Entrevista concedida a Ana Pastor en 'El Objetivo' de la Sexta

Zapatero reconoce que Merkel sugirió en mayo de 2010 que España debía pedir un rescate

El expresidente del Gobierno admite que algunos países del norte, especialmente Alemania, exigieron más recortes y hablaron de pedir ayuda. "Me resistí a utilizar la palabra crisis, fue un error claro", respondía en una entrevista concedida a La Sexta.

El expresidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero.
El expresidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero. GTres

El expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero ha reconocido que ya en mayo de 2010, en Europa apuntaban a un rescate económico como solución a la crisis en España, a pesar de que en esa época no había un problema de deuda en la Eurozona. "Algunos países del norte, especialmente Alemania, nos exigieron más recortes y Angela Merkel sugirió que debíamos pedir un rescate", explicó en una entrevista concedida a La Sexta.

Aunque asegura que en ese momento no se planteó dimitir, admite que cometió un error al no pronunciarse desde el principio sobre la crisis económica. "Me resistí a utilizar la palabra crisis, fue un error claro. He reconocido este y otros errores. Asumir una responsabilidad política como presidente del Gobierno es asumir que te vas a enfrentar a circunstancias inesperadas que te obliguen a modificar tu programa", explicaba.

El exlíder socialista ha defendido que no quiere valorar las críticas del PP sobre la herencia recibida. "Hasta que no se supere la crisis, el empleo empiece a crecer y el riesgo de exclusión de familias se supere, no podremos hacer un análisis y una lectura compartida”. 

Recuperar el Estado del Bienestar

El expresidente ha reconocido no hablar con Mariano Rajoy desde hace un año pero afirma que siempre tendrá "comprensión y respeto" hacia la tarea del presidente del Gobierno en un marco tan difícil como el actual. "Las medidas que pueda considerar criticables me las reservo, no voy a contribuir a un factor que pueda ser negativo para la economía española", declaraba. "Como expresidente, quiero mantener un criterio de no entrar en la polémica".

"Como ciudadano me preocupa que recuperemos aquello que el Estado del bienestar se ha dejado por el camino en estos años de crisis, sobre todo en Educación y Sanidad, que son la garantía mayor de cohesión social", explicó. "La pregunta es cómo conseguimos una economía competitiva pero que no impida tener salarios dignos. Este es el gran debate en mi opinión", y apuntó a un sólo camino para lograrlo: recuperar los consensos sociales.

Sobre las voces que apuntan a una salida de la crisis, Zapatero ha destacado que la capacidad de recuperación de la economía española "depende en gran medida de la situación que atraviese la zona Euro y su capacidad para convencer a agentes económicos inversores de que se están reformando las cosas".

Primarias en el PSOE y desafección ciudadana

Zapatero también ha eludido opinar sobre el PSOE y su actual líder. "Ya no es mi tarea, apoyaré siempre al secretario general del partido, porque yo lo fui y porque tengo buena relación con él desde hace tiempo", ha dicho sobre Alfredo Pérez Rubalcaba.

Tampoco ha querido entrar a valorar casos como el de los ERE de Andalucía, que afecta a su partido, o el de Bárcenas, en el PP, sosteniendo de nuevo que como expresidente no debe juzgar "quién tiene la responsabilidad política". Ni las últimas informaciones sobre el caso Faisán. “Tenemos que respetar a la Justicia”, aseguraba, aunque ha reiterado que “en ningún caso hubo una orden política”.

Descarta la secesión de Cataluña: “No va a suceder”

Rodríguez Zapatero considera que no habrá una secesión de Cataluña y ha reclamado abrir un diálogo para reformar la Constitución dando paso a un "proceso de reencuentro" a partir de la "redistribución de competencias, de la identidad y singularidad de comunidades" como la catalana.

"Nadie puede hacer algo si no tiene competencias para ello", ha dicho sobre un eventual referéndum de independencia de Cataluña, a lo que ha añadido: "Veremos si merecerá una reacción jurídica o sólo política. Lo que no puede ser no va a suceder, que es una secesión". 

Zapatero se ha mostrado partidario de cambiar la Carta Magna para "hacer una reforma en la redistribución de las competencias, de la identidad y singularidad de comunidades como Cataluña" ya que, según él, "es el terreno en el que podemos volver a entendernos".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba