Mikhail Fridman ha comparecido este lunes como investigado ante el juez de la Audiencia Nacional Manuel García Castellón por su presunta responsabilidad en las maniobras empresariales que llevaron a la quiebra a la mercantil española Zed WorldWide.

La Fiscalía Anticorrupción le acusa de liderar "una práctica que se conoce en el entorno criminal ruso como 'raider' (asalto o ataque) o absorción ilegal de empresas". En concreto, le señala por orquestar una serie de "maniobras" para llevar a la "asfixia económica" a la compañía con el fin de adquirirla por 20 millones de euros, un precio muy por debajo al de mercado.

El pasado septiembre el juez acordó su imputación por presuntos delitos de maquinación para alterar el precio de las cosas, administración fraudulenta, insolvencia punible y corrupción en los negocios. Lo hizo, según explicó en su auto, ante la sospecha de que maniobró desde las mercantiles Vimpelcom (ahora Veon) y el Amstedram Trade Bank.

(Habrá ampliación)

Noticia de última hora en elaboración. Puede seguir toda la actualidad en www.vozopopuli.com, a través de nuestras redes sociales (Twitter o Facebook). También está disponible toda la información en nuestra aplicación móvil de Vozpópuli, gratuita tanto para iOs como para Android

Sigue las últimas noticias de Vozpópuli. Somos un medio digital independiente y liberal. Trabajamos para publicar información política, económica y social en España, con rigurosidad y libertad. Nuestro compromiso es con la verdad, sin fanatismos, con los datos y el análisis en torno a políticos, banca y empresas. Nuestro ideario tiene tres líneas rojas innegociables: ser libres, ser fiables y ser honestos.