. Con Zapatero, según sus palabras, mantuvo una "extraordinaria charla" que se produjo el día 3 de febrero durante una reunión del Foro de Análisis del Banco de España. 

"El objetivo de su visita era tratar temas relacionados con América Latina y el Caribe, ya que México ocupa desde el 1 de marzo la presidencia pro tempore de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC)", aseguran a este medio fuentes de la Secretaría de Relaciones Exteriores de México, sin precisar si se habló de países concretos. 

"Fue un breve encuentro, a petición de Maximiliano Reyes, en el que hablaron sobre la actualidad pollítica y social de México, y de las iniciativas del presidente López Obrador en políticas sociales", aseguran por su parte fuentes de la vicepresidencia de Iglesias, que afirman que el ministerio de Exteriores estuvo al tanto del encuentro. 

Vozpópuli ha intentado recabar la versión de Maximiliano Reyes sobre el contenido de sus reuniones, sin obtener respuesta hasta el momento. Este periódico también ha tratado ponerse en contacto con Zapatero, sin que fuese posible establecer comunicación.

Desde que Juan Guaidó se proclamó como presidente encargado de Venezuela, México ha defendido siempre una posición de "no intervención". Además de oponerse al reconocimiento internacional a Juan Guaidó, ha intentado promover en distintos foros internacionales un proceso de diálogo y mediación entre el Gobierno de Nicolás Maduro y la oposición venezolana.

Precisamente cuatro días después de su encuentro con el emisario de López Obrador, Rodríguez Zapatero se reunió en Caracas con Maduro y otros altos cargos del Gobierno venezolano, entre ellos la vicepresidenta Delcy Rodríguez, quien agradeció los esfuerzos de mediación del expresidente español. 

Visita secreta

Distintas fuentes diplomáticas consultadas por este diario han expresado su sorpresa por el secretismo con el que se manejó la visita de Maximilano Reyes a España. "Ni la secretaria de la embajadora tenía su agenda", afirma un empleado de la Embajada.

Según su agenda, a la que ha tenido acceso Vozpópuli, el funcionario mexicano también tuvo una reunión el día 31 con Juan Pablo de Laiglesia, exsecretario de Estado para Iberoamérica y el Caribe, y una "visita de cortesía" el 3 de febrero con la ministra de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, Arancha González Laya.

En esta última reunión, Maximialiano Reyes comunicó a González Laya el relevo de la embajadora de México en España, Roberta Lajous, en la legación mexicana en nuestro país

Después de seis años en Madrid, el Gobierno de López Obrador ha decidido poner a Lajous desde el próximo 1 de marzo al frente de la Coordinación Ejecutiva de la Presidencia pro tempore de México en la CELAC, un organismo multilateral que promueve la integración y el desarrollo de los países latinoamericanos y caribeños, y a través de la cual López Obrador quiere dar un impulso a su política exterior

Antes de fungir en España, Lajous fue embajadora en Bolivia, Cuba y Austria.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba