Economía

Santander admite un deterioro de 1.500 millones en UK por el brexit y la regulación

Santander ha tenido que separar en Reino Unido su negocio de banca minorista del de la banca de inversión para cumplir con la regulación del país. El mexicano Carlos Fernández, una de las grandes fortunas del país, abandona el consejo de administración del banco español 

Ana Botín, presidenta de Santander.
Ana Botín, presidenta de Santander. Efe.

Banco Santander ha anunciado este martes un deterioro de 1.500 millones de euros en el fondo de comercio de su filial británica, Santander UK, como consecuencia de la presión regulatoria, la mayor competencia y la incertidumbre sobre el impacto en la economía por el brexit

La separación de la banca de inversión de la minorista, operación que ha tenido que acometer el banco en Reino Unido para cumplir con la regulación del país, le ha supuesto más costes y menos posibilidad de lograr beneficios, reconoce Santander en un comunicado publicado en la Comisión Nacional del Mercado de Valores a las 22 horas del martes.

Santander explica que esa reestructuración de su negocio en Reino Unido se ha traducido en "un aumento de activos en la sucursal de Londres de Banco Santander, S.A. de aproximadamente 40.000 millones de euros (de los que 25.000 millones son de un traspaso inicial de activos desde Santander UK)", pero también "un incremento de los costes al duplicarse algunas funciones". Esto ha provocado "una disminución en la capacidad de generación de beneficios de Santander UK".

El grupo admite que el deterioro tendrá impacto en el beneficio

El banco presidido por Ana Botín añade en su comunicado al regulador del mercado español, que el ajuste "también es resultado del incremento en la presión competitiva en Reino Unido y del impacto de la incertidumbre generada por el brexit en el crecimiento económico del país".

La entidad admite que el deterioro "tendrá impacto en el beneficio atribuido", pero asegura que no afectará "a su resultado ordinario, al valor contable tangible por acción del Grupo ni a sus compromisos con los clientes". Tampoco afectará "a la ratio de capital CET1 de Banco Santander, puesto que los fondos de comercio están excluidos de su cálculo, a la generación de los flujos de caja ni a los objetivos a medio plazo del Grupo anunciados en el Investor Day celebrado el pasado 3 de abril en Londres"", añade el banco en su comunicado a la CNMV.

Dividendo

Santander ha informado en el mismo comunicado que el consejo de administración ha aprobado el martes el primer dividendo con cargo a los resultados de 2019 por 0,10 euros por acción. El importe es igual al que se pagó hace un año entre agosto (0,065 euros) y noviembre (0,035 euros), señala.

Desde este año, recuerda Santander, los accionistas recibirán el dividendo en dos pagos en lugar de los cuatro que percibían hasta ahora. El último día de negociación de la acción con derecho al cobro de dicho dividendo será el 29 de octubre y cotizará ya ex-dividendo el 30 de octubre.

"Le echaremos de menos"

Carlos Fernández González, una de las grandes fortunas mexicanas presentes en España, y menos conocidas, deja el consejo de administración de Santander tras cuatro años ocupando un puesto como consejero independiente.

"Ha sido un gran privilegio contar con Carlos Fernández como consejero", dice Ana Botín en un comunicado enviado por Santander. "Ha hecho aportaciones bien informadas y de gran valor gracias a su larga y exitosaexperiencia como líder empresarial internacional. Le echaremos de menos", añade. El puesto que deja vacante Fernández será ocupado por la banquera británica Pamela Walkden.

Carlos Fernández, quien disparó su fortuna tras participar en la venta de Grupo Corona, una operación valorada en cerca de 16.000 millones de euros, es el segundo mayor accionista de la inmobiliaria española Colonial, tras Qatar, con el 18,3%, una participación valorada en la actualidad en cerca de 1.000 millones de euros en Bolsa.

Fernández es el primer accionista del grupo Amrest y cuenta con una participación en Colonial valorada en cerca de 1.000 millones

Santander nombró a Carlos Fernández consejero independiente en febrero de 2015;en 2017 sustituyó a Isabel Tocino como miembro de la comisión de retribuciones de la entidad. Tras los hermanos Ana y Francisco Javier Botín, Carlos Fernández González es el consejero de Santander con más acciones del banco, valoradas en cerca de 60 millones de euros. También posee acciones del grupo Prisa valoradas en 45 millones.

El empresario mexicano es el primer accionista, con el 53,4% del capital, del grupo de restauración Amrest, a través de su firma de inversión Finaccess. El grupo Amrest, que cotiza en España, es la mayor compañía franquiciadora de restaurantes de comida rápida en Europa Central y del Este, dueño en España de La Tagliatella, entre otras marcas.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba