A FONDO | OPEL AMPERA

Un híbrido muy eléctrico que ofrece además un tacto deportivo

El primer híbrido de Opel apuesta por una tecnología en la que prima por encima de todo la propulsión eléctrica, con la que ofrece más de 50 kilómetros de autonomía sin gasto alguno de combustible y logra además un notable rendimiento en la conducción en carretera.

El Totoya Prius puso la primera piedra en el mercado de los híbridos, un modelo que ha servido de referencia para casi todas las marcas a la hora de desarrollar sus propios modelos. Opel, ha buscado con el Ampera una tecnología algo diferente a la del Prius, con un sistema de propulsión que favorece un mayor protagonismo del motor eléctrico, ofreciendo también, como en la última evolución del Prius, la posibilidad de recargar la batería de ion-litio a través de un enchufe convencional de 230 voltios. Requiere para lograr una carga completa aproximadamente unas 5 horas, disfrutando a partir de ahí de una autonomía cercana a los 50-60 kilómetrosen función de las exigencias de la conducción.

Un sistema que apenas limita el rendimiento en carretera en modo eléctrico, desarrollando una velocidad máxima por encima de los160 km/h. Y es que el sistema híbrido del Ampera basa el funcionamiento en el motor eléctrico principal de 150 CV, responsable de impulsar las ruedas delanteras, al que acompaña otro de 75 CV que se encarga de generar electricidad y, en determinadas ocasiones, de impulsar también el coche. Cuando se agota la carga de la batería, cobra presencia el motor de combustión, de1,4 litrosy 86 CV, momento en el que el tacto del Ampera se vuelve menos agradable. El funcionamiento entonces deja sentir de entrada una mayor rumorosidad cuando aceleramos a fondo buscando ganar velocidad, con un cambio automático que busca altos regímenes de giro para mantener una buena capacidad dinámica.

4 modos de funcionamiento

Al ponernos en marcha, podemos seleccionar cuatro modos distintos de funcionamiento. El estándar es el modo «Normal» y, a partir de ahí, puedes elegir entre la posición «Retener», «Sport» o «Montaña». La primera preserva la carga de la batería durante la conducción, utilizando el motor de gasolina y reservando la carga de la batería para utilizarla luego en ciudad. En la posición «Sport» el tacto del acelerador es más directo y permite obtener mejores prestaciones, aunque tampoco se aprecia una mejora excesiva en la capacidad de aceleración.

La posición «Montaña» permite anticiparnos a un tramo de carretera con muchos desniveles, almacenando la mayor cantidad posible de electricidad en la batería para disponer de la máxima potencia para superar eficazmente esos desniveles. Cuando agotamos la batería, la máxima potencia disponible se queda en los 86 CV del motor de gasolina, que dan bastante de sí en trazados normales con muchas rectas y pocos cambios de ritmo, pero que en caso de necesitar grandes aceleraciones se queda un tanto justo.

Por todo ello, los consumos varían mucho según la conducción. Si realizamos diariamente100 kilómetrosantes de poder volver a cargar la batería, es cierto que podremos disfrutar de consumos por debajo de los3 litros, aprovechando los 50 ó60 kilómetrosque podemos recorrer sin consumo alguno de combustible. En nuestro recorrido de pruebas de algo más de200 kilómetrospor todo tipo de carreteras, hemos medido algo menos de6 litrospara una autonomía en torno a los600 kilómetros.

Cómodo, con cierto tacto deportivo

Comparado con otros híbridos, el Ampera parece casi un deportivo, con una altura al suelo muy reducida que hace que roce fácilmente al pasar los habituales badenes de en tramos de ciudad o al adentrarnos en un garaje con algo de pendiente. En carretera, las reacciones resultan bastante rápidas en la entrada en curva, y ofrece un gran aplomo en la trazada permitiendo una conducción claramente más dinámica que en otros híbridos actuales.

A la hora de plantearnos un largo recorrido, el tarado de la amortiguación, a pesar de ser más bien firme, no condiciona negativamente al confort, disfrutando sin problemas de los viajes, con una capacidad de absorción de las irregularidades del asfalto más que correcta. Por dentro, el habitáculo está diseñado para cuatro plazas, con dos cómodas banquetas detrás independientes a las que les falta sólo algo de altura al techo. El maletero, lógicamente limitado por las baterías, se queda en poco más de310 litros, aunque los respaldos de los asientos traseros se pueden abatir individualmente para ganar espacio de carga cuando se necesite. 

DATOS COMERCIALES:

Versión: Ampera ExcellencePrecio: 48.945 eurosGarantía: 2 años sin límite de kilómetrosRevisiones: cada 20.000 kilómetros

DATOS TÉCNICOS

Motor: 4 cilindros en líneaCilindrada: 1.398 cm3Potencia máx.: 86 CV a 4.800 rpmPar máximo: 130 Nm a 4.250 rpmMotor eléctrico: 150 CV / 370 NmBatería: ión-litioTiempo recarga: 4 horasTracción: DelanteraCaja de cambios: Automático de relaciones contínuasVel. máxima: 161 km/hAcel. 0 a 100 km/h.: 9,0 segDimensiones: 4,45 / 1,79 / 1,44 mCapacidad de maletero: 310 litrosDepósito de combustible: 35 litrosConsumo medio en recorrido de pruebas: 5,8 l/100 kmAutonomía máxima: 603 km


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba