JP Morgan ha contratado a KPMG para elaborar un informe pericial que analice el alcance de los daños y perjuicios económicos sufridos por Javier Martín-Artajo durante y después del caso de la Ballena de Londres, el escándalo financiero que provocó un agujero de alrededor de 5.000 millones de euros, según fuentes financieras consultadas por Vozpópuli. KPMG ha declinado hacer comentarios.

Como desveló este diario recientemente, Martín-Artajo ya ha aportado un informe en el que eleva los daños sufridos a algo más de 270 millones, una cifra que el banco de inversión considera desproporcionada. De hecho, ha solicitado al juez que no permita que el informe de Artajo sea incorporado a la causa.

En concreto, según precisan las mismas fuentes, el informe que ha encargado JP Morgan será elaborado por el equipo de 'Risk Consulting' de la firma. El banco de inversión presentó este mes su respuesta a la demanda de Martín-Artajo y en su escrito ya avisó a la jueza María del Rocío Montes Rosado que había contratado a la firma de servicios profesionales para este peritaje.

Y este no es el único informe que JP Morgan, que ha fiado su defensa al despacho de abogados Freshfields, va a enviar al Juzgado de Primera Instancia nº47 de Madrid. Las mismas fuentes explican que el banco también quiere que se incorporen a la causa otros dos informes periciales, uno elaborado por un abogado inglés y otro norteamericano, en el que se respalde la aplicación de las instituciones de derecho inglés y estadounidense, respectivamente.

A este respecto, cabe recordar que cuando Martín-Artajo presentó la demanda en España, uno de los primeros objetivos de JP Morgan fue mandar el pleito a Estados Unidos. Para ello, presentó una declinatoria por falta de jurisdicción en octubre de 2018 que fue estimada en un principio. No obstante, Martín-Artajo presentó un recurso de apelación ante la Audiencia Provincial de Madrid que dio la razón al financiero. Al no existir posibilidad de presentar un nuevo recurso, quedaba claro que el tribunal español es competente para conocer el asunto.

El caso de la Ballena de Londres

Sin embargo, esta no es la primera vez que Martín-Artajo se ve las caras con su antiguo empleador en los tribunales. Entre 2013 y 2017, el financiero estuvo pleiteando con JP Morgan en Estados Unidos después de que la entidad le acusase de ocultar el citado 'roto' millonario en las cuentas y la Interpol lanzase una orden de busca y captura internacional.

La justicia norteamericana llegó a pedir a la Audiencia Nacional que autorizase la extradición de Martín-Artajo para juzgarle bajo la ley norteamericana, más severa que la española para estos casos. No obstante, el exdirectivo logró que la petición de la entidad fuese desestimada.

Hace dos años, Estados Unidos puso fin al calvario del banquero tras desistir en las acusaciones contra él al no lograr la extradición y considerar poco fiables a los testigos disponibles.