TV

Carlos Herrera cocina en TVE: “Puedo hacer lo que me salga de los huevos”

Bertín Osborne ha logrado récords de audiencia con su programa ‘En la tuya o en la mía’. Y tras sus entrevistas a la Bordiú o a Mariló, esta semana ha querido invitar a su casa al ex marido de la segunda, el periodista Carlos Herrera. “Hoy viene a mi casa el bigote más famoso de las ondas, aunque ya no lo lleva. Estudió medicina pero lo suyo es la curiosidad, incluyendo mi vida sexual”. 

Carlos Herrera asiste a 'En la tuya o en la mía' (Tve)
Carlos Herrera asiste a 'En la tuya o en la mía' (Tve)

“Se puso el mundo por ‘montero’ al casarse con la navarra”. Ha cambiado de pareja y de emisora pero no de amistades, como la que mantiene con don Juan Carlos, ¿cómo se consigue que el Rey entre en antena?”. Así ha comenzado el último programa de Osborne en TVE, con un invitado que sin bigote y con menos kilos, “traigo un aspecto inmaculado, una maravilla”. De hecho, le pasa como a Aznar, tal y como cuenta el propio Bertín, aunque en caso de Herrera, “hace ya 20 años que me lo he quitado”.

De Onda Cero a la Cope

“Soy mayor y tengo mi tiempo de caducidad, tengo mi último impulso para hacer un programa de radio, tres o cuatro, y es un tiempo que he utilizado para hacer otra cosa como ver a mis amigos”. Carlos Herrera habla de su paso por la radio, un paso de casi 40 años (desde que tenía 19).

“Cambiar de emisora siempre da miedo. La radio es un milagro diario que tienes que conquistar durante 6 horas todos los días”, cuenta. “Tienes que hacer una nueva audiencia y eso es empezar de cero. Es muy lento”, justifica.

Bertín cuenta que a veces le escribe a las 6 de la mañana, “cuando yo ya llevo 2 horas levantado. Yo me acuesto a las 20:30h y me levanto sobre las 3 de la mañana, y las cosas de la radio las preparo entre las 4 y las 6 de la madrugada”, cuenta el locutor.

“Por las noches no tengo vida, no hay presentaciones, ni cenas…”, ha querido añadir.

La llamada del rey

Bertín ha desvelado que en la misma tarde, Carlos Herrera recibió la llamada del presidente del gobierno y del rey. “Yo al rey le mandé un mensaje este verano desde la plaza del Cabildo de San Lucar de Barrameda, tomándome un helado, mientras pensaba en cómo pedírselo”, relata.

Le dije que podía mandarme al carajo si lo consideraba oportuno, pero que empezaba un nuevo proyecto y que una palabra suya bastaría para sanarme. No recibí contestación inmediata, pasaron los días hasta que dos o tres días antes de empezar, recibí una llamada de Zarzuela donde personal de su asistencia me informó, contra su propio consejo, que le daría un mensaje para él y para todas las radio”, ha contado.

Carlos Herrera desvela cómo fue esa grabación de la conversación telefónica con Juan Carlos: “Grabé la grabación de su majestad cuando me llamó e hice un falso directo. Así yo no me arriesgaba a perder su mensaje. Esa grabación que guardé no la sabía nadie excepto el técnico”.

Sobre la llegada del nuevo rey, el comunicador también ha dedicado unas palabras: “Felipe VI ha hecho la gestión que tenía que hacer. Ha transmitido la seguridad, la estabilidad y la firmeza que tenía que transcribir para que la Monarquía ahora mismo ya no sea un tema de debate”.

“Yo no he conocido ninguna etapa desde que llegó la democracia que no haya sido apasionante. Hoy sigue siendo cosa de dos pero entran nuevas fuerzas políticas que pueden hacer pactos”, cuenta sobre las actuales elecciones. “Sí traen regeneración, un bien escaso en la política española”.

ETA intentó matarle dos veces

Carlos Herrera recuerda cuando la Banda Terrorista ETA quiso acabar con su vida hasta en dos ocasiones. “ETA es un mal sueño, muy malo, que hemos vivido todos. Unos más que otros, yo más que otros pero otros mucho más que yo. Ahora mismo ETA cabe en un microbús”.

Sobre sus intentos de matarle, fueron, como decíamos dos las ocasiones. La primera, un paquete de una caja de puros: “Yo estaba en un ascensor y llegué a abrir la caja”.  Y la segunda, un intento de tiro que se llevó por delante la vida de un médico, pero no la suya: “Me pilló en Miami, afortunadamente”.

“Ahora mismo sé dónde están dos de los cuatro que quisieron matarme. Los otros dos no”, reflexiona Carlos. Sin embargo, muy diferente es su opinión con su ex mujer cuando se le pregunta si le gustaría entrevistar a sus detractores: “No les entrevistaría, porque eso es una forma de legitimación”.

¿Su especialidad culinaria? Arroz con habichuelas

Carlos Herrera se ha puesto el mandil y ha sido capaz de poner a Fabiola Martínez a pelar patatas para hacer su plato estrella, un “plato casi nacional” según él: el arroz con habichuelas.

Fabiola, de hecho, le ha sacado el tema de su hija, Rocío Crusset, a la que entrevistamos recientemente y que ya ha desfilado como modelo. “Tú me pones a mí una peluca y notas claramente de quién es hija”, bromea Carlos.

Pero Herrera ha querido añadir que la madre, Mariló, también sus virtudes. “¿Qué virtudes?”, ha refunfuñado Fabiola.

Entre anécdotas, los tres han seguido haciendo lo que de repente parecía ‘Con las manos en la masa’, aquel programa de cocina en directo que daba la misma Televisión Española, pero hace treinta años.

“En casa cocino siempre, entre otras cosas porque vivo solo”, ha concluido Carlos antes de probar su primer bocado.

Como suegro, “seguro que dejo bastante que desear, pero el novio de mi hija me gusta mucho”, ha dicho sobre su relación con Jaime Soto, hijo del cantante José Manuel Soto, ambos veinteañeros.

“Mariló me contó una cosa de la inteligencia sexual, pero no me contó nada de ti”, le dicta Bertín a Herrera. Pero él no ha querido entrar al trapo y, muy inteligente, ha desviado la atención, de nuevo, a la cocina. “La inteligencia sexual es una cosa más de mujeres”, ha apuntillado Fabiola.

“Mi pasión es la cocina y los toros. De no haber dedicado mi vida a la radio habría hecho alguna de esas dos cosas, aunque yo puedo hacer lo que me salga de los huevos”, reflexiona el locutor.

Ni Cincuenta sombras de Grey, ni su oyente Araceli. Nada ha impedido que Carlos Herrera terminara su arroz con habichuelas en lugar de hablar de sexo.

El dormitorio… y Fabiola

La mujer de Bertín Osborne se ha vengado de Mariló llevando a Carlos Herrera a su dormitorio, tal y como hizo en el programa anterior Bertín con la ex de Herrera. Allí han hablado de su familia venezolana, de sus abuelas, y de quién duerme en qué lado de la cama.

Empezamos diciendo que dormiríamos en camas separadas y él (Bertín) sigue diciéndome que tenemos que buscar una cama solo”, le cuenta Fabiola.

Entre confesiones, Fabiola le dice que “te tenía un poco de manía porque Bertín se ponía a escucharte desde muy temprano. Pero bueno, después te he cogido cariño”, reflexiona.

El periodista y la mujer de Osborne se conocen desde hace 15 años. “¿Hasta dónde hemos llegado con todo lo que hemos pasado y con la vida que él lleva?”, continúa reflexionando Fabiola sobre su matrimonio.

“Lo que pasa es que ya somos mayores y no tenemos veinte años”, le ha respondido Carlos Herrera. “Tenemos trabajos, todos tenemos algo que hacer, estamos en ciudades distintas… lo importante es encontrarte, ya sea en horizontal o vertical, y que las cosas sean armoniosas”, ha concluido.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba