Operación Fénix

Los hijos de Conde eran administradores y accionistas de varias de las sociedades usadas para el blanqueo

Fuentes de la investigación consultadas por 'Vozpópuli' informan de que Alejandra y Mario Conde Arroyo figuraban como accionistas o administradores de algunas de las sociedades ubicadas en España y que eran utilizadas presuntamente por el ex banquero para el blanqueo de capitales. 

Agentes de la Guardia Civil custodian la vivienda de Conde durante el registro de este lunes.
Agentes de la Guardia Civil custodian la vivienda de Conde durante el registro de este lunes. EFE

La 'operación Fénix' se ha saldado este lunes con la detención por parte de los agentes de la Unidad Central Operativa de la Guardia Civil (UCO) de los dos hijos del ex banquero Mario Conde, Alejandra y Mario Conde Arroyo. Se les investiga, junto a su padre Mario Conde y trece personas más, por delitos de blanqueo de capitales, organización criminal, frustración de la ejecución y ocho delitos contra la Hacienda Pública.

La Guardia Civil, la Fiscalía Anticorrupción y el juez Santiago Pedraz sospechan que el ex presidente de Banesto ha estado repatriando el dinero que se llevó de la entidad bancaria a través de un complejo entramado societario ubicado en nuestro país y en el extranjero creado por testaferros. De esta forma, Mario Conde habría usado una red de sociedades en el extranjero para introducir en España ese dinero desde Suiza, Luxemburgo y Reino Unido. Al menos 13 millones de euros desde el año 1999.

Par evitar ser detectado por el fisco, en España las mercantiles usadas por el ex banquero para el 'lavado' del dinero estaban a nombre de terceras personas. Según informan fuentes de la investigación a Vozpópuli, tanto Mario como Alejandra Conde Arroyo figuran como accionistas o administradores de varias de las mercantiles investigadas.

Los hijos de Conde son propietarios al 50 por ciento de la sociedad Barnacla S.A, empresa de la que dependía a su vez la mercantil Hogar y Cosmética Española

Por ejemplo, ambos eran accionistas al 50 por ciento de una sociedad Barnacla SA. En el epicentro de la supuesta trama de repatriación y blanqueo de fondos aparece la empresa Hogar y Cosmética Española SA, con sede en la localidad madrileña de Torrejón de Ardoz. Allí también figuraba el domicilio social de una filial de ésta, Demerquisa SA, en la que el propio Mario Conde figuraba como presidente del Consejo de Administración. Ambas, sin embargo, dependían de una tercera empresa, la citada Barnacla SA, una sociedad con sede en la madrileña calle de Goya, cuyo objeto social era "la gestión y organización de toda clase de eventos". Los hijos del banquero eran propietarios a medias de la citada mercantil. Sin embargo, en la misma no figura en los órganos de dirección ningún miembro de la familia del banquero.

Por otro lado, la investigación no sólo han encontrado pruebas de la ligazón de Barnacla S.A a los Conde sino también que en la misma figuraba como socio único una sociedad con sede en Ginebra, Galloixs Holdings S.A.

Además, en las pesquisas consta como su hija Alejandra Conde era administradora única de la mercantil Gestión Integral de Aceite S.L, que también está siendo investigada por la Audiencia Nacional. Dicha empresa tiene su domicilio fiscal en la madrileña calle Triana 63, donde se encuentra ubicada la vivienda habitual de su padre en la capital, que está siendo registrada por agentes de la UCO desde primera hora de la mañana.  La detenida figura también como administradora solidaria de otras empresas 'pantalla', según informan fuentes del caso a este periódico.

El 'modus operandi' de Conde y su núcleo duro de colaboradores consistía en traer el dinero a nuestro país a través de préstamos, ampliaciones de capital de las empresas o simples ingresos en efectivo, según indican las mismas fuentes.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba