El Gobierno y los sindicatos firmarán el lunes un acuerdo histórico para regular el derecho de los funcionarios y empleados públicos a teletrabajar, en el que se recoge que la Administración cubrirá los costes de los empleados que estén teletrabajando y estipulará que el teletrabajo es "voluntario y reversible".

Según ha podido saber Vozpópuli, el acuerdo que firmarán el lunes el Ministerio de Función Pública y Política Territorial, el sindicato de funcionarios y empleados públicos CSIF, CCOO y UGT, definirá un marco general y sencillo sobre el teletrabajo y el derecho a la desconexión digital que luego tendrá que definir y desarrollar cada Administración. 

El texto no recogerá un mínimo ni máximo de días en los que se permitirá el teletrabajo para los empleados públicos, sino que recaerá en cada Administración fijar esas cuestiones. Sí se estipulará que el teletrabajo sea voluntario y reversible, que se tengan los mismos derechos y obligaciones, se cumpla con la legislación de prevención de riesgos laborales y recaiga en la Administración el pago de los costes del teletrabajo (material, ordenador, gastos de luz, etc.). 

La Administración tendrá que asumir esos costes y también una inversión en software para permitir el trabajo en remoto. 

El acuerdo se traducirá en una modificación legislativa del Texto refundido de la Ley del Estatuto Básico del Empleado Público (TREBEP), similar al Estatuto de los Trabajadores de los asalariados, y tendrá que ser convalidado en el Congreso. 

Fuentes del Ministerio de Función Pública señalan a este medio que "las negociaciones aún no han finalizado", pero los sindicatos aseguran que el acuerdo está prácticamente cerrado y se ratificará el lunes.

Teletrabajo durante la pandemia

Durante la pandemia, el teletrabajo se impuso en algunas áreas de la Administración Pública, pero ahora el objetivo del Ejecutivo y los sindicatos es ratificarlo por ley y consolidarlo en los derechos de los empleados públicos. 

Para la Administración General del Estado (AGE), CSIF consiguió pactar el derecho a teletrabajo durante un día a la semana para la plantilla en general y cuatro días de teletrabajo para los trabajadores con menores de 14 años o personas dependientes a su cargo. 

El Ministerio de Función Pública y Política Territorial se adelantará, con el acuerdo del lunes, al Ministerio de Trabajo, que tiene que negociar con UGT y CCOO la regulación del teletrabajo en el sector privado y sentará un precedente en la asunción de los gastos por parte del empleador -algo que es motivo de conflicto con la CEOE-.