Empresas

El supervisor mexicano sanciona a Deloitte por irregularidades en las auditorías de OHL México

La Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) de México, el supervisor del mercado azteca, ha impuesto una multa de 4,21 millones de pesos (algo más de 220.000 euros) a la consultora Deloitte por la comisión de irregularidades a la hora de auditar las cuentas de OHL México y algunas de sus filiales correspondientes a los últimos cuatro años.

Deloitte, multada en México por las auditorías de la filial azteca de OHL
Deloitte, multada en México por las auditorías de la filial azteca de OHL

La polémica en torno a las cuentas de la filial mexicana de OHL empieza a derivar en consecuencias sancionadoras. La Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) de México, el supervisor del mercado azteca, impuso una multa de unos 220.000 euros al cambio a la consultora Deloitte, encargada de verificar las cuentas de OHL México y sus filiales, por la constatación de una serie de irregularidades en la supervisión de los estados contables correspondientes a los ejercicios entre 2012 y 2014.

La multa fue impuesta a finales de enero y se debe al incumplimiento por parte de la consultora de diversos artículos de la Ley del Mercado de Valores que rige en México. En concreto, la sanción está relacionada con los trabajos de Deloitte para verificar tanto las cuentas de OHL México como de dos de sus filiales: Organización de Proyectos de Infraestructura y Concesionaria Mexiquense.

De acuerdo con el registro de sanciones de la CNBV, la infracción por la que se ha multado a Deloitte viene derivada del incumplimiento del artículo 87 de la Ley del Mercado de Valores, que trata sobre los elementos que deben tener los dictámenes de auditoría que tienen que presentar las compañías que coticen en los mercados. Más concretamente, el punto por el que la consultora ha sido castigada se refiere al que establece que la auditoría debe versar sobre “el apego a los principios de contabilidad aplicables”.

Es decir, que la CNBV sanciona a Deloitte por no haber tenido en cuenta los criterios contables vigentes a la hora de realizar las auditorías de estas empresas durante los últimos años.

Deloitte no recurre

Uno de los aspectos más llamativos de este procedimiento es que la sanción ha sido aceptada por Deloitte, que no la recurrirá, hasta el punto de que la consultora habría hecho ya efectivo el pago de la multa (lo que le habría supuesto incluso un descuento del 20% sobre la cuantía fijada por la CNBV). De este modo, la consultora parece asumir sus errores a la hora de auditar las cuentas de estas empresas.

En su día, OHL México se defendió de las acusaciones de presuntas irregularidades a la hora de elaborar los estados contables de su filial mexicana argumentando que habían sido auditados por la consultora, uno de los cuatro gigantes mundiales del sector.

La compañía auditora de tráficos en concesiones Infraiber, que mantiene diversos litigios judiciales con OHL México, denunció presuntas irregularidades en las cuentas de la compañía, lo que motivó una serie de actuaciones por parte de la CNBV, entre las que también se incluye un expediente sancionador abierto tanto a la compañía como a algunos de sus directivos. Este procedimiento aún no está resuelto por lo que aún no hay una resolución en firme al respecto por parte del supervisor mexicano.

Fuentes de OHL aseguraron desconocer el motivo de la sanción a Deloitte pero negaron que la misma se debiera a que la auditora no aplicara los principios internacionales de contabilidad, algo de lo que había sido acusada precisamente por Infraiber. Por lo demás, resulta complicado establecer si la referencia a la falta de “apego a los principios de contabilidad aplicables” está relacionada con esos principios toda vez que el supervisor mexicano no ha hecho público el contenido completo de la sanción.

Este medio se puso en contacto con Deloitte en México para conocer su versión de los hechos aunque no obtuvo respuesta de una persona autorizada para realizar comentarios.

La consultora, en la picota

Cabe tener en cuenta que Deloitte también se ocupa de la auditoría del grupo OHL y que las cuentas de su filial mexicana están consolidadas en los resultados de la matriz.

En los últimos tiempos, Deloitte está en la picota por su papel de auditor en empresas como Bankia y Abengoa. El daño reputacional que le han ocasionado estos casos comienza a reflejarse en movimientos como el del Santander, que ha prescindido de la firma como su auditor, o Iberdrola, que no ha optado por Deloitte como su nuevo auditor.

En el caso de Abengoa, actualmente en situación de preconcurso de acreedores, el hecho de que la firma no detectara problema alguno en los últimos tres años se vio agravado por la circunstancia de que un estudiante de Bachillerato de 17 años fue capaz de detectar los problemas en los estados contables de la compañía en el curso de una investigación que llevó a cabo para elaborar un trabajo de clase.

En su día, el Instituto de Contabilidad y Auditoría de Cuentas (ICAC) sancionó a Deloitte con una multa de 12 millones de euros por el escándalo de Bankia. Y ahora podría abrirle un expediente sancionador por Abengoa. En el caso de OHL México la firma ha optado por asumir su propia culpa.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba