Despido

El Ejecutivo deroga el despido objetivo por absentismo

El artículo 52.d. desparece del Estauto de los Trabajadores. Las empresas podrán despedir a los que faltan pero mediante un despido improcedente, con una indemnización de 33 días por año trabajado

Las ministras de Trabajo, Yolanda Díaz; Hacienda, María Jesús Montero e Igualdad, Irene Montero.
Las ministras de Trabajo, Yolanda Díaz; Hacienda, María Jesús Montero e Igualdad, Irene Montero. EFE

El Ejecutivo ha derogado el artículo 52.d. del Estatuto de los Trabajadores que permitía a las empresas despedir de forma objetiva (con 20 días de indemnización por año trabajado) a los empleados que cumplieran un número de faltas de asistencia a pesar de que estuvieran justificadas por una baja médica.

Después de un largo tramite administrativo para evitar ningún defecto de forma, la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, ha informado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Minsitros de que "por fin" el Ejecutivo ha conseguido aprobar la derogación del despido objetivo por absentismo, que se materializará en la desaparición del apartado D del artículo 52 del Estatuto de los Trabajadores. 

Este artículo, aprobado con la reforma laboral del Partido Popular del año 2012, autorizaba el despido por faltas de asistencia al trabajo, aun justificadas pero intermitentes, que alcanzaran el 20% de las jornadas hábiles en dos meses consecutivos siempre que el total de faltas de asistencia en los doce meses anteriores alcanzara el 5% de las jornadas hábiles, o el 25% en cuatro meses discontinuos dentro de un periodo de doce meses".

"Venimos de derogar por fin el artículo 52.d. que permitía en nuestro país despedir a personas aunque tuviesen una baja médica que justificase su ausencia. Con esta derogación reparamos una anomalía o una excepcionalidad que tenía nuestro país en relación a los país de nuestro entorno que carecían de un precepto semejante", ha destacado la titular de Trabajo.

Había alarma social sobre la posibilidad de que nos despidiesen cuando somos más vulnerables"

Yolanda Díaz, ministra de Trabajo

El cambio normativo supone que las compañías ya no podrán aludir a esta causa para despedir de forma objetiva o procedente pero, como ya contó Vozpópulisí podrán despedir a los empleados absentistas mediante el despido improcedente (que conlleva una indemnización de 33 días por año trabajado).

Posibles reclamaciones

La aprobación de esta derogación le ha llevado casi tres semanas al Ministerio que dirige Yolanda Díaz. Fuentes cercanas al procedimiento han confirmado a este medio que el Gobierno teme que "alguien pueda reclamar la derogación", de ahí que esté "cuidada, mimada y muy justificada". 

De cara al futuro, la ministra ya ha adelantado que en la redacción del próximo Estatuto de los Trabajadores es posible que se incluya la consideración del despido por absentismo como discriminatorio, lo que en la práctica supondría prohibirlo.

La ministra no ha querido anunciar las fechas de las próximas modificaciones en la reforma laboral y ha afirmado que prima la discreción en las reuniones con los agentes sociales. 

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba