Política

Ciudadanos pierde cerca de un millón de euros por 8.300 afiliados 'morosos'

El partido de Rivera actualiza su censo para afrontar la renovación de su estructura territorial. Deja de contabilizar a los militantes que llevan, como mínimo, medio año sin abonar sus cuotas. 

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en el último Consejo General del partido.
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, en el último Consejo General del partido. Ciudadanos vía Flickr

La última actualización del censo de Ciudadanos ha arrojado un dato positivo para el partido y otro que no lo es tanto, sobre todo para las finanzas de la formación naranja. Según fuentes de la dirección de C's, la organización de Albert Rivera ha salido de su último proceso asambleario, desarrollado desde noviembre de 2016 hasta febrero de 2017, con un saldo favorable de 2.000 afiliados, albergando ahora mismo alrededor de 23.000 militantes, indican las mismas fuentes. 

Sin embargo, en esta revisión del censo no sólo se han incorporado las nuevas altas, sino que se han quedado por el camino y han dejado de contar como afiliados de Ciudadanos en torno a 8.300 personas que acumulaban medio de año de retraso en las cuotas, apuntan las fuentes citadas. El partido centrista ha procedido a dar de baja a los militantes que llevaban "seis meses, como mínimo" sin cumplir con los correspondientes abonos. 

Los afiliados de Ciudadanos pagan una "cuota mínima mensual" de 10 euros, salvo en el caso de jóvenes, pensionistas o personas sin empleo, que abonan cinco euros al mes. De este modo, partiendo de esos 8.300 afiliados morosos que pagaron en su día la cuota y que luego ya no lo hicieron, siendo expulsados por ello, la formación de Rivera ha perdido ingresos potenciales por un valor cercano al millón de euros

Esta cifra no es algo menor, ni una cuantía insignificante, pues el partido del "liberalismo progresista" sumó 2,37 millones de euros en concepto de cuotas de afiliación al cierre provisional del ejercicio de 2016. Esto es, un 11,5% del total de los ingresos, donde las subvenciones públicas (un 83,4%) suponen el grueso de los mismos. El año anterior, las aportaciones de los afiliados alcanzaron los 2.248.474,34 euros. El resto de ingresos de 2016 lo formaron las aportaciones de los cargos electos (un 5%) y las donaciones (apenas un 0,1%).

El partido sumó 2,37 millones de euros en concepto de cuotas de afiliación al cierre provisional del ejercicio de 2016. Esto es, un 11,5% del total de sus ingresos

Así consta en el informe de la Secretaría de Finanzas de Ciudadanos, dirigida por Carlos Cuadrado, que fue presentado el pasado 4 de febrero en la IV Asamblea General del partido. Sin embargo, Cuadrado ofreció otros porcentajes cuando compareció el 22 de marzo en la Comisión anticorrupción del Congreso de los Diputados. Allí, a pregunta de Juan Pedro Yllanes, diputado de Podemos, manifestó que "las subvenciones públicas en nuestro partido suponen el 76% de los ingresos. Y de afiliados, o sea, lo privado, supone un 33%. De donaciones sólo recibimos un 1%. Esto quiere decir que nuestro partido no ha necesitado donaciones. Simplemente con las subvenciones y con las aportaciones de los afiliados hemos conseguido llegar hasta donde estamos", aseguró. El tesorero de Ciudadanos, además, abogó por tomar medidas normativas para incentivar las donaciones.

Los 30.867 que no eran

El dossier de la Secretaría de Finanzas de Ciudadanos, expuesto en la Asamblea del partido ante los cerca de 500 compromisarios, indicaba también que "el crecimiento que está sufriendo Ciudadanos se basa en gran parte en el aumento del número de afiliados; pasando de 1.712 personas en 2011 a 30.867 actualmente". Esta última cifra respondía a una realidad distorsionada, pues todavía no se habían descontado a los morosos. 

El documento añadía que "el cambio se acentuó en los años 2014 y 2015 debido a la expansión del partido por todo el territorio nacional". Sin embargo, aquella tendencia alcista hace meses que se relajó. El censo para las últimas primarias a la Ejecutiva naranja se cerró el 7 de noviembre con un cómputo de 30.867 afiliados inscritos (a finales de 2015 tuvo 31.078). Pero esta cifra incluía a aquellos militantes que debían cuotas al partido. La última actualización, sumando las altas y restando a aquellos que acumulaban impagos de al menos seis meses, ha dejado esos 30.867 adscritos en un número en torno a 23.000.

Entre esas 8.300 bajas se encuentran exafiliados críticos con la gestión de Albert Rivera. Sobre todo, aquellos que perdieron la confianza en la dirección naranja tras los sucesivos procesos internos que se han ido celebrando. Tanto en lo relativo a su organización territorial como de cara la confección de las listas para los diferentes procesos electorales. Ciudadanos ya concurrió a las municipales y autonómicas de 2015.

Con esos 23.000 militantes, la organización de Rivera afrontará durante este mes de abril y el próximo la renovación de su estructura territorial, a través de la elección de las juntas directivas de las agrupaciones. El proceso culminará a finales de junio cuando se constituyan los comités autonómicos.

Al corriente de pago

A raíz de la publicación de esta noticia, fuentes de la dirección naranja se han puesto en contacto con Vozpópuli para recalcar que "Ciudadanos considera afiliados a todas aquellas personas que tramitan su alta como tal en el partido y abonan sus cuotas". Además, enfatizan que "cuando un afiliado deja de abonar sus cuotas en un tiempo superior a seis meses son dados de baja".

Desde la secretaría de Organización también afirman que "en el trascurso de la IV Asamblea General ya se indicaba los que estaban al corriente de pago y los que no". Y añaden: "Desde entonces, C's ha crecido en más de 2.000 afiliados al corriente de pago, siendo más de 23.000 los que están al corriente de sus cuotas".



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba