Los comerciantes y hosteleros con locales en Aena se han plantado ante la compañía semipública que gestiona los aeropuertos de interés general.

Tras agotar el plazo para aceptar su oferta sobre los alquileres el pasado día 2, cerca de un 60% de los establecimientos, que no han firmado el documento, siguen tratando de convencer al gestor aeroportuario para modificar las condiciones propuestas.

Para ello, los empresarios han pedido a Aena que vuelva a sentarse con ellos. No obstante, pretenden además que el Gobierno intervenga y les ayude a negociar. “Queremos que Transportes se siente también con nosotros, sin que nos amenacen con ejecutar los avales”, señalan fuentes conocedoras de la propuesta.

Los representantes de los comercios consideran que no se está teniendo en cuenta la caída del tráfico, de más del 70%”

Así, los empresarios que no han firmado el contrato, junto a CCOO y UGT, insisten en que, al valorar los alquileres, Aena no está teniendo en cuenta la caída de tráfico aeroportuario que se prevé también en los próximos meses, así como restricciones que impiden mantener las tiendas abiertas en algunos casos.

“No facturamos lo suficiente como para pagar lo que nos piden, nos abocan a la ruina”, apunta en conversación con este medio un empresario con establecimientos en aeropuertos canarios. Otra fuente apunta a una caída superior al 70%.

Sin embargo, su propuesta hasta ahora pasa por una exención del pago del alquiler para los tres primeros meses del estado de alarma (es decir, hasta mediados de junio) y una rebaja del 50% de la renta mínima garantizada, fijada por el gestor, si no se alcanzan las ventas mínimas, hasta septiembre de este año.

En el caso de cierre total decretado por la Administración Pública, AENA ofrecería una quita del 100%, pero solo para ese periodo de cierre total. Después, el pago de renta sería completo. Quien no acepte las nuevas condiciones, deberá pagar el 100% de todos los meses; y ese es precisamente el ultimátum que el gestor aeroportuario ha puesto sobre la mesa.

Es más lo que vamos a tener que pagar que lo que ingresamos

Según opinan los comercios y operadores de restauración que no han firmado estas condiciones, es insuficiente una rebaja del 50%: “Es más lo que vamos a tener que pagar que lo que ingresamos”, aseguran. “Si cuando se cierra todo reconocen una quita del 100%, con qué criterio tendremos que pagar un 50% si las ventas bajan un 70%”, comentan fuentes allegadas a los operadores disconformes.

En esta pelea, quienes han decidido no firmar el plan de Aena cuentan no solo con el apoyo de los sindicatos, sino con el despacho de Fieldisher Jausas, que está liderando el asesoramiento de los operadores para llevar el caso a los tribunales.

Discrepancias en el consejo

Fuentes del mercado aseguran que el principal motivo de la reticencia de Aena a negociar más allá del 50% es la posición en este sentido de uno sus consejeros, el multimillonario británico Christopher Hohn.

Hohn representa los intereses del fondo británico de capital riesgo The Children's Investment Fund. Este tiene un 3% en Aena pero cuenta con presencia en su Consejo de Administración a través de la figura del propio abogado.

Según las mismas fuentes, Hohn ha advertido a sus pares del Consejo de una potencial reclamación patrimonial en caso de que la compañía ceda a rebajar más del 50% de la renta mínima garantizada de forma generalizada.

Hohn entiende que Aena debería ceñirse al decreto de alquileres comerciales del pasado mes de diciembre, el cual establece que los inquilinos de locales de negocio que sufran una caída de su negocio de más del 75% pueden, como mucho, solicitar quitas del 50%

Entiende, señalan estas fuentes, que Aena debería ceñirse al decreto de alquileres comerciales del pasado mes de diciembre, el cual establece que los inquilinos de locales de negocio que sufran una caída de su negocio de más del 75% pueden solicitar quitas del 50%.

Distintas fuentes jurídicas consultadas por este medio apuntan a que los jueces, en caso de pleito, tenderían, en todo caso, a aplicar un 50% de quita, pero las hay que no descartan quitas por la vía judicial (al menos, de forma cautelar) del 70% e, incluso, del 100%. Lo anterior podría tener cierto recorrido en el caso de Aena, añaden distintas fuentes, atendiendo a la posición monopólica de Aena respecto a sus operadores.

Este medio ha intentado obtener la versión tanto de Aena como de TCI al respecto, pero al cierre de la edición no ha obtenido respuesta.

Con todo, se espera que la presión se incremente en los próximos días tanto por la parte de Aena como por la de los comerciantes disconformes, que ya estudian la forma de llevar a su particular ‘casero’ a los tribunales.