Telefónica tiene vía libre para fusionarse con Virgin en Reino Unido, tras el visto bueno recibido por el órgano que regula la competencia en el país.

La operación dará un gigante en la región, con dos compañías complementarias que podrán ofrecer paquetes convergentes de telecomunicaciones.

Telefónica y Liberty Global (Virgin) han llegaron a un acuerdo hace un año para unir sus negocios en Reino Unido. El objetivo era crear una joint venture participada al 50% por ambas compañías, una operación que crea el operador de servicios fijos y móviles "líder" de mercado en el país.

O2 sólo cuenta con telefonía móvil en la Reino Unido, mientras Virgin Media cuenta con fibra y contenidos televisivos. El mercado en la región aún no está maduro en el ámbito de tarifas convergentes. La fusión pretende precisamente explotar esta oportunidad. Está valorada en 31.400 millones de libras, unos 36.180 millones de euros. Es la operación más importante del mandato de José María Álvarez-Pallete, presidente del operador español desde abril de 2016.

Una operación que "generará sustanciales sinergias valoradas en 6.200 millones de libras (7.079 millones de euros), en términos de valor actual neto y excluyendo los costes de integración".

La operación otorga un valor de empresa a O2 de 12.700 millones de libras (14.500 millones de euros) y a Virgin Media de 18.700 millones de libras (21.353. millones de euros). El negocio de Telefónica se aportó a la operación libre de deuda, mientras que Virgin Media acudió con 11.300 millones de libras (12.902 millones de euros) de deuda neta y similares. Por este motivo, la firma inglesa tuvo que compensar económicamente al operador para que la fusión fuese al 50%.

La operación ha permitido al gigante azul reducir su deuda en 6.300 millones, una de las principales obsesiones de Pallete. Los compromisos financieros del operador están ahora en unos 36.000 millones de euros.

Resultados de Telefónica

Telefónica disparó un 118% su beneficio en el primer trimestre respecto al mismo periodo del año anterior, con 886 millones de euros netos en ganancias, según las cuentas remitidas este jueves a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La multinacional española se ha beneficiado de una mayor eficiencia en la gestión y mejores tipos de cambio respecto a finales de 2020, aunque estos han seguido teniendo un amplio impacto en las cuentas.

Por su parte, el beneficio operativo antes de amortizaciones (Oibda) fue de 3.417 millones de euros, con un incremento orgánico del 0,3% respecto al mismo periodo del año anterior, debido a la reducción de los gastos operativos en un 9%.

Telefónica España ingresó 3.050 millones de euros durante el primer trimestre de este año, un 0,9% menos que en el mismo periodo del ejercicio anterior

En cuanto a la facturación, Telefónica ingresó 10.340 millones de euros, un 9% menos que en el mismo periodo de 2020 y un 1,3% menos en términos orgánicos, lo que supone un descenso menor que en otros trimestres y la tercera mejora trimestral consecutiva en este apartado.

Telefónica España ingresó 3.050 millones de euros durante el primer trimestre de este año, un 0,9% menos que en el mismo periodo del ejercicio anterior, con una mejora de la evolución de los ingresos de dos puntos porcentuales respecto al último trimestre de 2020, lo que la compañía considera que constata su recuperación.

El beneficio operativo antes de amortizaciones (Oibda) fue de 1.194 millones de euros, un 2,5% menos en términos reportados y un 4,6% menor en términos orgánicos si se compara con los resultados de entre enero y marzo de 2020.