El Buscón

Los 'tics' autoritarios del presidente de CEIM

   

El presidente de la CEIM, Juan Pablo Lázaro, junto a Cristina Cifuentes
El presidente de la CEIM, Juan Pablo Lázaro, junto a Cristina Cifuentes VP

El nuevo presidente de CEIM, Juan Pablo Lázaro, está encontrando en las últimas juntas directivas de la patronal madrileña algunas dificultades, ya que varios empresarios de la entidad se quejan de su mal talante y sus 'tics' autoritarios.

El pasado mes de junio el presidente anunció a los presentes que iba a modificar los estatutos de la organización para ampliar su objeto a la negociación colectiva. Incluso llegó a comunicar que iba a impugnar uno de los convenios que se había firmado recientemente “porque no le gustaba”. Desde la CEIM matizan que una gran cantidad de empresarios han solicitado el cambio del convenio relativo a las empresas de auditoría. Además, las mismas fuentes concretan que "la impugnación se encuentra en fase de estudio".

En este sentido, el presidente de una de las asociaciones implicadas en el convenio, Conrado López, ha escrito una carta al máximo mandatario de CEIM en la que le acusa de no dialogar con los afectados, sus compañeros empresarios. “Lamento –reza López en su comunicado- que no hayas tenido la prudencia de acudir al diálogo antes que a los actos consumados, hayas agredido con tu decisión personal a una asociación intregada en la patronal y hayas alterado la realidad de los hechos para tomar un nuevo ámbito de poder. ¿Qui prodest? Sólo espero una rectificación personal inmediata y ante la Junta Directiva, así como una reparación del daño producido”.

“Esta pensando más en la CEOE que en la empresa madrileña y eso no gusta a los que le apoyaron”, explicó otro conocido empresario madrileño

El empresario culpa a Juan Pablo Lázaro de mentir y dar una versión diferente en público de la que hablan en privado, y añade: “me gustaría estar seguro de que no nos dejarás por mendaces a ninguno de los asistentes”.

Tras quejarse del conflicto que puede suponer que CEIM negocie los convenios, Conrado López afirma: “Es deber del presidente de CEIM el respeto a la libertad de empresa, a la diversidad, a la pluralidad y a la libre competencia de sus organizaciones afiliadas, preservando las condiciones objetivas en que ésta se lleve a efecto por todos y cada uno de sus miembros, así como garantizar que el ejercicio del derecho a la participación, a la libre expresión y a la discrepancia en los órganos de gobierno de la Confederación no dará lugar a represalia alguna”.

Asimismo, otros empresarios que forman parte del círculo han comentado la falta de tacto de Lázaro en la dirección de las juntas y critican la manera de proceder su labor como, por ejemplo, su falta de respeto a la hora de cortar las intervenciones de las personas que pueden reprochar a la actual dirección. “Esta pensando más en clave de CEOE que en la empresa madrileña y eso no gusta a los que le apoyaron cuando Arturo Fernández le cedió el puesto”, explicó otro conocido empresario madrileño.

Desde la CEIM también concretan que Juan Pablo Lázaro logró un respaldo mayoritario en la Junta mencionada, con 404 apoyos de los 405 representantes.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba