España

Las líneas ideológicas de Jeremy Corbyn, el nuevo referente británico de Pablo Iglesias

El líder de Podemos ha destacado que el candidato inglés, posible jefe del Partido Laborista, es "una esperanza para Europa". Al contrario que sus antecesores, pertenece a una izquierda ecologista, pacifista y antiausteridad, con gran admiración por el fallecido Hugo Chávez.

Jeremy Corbyn, quien puede dar un giro a los Podemos al partido de la 'tercera vía'
Jeremy Corbyn, quien puede dar un giro a los Podemos al partido de la 'tercera vía' twitter / @jeremycorbyn

"El hecho de que en estos momentos Jeremy Corbyn sea el favorito para ganar las elecciones internas en el Partido Laborista y dar un giro de 180 grados a la línea impuesta por Tony Blair recuerda hasta qué punto están cambiando las cosas en Europa y hasta qué punto el cambio es posible. Saludamos si finalmente se da este cambio en el Partido Laborista y pensamos que esto tiene mucho que ver con lo que está ocurriendo en el conjunto de Europa". Así respondió Pablo Iglesias en el día de su vuelta ante los medios después del verano, respondiendo a una pregunta sobre el apoyo de los griegos a su actual primer ministro, Alexis Tsipras. La ola de apoyo a partidos en contra de la ortodoxia económica y monetaria, asegura, es creciente, y el líder madrileño volvió a hacer referencia a Corbyn de nuevo.

Pero, ¿quién es este político británico que sirve ahora de nuevo ejemplo a seguir para el líder de Podemos sin tan siquiera haber cogido las riendas del histórico Labour Party? No se trata para nada de un recién llegado a la política, ya que tras sus 66 años se esconde toda una vida de activismo, los últimos 31 años como miembro del parlamento de Westminster por el distrito electoral de Islington Norte, en el Gran Londres y donde Corbyn arrasó en las últimas elecciones británicas con nada menos que un 60% de los votos. El carismático político ha vapuleado a sus rivales de los partidos conservador y liberal en ocho convocatorias electorales seguidas.

El laborismo británico corre como pollo sin cabeza por falta de liderazgo pero, ¿optará por la opción disruptiva del izquierdista Corbyn?

Sin embargo, dentro del Partido Laborista, Corbyn siempre había sido un verso suelto, un portavoz de la casi inexistente rama socialista que había quedado sepultada por la predominante 'tercera vía' que el también carismático Blair impuso en 1995 y cuyos postulados liberales y centristas tanto han influido tanto a este partido como a toda la socialdemocracia europea, siempre pendiente de los movimientos 'labour' y del SPD alemán. Hasta este verano, pues tras el fracaso estrepitoso de Ed Miliband en las elecciones generales de este mes de mayo en UK (su partido perdió 25 diputados después de un desplome histórico en Escocia) el partido ha quedado sin rumbo. Ahora, algunas encuentas electorales como la de YouGov otorgan a Corbyn la victoria para convertirse en el nuevo hombre fuerte de los laboristas. De conseguir hacerse con el poder del partido el próximo 12 de septiembre, ello supondría un cambio histórico en la que ahora mismo es la segunda formación política británica después de los Conservadores de David Cameron.

Propuestas de izquierda

Sin embargo, analistas políticos de reconocido prestigio en UK como Michael White, analista en 'The Guardian', alineado en el centroizquierda, dudan de que la opción radical de Corbyn sea finalmente la elegida por los militantes laboristas. "Sé que tiene buenas ideas, y su candidez e informalidad sirve como un cambio refrescante para el mundo post-Blair. Pero dirigir un gobierno es un asunto que requiere disciplina (...) Los activistas laboristas están más a la izquierda que sus votantes y quieren un líder que piense igual que ellos (...) Un mundo cooperativo con importantes políticas verdes, la paz mundial y no más pobreza, todo eso sería estupendo", ironiza este comentarista, quien duda de que "las sandalias" que Corbyn usa en verano estén preparadas para una ración de 'realpolitik'.

La izquierda a la izquierda del Labour quiere aupar al poder a Corbyn antes que formar un partido que nunca llegaría a nada

Mientras tanto, el discurso de este veterano político inglés se parece mucho al de Podemos, como muestran videos como este en el que se aprecia su capacidad de seducir al público: "La reforma del estado del bienestar empuja a la gente a ser víctimas de salarios bajos. Es la gente la que está sufriendo los resultados de esta política de austeridad". También atacaba al que fue primer ministro laborista, Tony Blair: "Nos llevó a una guerra en Irak bajo el argumento de que había armas de destrucción masiva. Eso produjo miles de muertos, y una guerra que lleva a otra, y a otra, y a otra. Yo preferiría que un gobierno laborista dedicara sus esfuerzos a la justicia social y la paz"

Además de estos alegatos pacifistas, Corbyn también ha coqueteado con otras ideas realmente disruptivas en la tradicionalmente liberal sociedad británica: nacionalizar los trenes (su privatización ha sido considerada un caos después de realizarse), frenar la depauperación del National Health Service (tan apreciado por el país que hasta fue homenajeado en los JJ.OO. de Londres 2012 o una mayor protección laboral a los trabajadores.

Corbyn es parecido a Iglesias y a Podemos incluso en su cierta simpatía por el gobierno de Hugo Chávez, sobre quien ha escrito artículos elogiosos con frases como estas: "La historia se está escribiendo en su amplio sentido en Venezuela, donde la revolución bolivariana está en pleno esplendor y está generando esperanza por todo el continente", escribía en este artículo en su propio blog. Corbyn se retrataba sonriente con el carismático líder venezolano en vida del comandante.

La 'corbynmania' arrasa

Sea como fuere, la parte más izquierdista del Labour, que prefiere tomar el poder de la histórica formación política antes que expresar sus ansias radicales en otra formación más marginal (el sistema mayoritario británico condena a estos partidos fuera del sistema a no obtener representación jamás) está decidida a aupar a Corbyn como nuevo líder del partido. La fascinación que genera su figura alcanza límites curiosos, como el hecho de que el diputado no pudiera recientemente acudir en tren a Bristol desde Londres por la avalancha de ciudadanos buscando hacerse una foto con él, tal y como indicó el 'New Statesman' en esta entrevista.

El próximo 12 de septiembre se conocerá al nuevo líder laborista. Si Corbyn llega a hacerse con la victoria, supondría el mayor cambio en la izquierda de Reino Unido desde hace varias décadas y partidos como Podemos y Syriza podrían tener un impulso de un país que hasta ahora no contaba como aliado en sus postulados.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba