El primer encuentro entre el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, en la cumbre de la OTAN ha sido muy criticado en las redes sociales.

La breve reunión se ha producido tras la fotografía de familia de los líderes aliados, instante en el que Sánchez se ha acercado a saludar a Biden y han mantenido un breve encuentro durante unos metros.

Éste ha sido el primer contacto entre ambos, ya que Sánchez aún no ha hablado por teléfono con Biden, que llegó a la Casa Blanca el pasado 20 de enero, y ni siquiera hubo un primer contacto después de su victoria frente a Donald Trump en las elecciones del pasado noviembre. Así que el saludo de hoy se ha producido pasados siete meses de los comicios en EEUU.

Algunos han visto una similitud entre este paseo y los Sanfermines, mientras que otros han comparado a Sánchez con el típico pesado de discoteca, o con un vendedor de romero.

Biden no conoce al Sánchez, y este le pregunta por su aspecto.