Economía

Bruselas alarga la agonía de Iberostar en EEUU pese a las presiones del Gobierno

La cadena necesita la aprobación europea para afrontar un pleito en EEUU bajo la ley Helms-Burton pero, medio año más tarde, Bruselas aún no ha respondido por la "complejidad" del asunto

Grupo Iberostar.
Grupo Iberostar. EP

El pleito de Iberostar en EEUU bajo la ley Helms-Burton por su negocio hotelero en Cuba lleva seis meses en 'stand-by' a la espera de que la Comisión Europea se manifieste. Desde que se activó la polémica ley, Bruselas ha señalado que la existencia del Estatuto de Bloqueo blinda a las compañías ante cualquier demanda y los demandados no tienen obligación de responder pero, si lo hacen, deben contar con autorización previa de las autoridades europeas.

Ante la demanda presentada por una familia de origen cubano a principios de año por la explotación de un hotel en Cuba, la cadena española ha solicitado en varias ocasiones una respuesta al Ejecutivo comunitario, pero en su última respuesta, éste ha aludido a la "complejidad" del asunto para justificar su demora, según consta en el último informe remitido por Iberostar al que ha tenido acceso Vozpópuli

La hotelera y sus abogados presentaron el pasado 15 de abril la primera solicitud a la Unión Europea (UE). De forma paralela, pidieron paralizar el proceso judicial en EEUU a la espera de recibir la autorización para responder. El 15 de junio, Iberostar pidió a la Comisión Europea una actualización sobre el estado de la consulta, que días después confirmó que la estaba evaluando y haciendo todo lo posible para tomar una decisión "a su debido tiempo". La compañía está asesorada por Bird & Bird durante el proceso.

El apoyo del Gobierno

Con la amenaza de la crisis sanitaria de la Covid-19 de fondo, la cadena ha contado con el apoyo del Gobierno de Pedro Sánchez, según consta en los documentos a los que ha tenido acceso este medio. En concreto, la Secretaría de Estado de Comercio de España ha urgido a atender con rapidez la solicitud de Iberostar ante los riesgos que atraviesa la hotelera española.

Desde que se activó la ley Helms-Burton, la Unión Europea se ha mostrado en contra de su aplicación y ha señalado en varias ocasiones que debilita la alianza translantática, además de generar fricciones a cuenta de los pleitos. Sin embargo, aún no ha contestado a la primera petición de una empresa europea demandada bajo este espinoso reglamento, pues requiere "una amplia consulta tanto de la Comisión como de los Estados miembros".

El pasado 23 de septiembre, la Comisión volvió a atender nuevos reclamos de información por parte de Iberostar, aunque aún sin una respuesta definitiva. Sólo confirmó que la petición "se está evaluando activamente", pero destacó "la complejidad de la solicitud", que requiere "una consideración cuidadosa". Además, apeló a los "desafíos que presenta la actual situación de salud" para estos trámites. Al ser preguntada por este asunto, la compañía no ha querido hacer comentarios.

Mientras tanto, el Gobierno estadounidense de Donald Trump ha azotado de nuevo a las empresas turísticas españolas prohibiendo a sus ciudadanos alojarse en hoteles en Cuba. A partir de ahora, los viajeros norteamericanos solo podrán alojarse en casas de cubanos. De esta forma, Iberostar cuenta con sus 17 establecimientos 'vetados' en el país caribeño hasta nuevo aviso.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba