Política

Narbona abre la puerta a que el PSOE negocie los presupuestos de Rajoy

La presidenta del PSOE asegura que los socialistas están dispuestos a "escuchar" en la negociación de los presupuestos y espera resultados: "Por lo menos que algunas de las cosas que propongamos vayan adelante"

Tras cuatro años fuera de la política, Cristina Narbona volvió a la primera línea para formar parte de la Ejecutiva socialista de Pedro Sánchez. En esta entrevista, se muestra convencida de que su apuesta por la reforma de la Constitución, en la que los socialistas insistirán especialmente en esta semana de aniversario, se terminará abriendo paso y quiere "confiar" en la palabra del presidente del Gobierno para que la comisión territorial no se quede en "un paripé". Mientras tanto, esperan cuanto antes una respuesta a la exigencia de un nuevo modelo de financiación autonómica y apunta que habrá tiempo para su "negociación" con el PSOE. Tampoco cierra la puerta a hablar de los Presupuestos Generales del Estado, porque en esa negociación el partido retomará algunas de las propuestas en las que lleva meses trabajando y desea que algunas "vayan adelante".

Hace año y medio Pedro Sánchez ató un acuerdo con Ciudadanos y fue incapaz de lograr que se sumara Podemos. ¿Qué les hace pensar que ahora Iceta podría ser presidente con las mismas fichas? ¿Por qué Inés Arrimadas iba a apoyarle si le supera en votos?

La situación de Cataluña es completamente excepcional, nada tiene que ver con lo que en su momento fue la búsqueda de apoyos para la investidura de Pedro Sánchez, y es en ese contexto de excepcionalidad en el que hay que entender que Miquel Iceta es el que está mejor posicionado para ser un presidente no independentista de la Generalitat.

¿Le ven cerca de Ciudadanos, pese a lo que dicen las encuestas?

Veo a Miquel con mucho más contenido en su discurso y en sus propuestas que las que escuchamos de otros grupos políticos que parecen centrarse exclusivamente en independencia sí o independencia no. El PSC tiene un programa electoral con más de 700 medidas de mucho calado que tienen que ver con los problemas cotidianos que sufren los catalanes, que han visto degradarse de manera dramática todos los servicios públicos durante la ultima etapa de la Generalitat, y ahí hay un esfuerzo de construir un programa de gobierno que no se limite única y exclusivamente a qué bandera defiende cada uno.

En esta campaña parecen pesar mucho más decisiones judiciales que el programa…

Todavía no hemos empezado. Yo creo que la campaña empieza ahora y que en esta campaña va a haber ocasión de contrastar qué ofrece cada uno de los partidos. Y esperamos que se reduzca mucho la abstención. Esa abstención en el pasado ha jugado a favor de las opciones independentistas, pero en estos últimos tiempos muchos ciudadanos de Cataluña han decidido que ha llegado el momento de ser activos en la posición que defienden.

¿Cómo afecta al arranque de campaña la decisión de que Oriol Junqueras siga en prisión?

Nosotros no valoramos las decisiones que adoptan los jueces, desde el PSOE no tenemos nada que decir. Iceta está en campaña"

Nosotros las decisiones que adoptan los jueces las respetamos, no entramos a valorarlas. Nos parece que es muy positivo que sea el Tribunal Supremo quien ha tomado decisiones ahora haciendo un análisis individudalizado de cada uno de los casos, pero no entramos en la valoración. Otra cosa es cómo valoren esas decisiones quienes están en campaña, pero desde el PSOE no tenemos nada que decir.

Iceta ha dicho que es una mala noticia.

Iceta está en campaña.

Cree que el PSC ha ampliado su espectro con el acuerdo con Units per Avançar? ¿Ampliar su discurso hacia ese sector catalanista de derechas no les ha cerrado la puerta a otros votantes más cercanos a los comunes? ¿Es que daban a ese electorado por perdido?

Creo que fue una buena decisión incorporar a personas de Unió a su candidatura porque sin ninguna duda el discurso de Miquel es un discurso catalanista, catalanista no independentista, y ahí hay elementos claramente de coincidencia con lo que representa Unió. Y en la medida además que el programa con el que se presenta es un programa progresista, de izquierdas, más allá de las personas que integrando esa candidatura puedan tener posiciones diferentes, al final se va con un único programa y ese programa creo que puede ser refrendado también por votantes de otras opciones políticas, como pueden ser los que en su día en Cataluña votaron a Podemos.

La presidenta del PSOE, Cristina Narbona
La presidenta del PSOE, Cristina Narbona Javier Martínez

El PSC es soberano para decidir sus pactos electorales. ¿El PSOE, y hablo del partido más allá de Ferraz, confía en Iceta?

Iceta suscita una enorme adhesión dentro del PSOE. En nuestro Comité Federal que celebramos hace algunas semanas fue unánime el respaldo que recibió, primero en la reunión del Consejo de Política Federal con todos los secretarios generales y luego en el propio Comité Federal. El discurso de Iceta y lo que el PSC ha hecho durante estos últimos meses en Cataluña, a mi juicio, son muy bien valorados por nuestra militancia y por nuestros líderes territoriales.

Iceta ha recibido apoyo unánime del partido pero sus propuestas sobre financiación han despertado muchas críticas pese a que insiste en que no se sale de la Declaración de Granada.

Estamos en un momento en que todas las comunidades autónomas, no sólo Cataluña, están reclamando la respuesta de Mariano Rajoy a su propio compromiso de presentar un nuevo modelo de financiación autonómica. Hay muchas comunidades autónomas que están infradotadas desde el punto de vista financiero y estamos hablando de cómo se financian los grandes servicios públicos.

Efectivamente hay una preocupación que aparece cada vez que hay un debate que tenga que ver con la financiación. Lo ha habido en los días pasados respecto al debate parlamentario en materia del Cupo vasco, que es algo que el PSOE defiende como elemento que está en nuestra propia Constitución y que consideramos que se tenia que actualizar. Pero todos los socialistas hemos dicho alto y claro antes de ese debate que estamos esperando la propuesta del Gobierno de Rajoy para, de una vez por todas, entrar en un modelo de financiación autonómica que dé respuesta a los problemas más importantes del Estado del bienestar.

Montoro parece que va a convocar a las comunidades el 28 de diciembre, pero sigue reclamando una negociación con el PSOE. ¿Ustedes rechazan esa negociación bilateral porque ven imposible ahormar una posición común en el partido?

Primero hay que ver qué es lo que ofrece el Gobierno, qué es lo que pone encima de la mesa. Tiempo para la negociación política siempre lo hay en el propio Parlamento, pero hay un órgano que es donde todas las comunidades se sientan con el Gobierno y es ahí donde habrá una primera valoración.

¿Teme Ferraz que la batalla por el nuevo modelo de financiación reabra guerras internas?

Nosotros vamos a trabajar por dar una respuesta consistente a todas las comunidades autónomas, con el principio básico de la suficiencia. Una financiación justa como reclama la Comunidad Valenciana entre otras, quiere decir algo muy sencillo: que hacen falta más recursos presupuestarios para que todas las comunidades autónomas estén bien financiadas.

Vamos a trabajar para dar una respuesta consistente a todas las comunidades autónomas en financiación autonómica".

Por eso nuestro planteamiento es que la financiación autonómica debe verse asociada a una reforma fiscal en España que permita efectivamente aumentar el volumen de los recursos para esas grandes partidas de los servicios públicos. Si no, será difícil que no haya comunidades autónomas que no estén infrafinanciadas.  Y después es preciso actualizar criterios y ver cuáles son las circunstancias especificas de los distintos territorios: tener en cuenta la tasa de paro, la despoblación de los territorios… Es decir, intentar que un nuevo modelo de financiación autonómica sea lo que en cada uno de los territorio les garantice esa prestación adecuada de servicios públicos.

Cristina Narbona, en una entrevista con Vozpópuli
Cristina Narbona, en una entrevista con Vozpópuli Javier Martínez

Van a presentar unos presupuestos alternativos y tienen ya una reforma fiscal muy avanzada. ¿Por qué renuncian entonces a la negociación de los PGE con el Gobierno? ¿Por qué dicen de antemano que no van a apoyar esos presupuestos si podría ser igual la única vía de negociación?

Pues vamos a ver cuando presentemos pronto nuestros presupuestos alternativos si esos presupuestos alternativos reciben alguna muestra de consideración por parte del Gobierno de la nación. 

¿Y si el Gobierno da muestra de voluntad de hablar, ustedes estaría dispuestos a negociarla?

Nosotros estamos siempre dispuestos a escuchar. Otra cosa es que nuestros planteamientos difieren y mucho de los planteamientos que se han venido haciendo. Hemos tenido hasta hace pocos días un enfrentamiento muy notable en relación con la aplicación de la regla de gasto con los ayuntamientos, donde no solo los gobernados por el PSOE, sino todos los ayuntamientos, se han encontrado con un mecanismo que les limita incluso cuando están generando superávit. Hay discrepancias muy notables en financiación autonómica y también local.

¿Los presupuestos alternativos, que primero irán como enmienda a la totalidad, se convertirán después en enmiendas parciales?

Sí, sí hay una negociación de presupuestos, que yo creo que la va a haber. En principio los presupuestos, hoy por hoy, no se ha empezado su tramitación en las Cortes. Ha tenido mucho que ver sin ninguna duda la situación que se ha generado con Cataluña, porque el Gobierno contaba ya con la posibilidad de apoyo del PNV, etcétera. Vamos a ver si ahora esos nuevos presupuestos para el año 2018 se materializa su negociación en las Cortes y por supuesto el PSOE hará enmiendas que se harán consistentes con los presupuestos alternativos que vamos a presentar.

Entonces, ¿sería posible una negociación que acabara en un acuerdo si sus planteamientos se aceptan?

Por lo menos que algunas de las cosas que propongamos vayan adelante. Tenemos un problema grave en la Educación y estamos haciendo en ese sentido iniciativas también para aumentar las becas, para las ayudas… Hay muchas propuestas del PSOE que en estos meses que llevamos de mandato de Pedro Sánchez han tenido recorrido distinto dentro del Congreso, pero algunas de ellas las vamos a retomar cuando haya el debate presupuestario.

Pero digamos que no están en el ‘no es no’ a los presupuestos de Mariano Rajoy.

(Risas) Yo creo que estamos en el ‘no es no’ a que no se planteen las cuestiones básicas en el momento que se tienen plantear. Haber dejado para después del debate sobre el Cupo vasco, la presentación de un modelo de financiación nuevo, es lógico que haya tenido una respuesta dura por parte de los socialistas. 

Nosotros contemplamos que Cataluña esté dentro del régimen general de todas las comunidades autónomas. El régimen especial está reservado a País Vasco y Navarra"

El lehendakari Urkullu propone el modelo vasco para todos. ¿Es viable?

Nosotros ya hemos dicho que en el caso de Cataluña lo que contemplamos es que esté dentro del régimen general, que se mantenga un régimen general para todas las comunidades autónomas, con las mejoras que seamos capaces de introducir con la financiación autonómica, pero que el régimen especial que se corresponde tanto al País Vasco como a Navarra está reservado a estos territorios.

¿Cataluña es una oportunidad o un problema para reformar la Constitución?

La Constitución debía ser revisada incluso en ausencia de la cuestión de Cataluña porque tiene casi 40 años es un tiempo durante el que ha habido muchas transformaciones en nuestra sociedad. Es oportuno revisarla no sólo desde el punto de vista territorial y, desde este punto, no sólo por la cuestión de Cataluña, porque el Estado autonómico a lo largo de estos años ha generado mucho bienestar en muchas partes de España, pero también se han puesto de manifiesto algunos fallos en cuanto a la aplicación del modelo, que deben ser objeto de análisis.

Debemos ver cómo se puede coordinar mejor la actividad de las distintas administraciones, cómo se puede mantener coherencia entre políticas estatatales y autonómicas y, a nuestro juicio, eso se consigue avanzando hacia un modelo federal, que tiene como elemento crucial lo que se denomina la lealtad institucional. Por lo tanto, Cataluña lo que ha significado es un impulso adicional a algo que ya veníamos planteando y que cada vez ha ido cobrando más fuerza, y que es verdad que la ha cobrado de una manera muy visible a raíz de las dificultades de encaje territorial de Cataluña.

Dice que no es la única causa, pero la situación en Cataluña tiene paralizada la comisión territorial en el Congreso. ¿Confían en que abra el camino para la reforma? ¿Qué una vez pasada la campaña los partidos que ahora no están se sumen?

Esa es nuestra opinión, cuando las elecciones en Cataluña den el resultado que los ciudadanos decidan, y haya por lo tanto una situación de normalidad institucional. Creo que ha habido señales claras de que otros partidos también están interesados en trabajar en esta comisión.

¿Aceptarán, como quería Ciudadanos, delimitar primero el contorno de la reforma?

Vamos a empezar desde el principio, analizando cuál es el modelo territorial y sólo dentro de seis meses se abriría el proceso de debate de reforma de la Constitución. Y lo hemos planteado en esas dos fases seguidas para ir ganando tiempo, porque efectivamente parecía muy difícil arrancar desde el primer momento con un planteamiento que gozara del máximo espectro posible de consensos en el Parlamento sin un cierto trabajo previo. Y en ese trabajo previo estamos ya comprometidos desde el PSOE y espero que también los otros partidos, sobre todo el PP, que han aceptado la creación de esta comisión, trabajen y no solo hablen como decía el otro día Mariano Rajoy de una forma un tanto sorprendente.

Cristina Narbona.
Cristina Narbona. Javier Martínez

¿En qué nivel está ahora la confianza en la palabra de Rajoy?

Nosotros queremos confiar en la palabra de Rajoy porque después de mucho tiempo de haber insistido el secretario general, incluso en la anterior legislatura sobre la necesidad de comenzar a vislumbrar una reforma constitucional, ahora sí ha sido posible su creación A partir de ahí confiamos en que efectivamente no se quede en un paripé, que sea algo serio como merece. Lógicamente le pedimos a Rajoy que dé señales claras de que en esa comisión se va a ir a trabajar y no solo a hablar.

¿Ve posible que en esta legislatura comience el debate e incluso que arranque la reforma?

De acuerdo con los tiempos que nos hemos marcado, sí. Porque la subcomisión comenzaría en el plazo de seis meses dese la creación de esta primera comisión de evaluación territorial. Luego estamos todavía en el tiempo correspondiente a esta legislatura.

Pero a las puertas de unas elecciones autonómicas y municipales, puede ser más complicado…

No podemos perder ni un minuto de tiempo en avanzar en ese trabajo. Si termina la legislatura sin que esa tarea haya culminado, pues en la siguiente legislatura no partiremos desde cero. Aquí nos lo hemos tomado muy enserio, porque es una ocasión enormemente importante para dar respuestas no solo a la cuestión territorial y no solo a la cuestión de Cataluña, sino dar respuesta a una sociedad que está en estos momentos sufriendo de una manera dramática las desigualdades económicas y sociales.

"No tenemos líneas rojas para la reforma de la Constitución"

El PP pone pegas al debate de la reforma de la constitución apuntando que, por ejemplo, Podemos empezaría poniendo encima de la mesa el debate monarquía – república ¿El PSOE cree que hay temas que hay que dejar fuera del debate? ¿Llegan con líneas rojas? 

Nosotros no tenemos ninguna línea roja, nosotros vamos a poner propuestas sobre la mesa y esperamos que los demás también las pongan. Si me permiten la comparación, es como la contienda en la campaña de Cataluña: más allá de las banderas, en lo que los partidos socialistas a nivel catalán y nacional queremos insistir es en contenidos programáticos que mejoren la vida de los ciudadanos y eso debería ser el núcleo fundamental de nuestro análisis. 

La plurinacionalidad, que fue la gran novedad del 39 Congreso, ya no está en el discurso del PSOE y ni siquiera en el del PSC en esta campaña. ¿Eso quiere decir que ese cambio, que tanto agitó al PSOE, no era tan oportuno o necesario? ¿Se mantiene esta apuesta?

Estamos defendiendo un Estado federal y un Estado federal por definición significa la unidad desde la diversidad. Y hoy por hoy, en los Estatutos de autonomía de muchas comunidades autónomas aparece el termino nacionalidad histórica o incluso el sentimiento de nación. Luego, no hemos dicho nada que no exista en la realidad, otra cosa es hasta que punto puede suscitar mayor o menor discrepancia ese término. Pero lo que estamos reflejando, lo que quedó reflejado en el 39 Congreso y salió votado mayoritariamente es la idea de una nación de naciones donde no se pone en cuestión la soberanía del conjunto del pueblo español. La nación-Estado es España, pero la realidad nacional, desde el punto de vista cultural, desde el punto de vista histórico, identitario, podemos mencionarla o no pero es la realidad de nuestros días.El giro del PSOE contra a Ciudadanos, a quien se ataca con más agresividad que nunca, ¿cierra la puerta a su entendimiento ahora en el Congreso, como buscó Pedro Sánchez al inicio de su segunda etapa, e incluso en el futuro?

En realidad es el giro de Ciudadanos. Ciudadanos ha apoyado una investidura de Mariano Rajoy con 150 medidas de las cuales no se han cumplido ni el 20% y sin embargo no parecen sentirse incómodos. Hay muchísimos temas que estaban en esas 150 medidas que también habían formado parte del acuerdo entre Ciudadanos y el PSOE, que tienen relación con la regeneración democrática y con la modernización del país, y es el partido de Ciudadanos el que ha demostrado y está demostrando en esta legislatura que apoya los vetos del Gobierno del PP para que iniciativas que obtienen una mayoría en las Cortes en la práctica no se lleven a cabo. Ésa es una realidad diaria en el Congreso de los Diputados.

La presidenta del PSOE, Cristina Narbona
La presidenta del PSOE, Cristina Narbona Javier Martínez

Y mientras tanto Podemos, al que Pedro Sánchez calificaba de socio prioritario, ahora recurre la aplicación del artículo 155 en el Tribunal Constitucional. ¿Su postura en Cataluña les aleja de Podemos a nivel nacional? 

Yo creo que la postura de Podemos en Cataluña lo que les genera sobre todo son problemas internos a ellos, porque es un partido que al final es una agregación de plataformas y movimientos locales. Son ellos los que tienen ahora en la campaña en Cataluña una esplendida ocasión para definir cuál es su opción política.

Ya sé de su negativa a presentarse como candidata al Ayuntamiento de Madrid, pero se siguen escuchando las voces en el PSOE que así lo piden. ¿El no es definitivo, tanto en las municipales como a la Comunidad de Madrid?

El no es definitivo a cualquier candidatura. Para los próximos años de mi vida tengo otros planes.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba