Política

Podemos obligará a sus militantes a pagar cuota

Será un requisito indispensable si quieren ser "integrantes de pleno derecho"

Pablo Iglesias en Vistalegre II
Pablo Iglesias en Vistalegre II

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha diseñado un nuevo modelo de organización para reforzar sus bases y el partido principalmente a nivel territorial. Para ello, propone integrar a miembros de los Círculos en las direcciones autonómicas, crear nuevas estructuras provinciales y municipales, que sustituyan a las actuales, y también una nueva figura de "persona militante", que deberá pagar cuota para ser "integrante de pleno derecho".

El líder 'morado' ha presentado su Documento Organizativo para la Tercera Asamblea Ciudadana Estatal del 21 de marzo --conocida coloquialmente como Vistalegre III--, y en él plantea un "nuevo modelo organizativo militante", con el objetivo de asentar mejor el partido a nivel local, "donde hasta ahora se ha demostrado más débil".

Para ello, Iglesias propone en su documento, recogido por Europa Press, reforzar la figura de los llamados Círculos, que son desde la creación de Podemos en 2014 las "unidades básicas" de organización y participación a nivel local de sus simpatizantes y militantes.

Ahora, para poder ser "integrantes de pleno derecho" de ese espacio y "disponer de voz y voto", entre otras cosas, para elegir a los representantes de Podemos en los órganos de dirección municipal, las personas que conformen los Círculos deberán "estar al corriente de pago de la cuota establecida".

"A diferencia de las personas inscritas, los y las militantes suponen un paso más de compromiso en la organización: deberán censarse en un Círculo y estar al corriente de cuota, y serán quienes definan la línea política local", señalan.

Eso sí, aclaran que las personas inscritas que no paguen cuota podrán seguir participando en las votaciones para elegir las listas y programas electorales municipales y las posibles alianzas, así como en el resto de decisiones que trascienda el nivel local, como la composición de los órganos de dirección estatales y autonómicos.

Desde su creación en 2014, Podemos había defendido que la participación en su organización no estaba aparejada al pago de ninguna couta, y dejaba esta decisión en manos de sus inscritos.

Así consta en los estatutos vigentes actualmente, en los que se definen como "miembros de pleno derecho o afiliados de Podemos" a "todas las personas físicas mayores de edad que no tengan limitada ni restringida su capacidad de obrar y que hayan verificado personal o telemáticamente su voluntad de pertenecer a Podemos", sin necesidad de "abonar cantidad alguna en concepto de cuota".

Este atípico sistema de afiliación les ha llevado a contar con más de 500.000 inscritos, a pesar de que de ellos, solo consideran como "activos" a unos 230.000, según los datos de la última consulta que realizaron en noviembre sobre la entrada en el Gobierno de coalición, en la que votaron 134.760 inscritos.

En la pasada asamblea de Vistalgre II de 2017, Podemos ya se marcó como reto clarificar cuál era su verdadera fuerza militante, y para ello puso en marcha un proceso de registro para distinguir y contabilizar a los "militantes", que definía como aquellos que "invierten generosamente su tiempo y su esfuerzo en llevar a cabo tareas directamente conectadas con la actividad orgánica o institucional de Podemos" o los que "proyectan" las ideas del partido o "fomentan el empoderamiento de la sociedad para construir masa crítica y movilizaciones en las calles".

"Un elemento fundamental"

Ahora Podemos da un paso más y, además de identificar a los inscritos más implicados con la organización con un censo diferenciado, vincula esta figura al pago de una cuota, al igual que vienen haciendo de forma habitual otros partidos, como Izquierda Unida, para distinguir a sus simpatizantes --sin obligación económica-- de sus afiliados --los que sí tienen que pagar cuota--.

En el documento que Iglesias y sus afines han presentado para la Tercera Asamblea del 21 de marzo, como parte del equipo 'Un Podemos Contigo', argumentan que "la aportación económica de las bases tiene que ser un elemento fundamental que permita a Podemos crecer constantemente desde lo cotidiano y destinar esos fondos de forma proporcional a de donde vienen".

A este respecto, explican que, a partir de ahora, "la figura jurídica de la persona afiliada cobrará un nuevo sentido y será el de la persona militante", vinculada al pago de cuota y a un Círculo concreto. "Para ser integrante de pleno derecho en la organización será necesario abonar una cuota popular (que será objeto de reglamento) y, además, esta militancia deberá estar vinculada a un único Círculo", ahondan.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba