Resultados

DIA sufre una 'tormenta perfecta' en el primer semestre: su beneficio cae un 88,8%

La compañía de distribución registró un beneficio neto de 6 millones frente a los 54 millones de euros del mismo periodo de 2017. Estas cuentas se han visto afectadas por una erosión de los márgenes, la depreciación del 34,1% del peso Argentino y el 16,8% del real brasileño

Tienda de DIA fresh
Tienda de DIA fresh EFE

El beneficio neto de DIA cayó un 88,8% en los primeros seis meses de 2018, hasta los 6 millones de euros frente a los 54 millones de euros del mismo periodo de 2017. Por su parte, las ventas netas descendieron un 10,3%, hasta los 3.800 millones.

La compañía ha explicado que, ajustado respecto a costes e ingresos, el beneficio neto subyacente de DIA suma un total de 66,1 millones de euros en la primera mitad de 2018, lo cual representa un descenso del 38,2% respecto al primer semestre de 2017.

La empresa que dirige Ricardo Currás explica en sus cuentas que el rendimiento de las ventas reflejó un efecto negativo del 10,3% derivado del tipo de cambio, explicado por la depreciación del 34,1% del peso Argentino y el 16,8% del real brasileño durante el periodo.

El resultado bruto de explotación (EBITDA) hasta junio fue de 877 millones, reflejando una disminución de 37 puntos básicos en el margen bruto hasta el 23,1%, explicado por el empeoramiento de las condiciones comerciales en Iberia y una creciente contribución de la actividad franquiciadora.

DIA indica que el rendimiento de las ventas reflejó un efecto negativo del 10,3% derivado del tipo de cambio

Por su parte, los gastos operativos totales se redujeron un 8,8% durante el periodo. Sin embargo, el EBITDA ajustado descendió un 19,1%, hasta los 225,7 millones (descenso del 14,6% excluyendo el efecto del tipo cambiario).

El descenso del EBITDA ajustado se refleja en una erosión de 65 puntos básicos del margen de EBITDA ajustado, hasta alcanzar el 5,9%, principalmente explicado por un escenario comercial complicado en España y el impacto de la huelga de transporte en Brasil.

La deuda neta a final de Junio de 2018 se situó en los 1.230 millones de euros, 210 millones de euros más que en el mismo periodo del año pasado. "El crecimiento neto de la deuda durante el período se explica por un débil comportamiento de las ventas, márgenes operativos en descenso y mayor volumen de inversión", explica la compañía. 

"El período más duro" 

Las palabras del propio Ricardo Currás, consejero delegado de DIA, muestran el efecto de una 'tormenta perfecta' en sus cuentas. “Los primeros seis meses del año han sido el periodo más duro para el grupo desde que salió a bolsa. Las ventas comparables en Iberia fueron más débiles de lo esperado y los márgenesse vieron impactados por la finalización de las alianzas de compras", señala.

Por otro lado, el directivo destaca en su comunicado que la firma está cerca de finalizar su plan de remodelaciones de tiendas para el año, con más de 900 establecimientos ya renovadas en Iberia con buenos resultados. "Estamos empezando a ver el impulso de estas transformaciones en una buena tendencia de las ventas en julio y esperamos mantener la trayectoria positiva en la segunda mitad del año en la que también empezaremos a abrir nuevas tiendas DIA, La Plaza y Clarel", indica Currás. 



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba