Elecciones generales 2019 La Junta Electoral da 24 horas más a Torra para retirar los lazos amarillos y 'esteladas'

La JEC desestima el recurso del presidente de la Generalitat y le advierte de que podría incurrir en responsabilidades "administrativas y, en su caso, penales" si no cumple la instrucción 

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, junto a la consejera de la Presidencia, Elsa Artadi (derecha).
El presidente de la Generalitat, Quim Torra, junto a la consejera de la Presidencia, Elsa Artadi (derecha). EFE/J.J GUILLÉN

La Junta Electoral Central (JEC) da un nuevo plazo de 24 horas al presidente de la Generalitat, Quim Torra, para que ordene la retirada de los lazos amarillos y las banderas 'esteladas' de los edificios dependientes del Ejecutivo catalán. Asimismo, pide a la delegada del Gobierno en Cataluña, Teresa Cunillera, que les informe si se cumple el acuerdo dentro del plazo previsto ante las posibles responsabilidades "administrativas y, en su caso, penales" en las que se puedan incurrir.

Así lo ha acordado la JEC en su reunión de este lunes, después de que la semana pasada le diese un primer plazo de 48 horas para ordenar la retirada de los símbolos que pueden "utilizarse legítimamente por determinadas formaciones políticas pero no por las autoridades públicas que deben respetar la neutralidad política durante los procesos electorales" en base al artículo 50.2 de la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (LOREG). 

Si Torra hace caso omiso tras este nuevo plazo y no insta a la retirada de los lazos y la 'esteladas', la JEC podría trasladar el asunto a la Fiscalía para que determine si el presidente de la Generalitat puede haber incurrido en un presunto delito de desobediencia. Asimismo, también podría castigar a Torra con el pago de una multa que oscila entre los 300 y los 3.000 euros.

El órgano desestima la apelación de Torra al pronunciamiento del Parlament de Cataluña, donde se decía que la enseña independentista era un "símbolo que representa un anhelo de libertad y una reivindicación democrática, legítima, legal y no violenta". Estas enseñas, rebate la JEC, "simbolizan las aspiraciones de una parte de la sociedad catalana, pero no de toda ella". Sobre los lazos amarillos, la JEC recuerda que "la utilización de este símbolo pretende recordar que dirigentes o candidatos pertenecientes a formaciones políticas que se presentan a las próximas elecciones se encuentran en situación de prisión preventiva".

Los magistrados del Tribunal Supremo y expertos en Derecho, Políticas y Sociología que componen el órgano rechazan asimismo "la dificultad legal" esgrimida por el jefe del Ejecutivo catalán acerca de la multitud de edificios públicos que no son propiedad de la Generalitat o que no son gestionados directamente por la institución. Eso -señalan- "tampoco puede resultar excusa para la ejecución de la resolución impugnada", puesto que la mayoría de esos edificios públicos "dependen de la Presidencia o de alguna Consejería de la Generalidad". "Bastaría con indicar a la Junta Electoral Central aquellos edificios concretos en los que se produjera esa situación", concluye el texto.

Entre las alegaciones de Torra para incumplir el mandato de la Junta Electoral estaba el deber del Presidente de la Generalitat de respetar el derecho fundamental a la libertad de expresión de los empleados públicos. Pero la resolución de este lunes rebate a Torra y recuerda que "ese derecho no incluye la utilización de edificios y lugares públicos de forma partidista". En este sentido, le recuerdan que los empleados públicos tienen el compromiso de respetar "la Constitución y el resto de las normas que integran el ordenamiento jurídico" y un "deber estricto de imparcialidad y de actuar al margen de cualquier posición ideológica que tengan". 

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba