Gente

El fugitivo que se ‘ocultó’ durante años como modelo

A los aficionados a la moda puede que les suene su cara, ya que ha desfilado para grandes firmas como Tom Ford, pero el modelo Roky Million, establecido en Australia, escondía un oscuro pasado que ha acabado por descubrirse: hasta 2008 se llamaba Ben Fiberesima y estaba en busca y captura por varios delitos en el Reino Unido. Ahora ha sido detenido y tendrá que pasar casi cuatro años en la cárcel.

Ben Fiberesima vivió en Australia durante años como modelo bajo el nombre de Roky Million (Instagram).
Ben Fiberesima vivió en Australia durante años como modelo bajo el nombre de Roky Million (Instagram).

A Ben Fiberesima se lo tragó la tierra en 2008. Nadie sabía nada de él desde que ese año desapareció mientras era juzgado por varios delitos en el Reino Unido, pero acaba de ser detenido. La sorpresa ha llegado al descubrir que durante todo este tiempo el fugitivo no solo no se había escondido, sino que se había convertido en rapero y modelo de éxito tras adoptar una nueva identidad en Australia bajo el nombre de Roky Million.

“Fiberesima usó identidades falsas para evitar su captura y desarrolló una imagen muy pública en Australia e internacionalmente como artista de rap y modelo”, ha explicado el detective Pete Wallis, de la policía de Brent, en declaraciones recogidas por el diario local londinense Kilburn Times. “El mensaje es claro: si cometes un crimen no lo olvidaremos y exploraremos todas las opciones para encontrarte y llevarte ante la justicia”, avisa el inspector Wallis.

Durante todos estos años, Fiberesima desfiló para algunos de los nombres más relevantes de la moda de todo el planeta, como Tom Ford, y no se preocupó por mantener un perfil discreto. Según el diario londinense The Independent, llegó a escribir un libro en el que aseguraba que su riqueza se cuantificaba en una cantidad “de siete cifras a la edad de 26” y era un personaje popular en redes sociales como Instagram o Twitter, donde tiene más de 150.000 seguidores.

La policía le seguía la pista desde el año pasado, cuando un informante anónimo les avisó de que había regresado a Londres bajo su nueva identidad. Tras hacer las averiguaciones oportunas, los agentes contactaron con la agencia de modelos que le representaba haciéndose pasar por representantes de una agencia fotográfica interesada en contratar los servicios del modelo. Finalmente fue arrestado en un estudio de Kentish Town, al norte de Londres. Ahora, el falso Roky Million tendrá que pasar tres años y medio en la cárcel para cumplir con la condena por varios delitos de robo, elaboración de pruebas falsas y posesión de armas, según la prensa británica.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba