Rosa Benito perdió su silla por nada: su yerno pierde el juicio contra Telecinco
Rosa Benito perdió su silla por nada: su yerno pierde el juicio contra Telecinco Gtres

Rosa Benito

Rosa Benito perdió su silla por nada: su yerno pierde el juicio contra Telecinco

El marido de Rosario Mohedano pierde la batalla legal contra Telecinco que obligó a sus suegros, Rosa Benito y Amador Mohedano, a dejar su trabajo en televisión

Tengo un problema que no me atañe pero me pilla en medio”. Con estas palabras, mientras aún colaborada en ‘Sálvame’, Rosa Benito (60) hablo del juicio abierto que su yerno, Andrés Fernández, tenía contra la cadena donde trabajaban tanto ella como su ex marido, Amador Mohedano (62). 

Ahora, la primogénita de Rosa, Rosario Mohedano (37) ha tenido que encajar la derrota legal de su marido contra Telecinco, tal y como cuenta esta semana la revista ‘Lecturas’. Lo que deja a Rosa Benito sin nada. 

Antes de que esto sucediera y de que Rosa fuera finalmente despedida de la cadena, ya tuvo un ‘destierro’ televisivo hasta su vuelta por la puerta grande en el último ‘GH VIP’ en diciembre de 2015. Después de aquello, solo estuvo seis meses más como colaboradora en ‘Sálvame’. 

La demanda la interpuso el marido de Rosario contra programas como ‘Sálvame’ o ‘¡Qué tiempo tan feliz!’ por vulnerar su honor, intimidad y propia imagen después de que en los espacios de ‘La fábrica de la tele’ y ‘Mandarina’ respectivamente, se mostrara su ficha policial. 

Desde que la demandara fuera interpuesta, comenzó la guerra que ha sentado en el banquillo del paro a la propia Rosario –fulminantemente despedida de ‘¡Qué tiempo tan feliz!’ donde colaboraba-, y a la Benito y su ex marido, que colaboraban en ‘Sálvame’ y en ‘Mujeres y hombres y viceversa’ respectivamente. Todos ellos en Telecinco. 

Esta batalla, además, supone que la ex pareja –que estaba en concurso de acreedores desde 2014- hayan dejado de facturar los miles de euros mensuales que ganaban para hacer frente a las deudas que arrastran y que les hizo vender una nave por 300.000 euros cuya venta llevaban tratando de efectuar desde 2009 y que lograron llevarla a cabo en agosto de 2015. 

Ahora, con esta demanda, el fallo judicial desestima el pago de los 150.000 euros que el demandante exigía alegando una pérdida considerable de clientes con el perjuicio económico que eso supuso. 

Andrés puede recurrir esta sentencia en el plazo de veinte días, aunque fuentes judiciales consultadas por la citada publicación, ven improbable que cambie el resultado.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba