Corrupción

La UDEF rastrea nuevas cuentas de la trama de Arístegui en busca de comisiones ilegales

Los agentes también analizan el ordenador de uno de los intermediarios para apuntalar la acusación contra los políticos argelinos por cobrar comisiones de las empresas españolas implicadas

Gustavo de Arístegui
Gustavo de Arístegui efe

Los agentes de los Grupos XI y XVI de la Brigada de Investigación del Blanqueo de Capitales de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía que investigan el 'caso Arístegui' ya analizan los movimientos bancarios de las cuentas que la trama tenía en Caixabank, según ha ordenado el juez que instruye el procedimiento en la Audiencia Nacional, José de la Mata, que trata de buscar las posibles comisiones ilegales cobradas por los exdiputados del PP Gustavo de Arístegui y Pedro Gómez de la Serna.

La entidad financiera envió el 10 de enero a De la Mata un DVD con los movimientos bancarios de las cuentas de los implicados, que previamente el instructor había reclamado al banco catalán en un auto de 19 de diciembre de 2017.

En la resolución, el titular del Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional sigue el rastro de movimientos bancarios sospechosos, cuya investigación es muy compleja, ya que las transferencias de dinero han tenido como destino al menos cinco países. Fuentes del procedimiento aseguran que De la Mata lleva a cabo la mayor investigación de corrupción empresarial de la justicia española en el extranjero.

En este sentido, la Agencia Tributaria española ha determinado que dos de las empresas presuntamente implicadas en el caso, Elecnor y su filial, denominada Internacional de Desarrollo Energético, enviaron 108 millones de euros entre 2009 y 2015 a los países hacia los que el juez ha dirigido las comisiones rogatorias: Marruecos, India, Argelia, Emiratos Árabes Unidos y Países Bajos.

Élite policial

Y los agentes de los Grupos XI y XVI de la Policía (estos últimos gozan de gran prestigio tras encargarse del 'caso Gürtel'), tratan de descubrir si entre esa importante suma de dinero transferido se esconden las mordidas para los presuntos cabecillas de la trama, que son el exdiputado del PP y exembajador de España en India, Gustavo de Arístegui, y el exdiputado del PP Pedro Gómez de la Serna.

Este periódico ya recabó la opinión de De la Serna sobre estas transferencias, y aseguró: "Ninguna de ellas me afecta, ni directa ni indirectamente, ni a mí ni a mi sociedad. Ninguna. Absolutamente ninguna. Jamás he recibido fondos de Elecnor en el extranjero. Ni de Elecnor, ni de sus filiales, ni de empresa o persona física alguna. Nunca".

Cinco países

En el 'caso Arístegui' están investigados ambos exdiputados del PP, a los que el juez De la Mata les acusa de haber cobrado comisiones presuntamente ilegales a empresas españolas a cambio de realizar gestiones en Marruecos, India, Emiratos Árabes Unidos y Argelia, entre otros.

Tanto Arístegui como De la Serna, que están acusados de los delitos de corrupción en transacciones económicas internacionales, cohecho, blanqueo y organización criminal, siempre han rechazado haber formado parte de una organización criminal, al tiempo que sostienen que las comisiones que percibían de las empresas eran totalmente legales.

Sin embargo, los dos exdiputados del PP permanecen investigados en el procedimiento "por su labor de intermediación empresarial para la apertura de mercado y oportunidades de negocio de empresas españolas", según la acusación del juez, que consta en un auto de 3 de febrero de 2017.

Ordenador personal

En la mencionada resolución, el juez explica también que para conseguir contratos en Argelia los exdiputados del PP "habrían realizado pagos de comisiones ilícitas a terceros documentadas en contratos de agencia y de colaboración, cuyos últimos beneficiarios serían autoridades y funcionarios públicos argelinos y sus familiares".

Por otra parte, los agentes de la Policía Judicial también tratan de rescatar información importante para el procedimiento del ordenador personal David Luis Tomé Miller, hijo del intermediario Cristóbal Tomé, fallecido poco después de estallar en la Audiencia Nacional el 'caso Arístegui'.

El juez De la Mata considera que Tomé pudo haber realizado las labores de intermediación entre la firma Elecnor y las autoridades argelinas, acusadas de cobrar comisiones ilegales de la compañía española en un banco de los Emiratos Árabes Unidos (EAU).



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba