Caixabank ha convocado a los sindicatos el próximo 13 de abril para iniciar el procedimiento de despido colectivo y de modificación de condiciones tras haberse hecho efectiva la fusión con Bankia.

"Acabamos de recibir convocatoria de Caixabank para iniciar el procedimiento de despido colectivo previsto en el art. 51 del Estatuto de los Trabajadores, así como el de modificación de condiciones de trabajo previsto en el art. 41 del Estatuto. La reunión será el 13 de abril a las 11h de la mañana en Barcelona", ha informado UGT en su cuenta de Twitter.

Antes de Semana Santa, Bankia desapareció como entidad jurídica independiente, tras inscribirse en el Registro Mercantil su absorción por parte de Caixabank.

Los detalles del proceso de integración de personal entre ambas entidades se abordarán primero con los sindicatos y el banco no tiene intención de acometer un proceso traumático, sino bajo los criterios de voluntariedad y meritocracia, independientemente de la entidad de procedencia, tal y como avanzó el consejero delegado, Gonzalo Gortázar. Las negociaciones podrían darse por finalizadas en el segundo trimestre del año.

Según cálculos realizados por analistas, unos 8.000 empleados podrían abandonar la nueva Caixabank tras la absorción de Bankia.

Los sindicatos ya han advertido sobre la importancia de que el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) contemple indemnizaciones atractivas, salidas no traumáticas, prejubilaciones, voluntariedad total y alargamiento de los plazos.

Participación del Estado

También avisan de que con la participación del Estado en el nuevo grupo, que será del 16,1%, no se puede correr el riesgo mediático ni reputacional de crear un clima de conflicto con la plantilla a la hora de negociar el ERE.

Según cálculos realizados por analistas, unos 8.000 empleados podrían abandonar la nueva Caixabank tras la absorción de Bankia, cifra que se aproxima a los 8.400 empleados mayores de 50 años que ambos bancos tienen.