EL QUIOSCO CONFUSO

Olvido Hormigos: fiesta, escándalo y una noche de pasión con un ejecutivo de TV

Nuestra exconcejala preferida no para. Olvido Hormigos aprovechó la fiesta final de GH VIP para marcarse unos bailes, intercambiarse unos teléfonos y darse unos besos con un misterioso ejecutivo de televisión. ¿Nueva conquista del huracán Hormigos? ¿Nuevo programa a la vista? ¿Nuevas aventuras para su próxima novela erótica? Cuánto misterio. Lean, lean.

Olvido Hormigos: fiesta, escándalo y una noche de pasión con un ejecutivo de TV
Olvido Hormigos: fiesta, escándalo y una noche de pasión con un ejecutivo de TV

Ylenia y Fede: “El sexo es genial pero somos más que eso”

Si pensaban que la marea GH VIP había terminado, se equivocan. Los vips menos vips de todos los vips continúan con su cruzada para engrosar un poco más sus cuentas y aprovechar el tirón mediático. Y si para eso tiene que contar su primera vez fuera de la casa, pues se cuenta y tan tranquilos. Fede e Ylenia decían que iban a estar tres días haciendo al amor sin parar, pero la realidad ha sido mucho menos agradecida. Una vez y para de contar. Y tras dos meses y medio encerrados sin hacer nada, deducimos que con 10-12 minutos tuvieron más que suficiente -Ylenia asegura que fueron dos horas, pero imaginamos que cuentan la ducha, la cena y el Debate de GH VIP-. Eso sí, de micropene nada. El italiano sabe lo que tiene entre las piernas y le gusta enseñarlo. Ahora, ¿los demás queremos verlo? (Lecturas).

Olvido ligó en la fiesta de 'GH VIP'

La exconcejala del pueblo vuelve a las andadas. Olvido Hormigos no quería ir a la fiesta final de GH VIP para no revivir el disgusto que tuvo en la casa -hace dos meses y medio, que ya son ganas de aguantar las penas dentro-, pero al final se animó a ir. ¡Y menos mal! La exconcejala lo dio todo. Bailó, fumó, bebió -lo decimos por las fotografías, que a nosotros no nos invitaron- y, encima, ¡ligó! Y con un productor de televisión. Olvi intercambió los teléfonos y algo más con él y se quedó tan contenta. ¡Ésta es nuestra Hormigos! Esperemos que de esta relación salgan productos muy interesantes. No sabemos ya cómo tenemos que pedir un reality para Olvido. Queremos verla 24 horas, levantándose, duchándose, saliendo a comprar el pan, peinándose la espesa melena, acudiendo a los bolos, firmando autógrafos. Ojalá sea la próxima novedad para el verano (Lecturas).

Ortega Cano: “Si soportas y aguantas, de la cárcel sales reforzado”

Parece que tengamos un especial interés en hablar de Ortega Cano cuando es todo lo contrario. Y ya está bien. Hasta aquí hemos llegado. Nos aburren los reportajes del ex torero saliendo de la cárcel, cortando jamón y paseando de la mano de su novia. Ortega Cano no ha aprendido nada de la cárcel. De hecho, parece que hasta haya olvidado el motivo por el que ingresó. No, no queremos ya más reportajes sentimentaloides, ni entrevistas amistosas, ni declaraciones moralizantes como si tuviese algo que enseñarnos. Mejor podría dedicar tanto permiso a pensar y reflexionar sobre la imagen que está ofreciendo. Nosotros, de hecho, estamos ya tan aburrido que no tenemos nada más que decir. Bueno, sí, pero mejor nos las guardamos, que no hemos venido a arruinarle el miércoles nadie... (Semana).

Sergi Arola y Silvia Fominaya: “Fue vernos de nuevo y saberlo. Hubo pura química”

El amor en los tiempos de las redes sociales. Dicen Sergi Arola y Silvia Fominaya, las dos personas con más ganas de reportajes de la actualidad, que se conocieron en Crónicas marcianas, que contactaron años después por twitter y que ahí nació el amor. Para que luego digan que en internet solo se pierde el tiempo. Ahora, de todo lo demás, nos creemos más bien poco. Que están felices y contentos, se les ve. Que no quieren explotar su relación, ahí ya... Y lo de que Sergi no tiene cocina en casa... Pero, a ver, ¿cómo no va a tener cocina? ¿Y en ese hueco qué tiene? ¿Su despacho? ¿Una televisión gigante? Será que no le gusta cocinar cuando llega a casa tras estar horas en el restaurante, pero cocina seguro que tiene. Silvia, ¿has mirado bien? (Love).

Paula y David: “No siempre estamos de acuerdo; la maniática es Paula”

Jo, si es que no podían ser tan perfectos. Dicen Paula Echevarría y David Bustamante que no son tan chupiguay como aparentan en sus redes sociales. Que por muchos corazones y mensajes romanticones que se mandan, también discuten y tienen posiciones enfrentadas en algunos temas. Además, a Paula no le gustan algunas costumbres de David, como dejar los zapatos tirados en medio del salón. ¡Será descuidado! 'Como lo vuelvas a hacer, ¡no te saco más en mi blog!'. Seguro que luego se hacen unos  vídeos cantando canciones y ya se reconcilian (Love).

Christian Gálvez: “Mi asignatura pendiente es la paternidad”

Ya saben que aquí, el que no escribe un libro es porque no quiere. Christian Gálvez, le reconocerán por ser el Silvia Jato del actual Pasapalabra, es un apasionado de Leonardo Da Vinci y ha escrito una novela para hablar del Renacimiento. Nosotros no la hemos leído, no sabemos si ustedes lo han hecho. Pero no es eso lo que queríamos resaltar. Resulta que Christian está un poco molesto con los escritores que dicen que los que salen en televisión son unos intrusos. “Cuando a esos literatos profesionales, que son dos o tres, se les adaptan sus obras para el cine o la televisión, no dicen que eso es instrusismo”. ¿Qué les parece la perla? A mí se me ocurren más de dos o tres, eso también (Diez Minutos).

Anne Igartiburu: “Presentaría un reality de buscar parejas”

A nosotros nos gustaría tener una mansión al lado del mar, un coche de esos que vuelan más que corren, un tipazo como el de Miranda Kerr o Quim Gutiérrez -cualquiera de los dos, que quede claro-, un pelazoPantene, la fortuna de la Baronesa Thyssen, la inteligencia de un premio Nobel, las joyas de la desaparecida Elizabeth Taylor, la rapidez mental de Woody Allen y el secreto de la eterna juventud de Isabel Preysler, pero nos conformamos con lo que la naturaleza nos ha dado. ¿Te ha quedado claro, Anne? Pues ya sabes. Menos pedir y más hacer (Diez Minutos).

Penélope Cruz y Javier Bardem, amor en Australia

La pareja más ¿glamurosa? ¿simpática? ¿dicharachera? de la crónica social nacional e, incluso, internacional se han ido de vacaciones a Australia y les han pillado. Cosas que pasan. Tampoco es que lo pusieran muy difícil, ya que se pasaron horas revolcándose en la arena, bañándose con los niños y dándose arrumacos al calor del sol australiano. Pe y Ja ya no son los que eran. De hecho, hace mucho que dejaron de serlo. Los años les pasan y no lo ocultan. No vamos a decir que están estupendos porque no es así. Están bien, como cualquier pareja, como cualquier ser humano, como cualquiera de nosotros si nos ponemos en bañador -bueno, incluso mejor que muchos-. Pero para Hollywood esto debe ser un descalabro. Seguro que sus asesores americanos ya les están concertando citas con especialistas. El show business es así. O eres Mónica Bellucci o no eres nada. Cruel, ¿no? Pues todos lo fomentamos. Que les quede claro (¡Hola!).

Terelu está enfadada

Sí, enfadada, pero no al estilo normal, sino siguiendo los patrones de las Campos. En casa de María Teresa y su prole no se muestran los enfados en público. Más bien se dejan caer indirectas con una gran sonrisa y un puntito de mala leche. Lo que se dice enfadarse como una gran señora. Y ahí está Terelu. La colaboradora no está del todo contenta con los comentarios que criticaron que su madre y Edmundo, aka Bigote, se dieron unos arrumacos en el balcón de la Semana Santa y les compararan con aquellos de Kiko Rivera y Techi. Pero si piensan que va a levantar la voz, están equivocados. Terelu es más de sembrar poquito a poquito, con mucho cruce de brazos y muchos acento malagueño. Y eso es lo que da más miedo. Terelu, hija, no te enfades que no pasa nada. Tu madre ya lo aclaró y ya no vale la pena molestarse. Claro que los otros comentarios que critican tu paso atrás en el tema de la boda cuando tu novio dijo que quería casarse contigo tampoco ayuda. Ay, ¡cómo es la gente! ¡Cuánta maldad! Si es que nos tenemos merecida toda esa indiferencia. Terelu, una estatua de hielo muy bien peinada.

#JeSuisGenoveva

De acuerdo, tal vez esto es pasarse, pero no podemos más que aplaudir la reflexión de nuestro muso, Jorge Javier Vázquez, respecto a la celebrity más aburrida del panorama actual, Genoveva Casanova. El presentador no puede con la ex de Cayetano Martínez de Irujo y nosotros tampoco. “Genoveva Casanova me aburre cuando calla, cuando habla, cuando sonríe, cuando camina, cuando está sentada, cuando piensa en el suavizante que se va a comprar para su melena, cuando va vestida de calle, cuando va vestida de domingo, cuando respira, cuando duerme, cuando promociona alguna marca, cuando nos hace saber que se acuerda de la duquesa de Alba, cuando pasea con Michavila, cuando se rasca la nariz, cuando se compra unas bragas, cuando la veo cámara en riestro emulando a Helmut Newton. Es, simple y llanamente, un tostón de mujer”. No podíamos haberlo expresado mejor. Por favor, una campaña para hacer desaparecer a Genoveva Casanova ya de la crónica social. Por su salud. Por la nuestra (Lecturas).


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba