Tras la violencia vivida esta última semana en Barcelona el Circulo de Economía ha emitido un comunicado donde “condena de manera rotunda la violencia vivida en las calles de Barcelona y en conjunto de Cataluña, sin ambigüedades ni gradaciones”. Pide parar la violencia porque imposibilita compartir una mesa de negociación “no es el problema de unas elecciones ni de un gobierno, nos jugamos el futuro de una generación”.

Los empresarios instan a las instituciones, Generalitat, Parlament de Cataluña y Ayuntamiento de Barcelona, y a los partidos que los integran que dejen a un lado sus intereses “legítimos” para trabajar conjuntamente con un objetivo: “desterrar los actos violentos de los pueblos y ciudades de Cataluña”. En el comunicado aseguran que en un futuro ya llegará el momento de formular y defender propuestas para solucionar una crisis que tiene una raíz política “indiscutible”.

El Circulo insiste que desde hace tiempo ya plantea alternativas para encontrar un encaje de Cataluña con el conjunto de España que refuerce el autogobierno y mejore el modelo de financiamiento.