Mientras en la Comunidad de Madrid se mantiene la tensión partidista, incluso entre los socios del Gobierno regional, la capital de España pretende dar ejemplo con un gran pacto sin precedentes que el Ayuntamiento de Madrid ha anunciado este viernes. El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha avanzado la creación de una mesa de trabajo para, en el plazo de un mes, “repensar el modelo de ciudad” tras la pandemia del coronavirus.

Los cinco grupos políticos representados en el Ayuntamiento están dispuestos a “diseñar el Madrid del futuro”, según ha indicado el regidor popular, que ha comparecido este lunes junto al resto de portavoces, a quienes ha mostrado su “agradecimiento” por la “predisposición” para “dialogar” por el bien de los madrileños.

Almeida ha señalado que el pacto que se rubricará dentro de un mes será fruto del trabajo de la mesa de coordinación en la que participarán los portavoces de los distintos grupos políticos, y que a su vez será el resultado de otras cuatro mesas sectoriales en las que se abordarán cuestiones como economía, empleo, vivienda, cultura o urbanismo para hacer de Madrid una ciudad “amable” y “sostenible” con la “reordenación” del espacio público.

La vicealcaldesa, Begoña Villacís, ha valorado el “trabajo previo de consenso” que viene demostrando el Ayuntamiento como institución y que ha permitido que se produzca una rueda de prensa como la que se ha producido este lunes. “Se exige de nosotros que hagamos algo extraordinario”, ha enfatizado, en la línea de las declaraciones que a continuación han realizado el resto de portavoces.

“Vamos a dar ejemplo a toda España”, ha aseverado por su parte el líder municipal de Vox, Ortega Smith: “Una situación excepcional nos empuja a dar una respuesta excepcional”. “Hoy es un día importante, un día muy importante para Madrid”, ha apuntado a continuación el portavoz socialista Pepu Hernández, advirtiendo que  “Madrid necesita este acuerdo para la reconstrucción económica y social”-

La portavoz del grupo municipal de Más Madrid, Marta Higueras, también ha abogado por el consenso y ha reconocido la buena disposición de los partidos representados en el pleno del Ayuntamiento capitalino a pesar de las “diferencias políticas” que, espera, sean aparcadas: “Estamos absolutamente convencidos de toda la intención de hacerlo bien”.