Empresas

Duro Felguera paraliza varios proyectos ante el hundimiento del precio del hierro

La caída del precio del mineral de hierro, que se ha desplomado un 47% en el año, no sólo está afectando a las compañías mineras. El grupo industrial español Duro Felguera ha tenido que posponer ya varios proyectos.

Duro Felguera se ha visto afectada por la depreciación del hierro.
Duro Felguera se ha visto afectada por la depreciación del hierro. EFE

El precio referencial del mineral con 62% de hierro según el índice TSI se ha hundido un 47% desde diciembre de 2013, al pasar de 136 dólares a apenas 73. Este descenso continuado durante el último año es consecuencia, fundamentalmente, del deterioro de la demanda por parte de China en un contexto, además, de creciente oferta. Esto, junto con la caída de la cotización de otros minerales, ha provocado que el grupo asturiano Duro Felguera haya que tenido que paralizar varios proyectos de ampliaciones de capacidad, según señalan fuentes del mercado. "Hemos detectado cierta demora en algunos procesos de adjudicación de proyectos en el área de minería debido a la caída del precio del hierro", confirman desde la propia empresa.

El retraso, no obstante, no se ha extendido a los proyectos que ya están desarrollándose. Es el caso de uno de los más relevantes que tiene en marcha la compañía, Roy Hill, en Australia, que según destacó recientemente la compañía no está "en peligro". Según recoge en un informe Beka Finance, los márgenes del proyecto de Roy Hill "se están provisionando, dado los litigios del socio de la joint venture inicial (Forge)", pero, en términos absolutos, "avanza bien", agrega. En esta línea, "la competencia sigue siendo importante, aunque se aprecia cierto cambio en la estrategia de las compañías coreanas, que ya no bajan tanto los precios". De acuerdo con los analistas, la compañía ha señalado que "ha aumentado la presencia de ingenierías chinas en algunos concursos".

En el área de minería, de hecho, la empresa gijonesa ha admitido, en la última presentación a analistas, que "necesita realizar una adquisición de alguna ingeniería más fuerte en este campo, o ver la posibilidad de tener un socio que les acompañe en los proyectos". En este sentido, "las oportunidades han aumentado en los últimos tiempos", máxime en un escenario en el que "disponen de una caja neta de 181 millones y de una autocartera del 10%, que también se podría utilizar para este objetivo". Asimismo, "la caja también se podrá utilizar para participar en un porcentaje del equity de algún proyecto, lo cual es muy probable que ocurra en el futuro y esto posibilitaría obtener, además, un margen algo mayor y unos anticipos superiores", subraya Beka Finance. "Sería una inversión a corto plazo, con el límite del beneficio del proyecto, y con todo el dinero de la caja que necesiten usar, dada la escasa rentabilidad que se obtiene ahora en comparación con la inversión en un proyecto, que podría rentabilizarse con un 7%-8%", abunda.

En cuanto a la contratación, Duro Felguera "lleva una floja evolución en el año", con 287 millones de euros adjudicados. No obstante, la firma asturiana es optimista respecto al futuro inmediato y "durante los meses de diciembre y/o enero se podrían tener noticias sobre la adjudicación de contratos relevantes en Panamá, Middle East, Brasil y Perú, dentro de un pipeline (ofertas) de 7.500 millones de euros que ha ofertado la compañía". En este sentido, los analistas de Beka Financie consideran que "la adjudicación de algún proyecto relevante es la clave para que nuestra percepción (y la del mercado) sobre la compañía sea más favorable". En el presente ejercicio, las acciones de la empresa se han deteriorado un 21,8%.

Frente a la situación que atraviesa el negocio de minería, la multinacional española registra una positiva evolución del negocio de energía. A este respecto, ha sellado la firma del contrato para la construcción del Proyecto de Ampliación de la Central Termoeléctrica Chilca Uno (100 MW), en Perú, así como diversos proyectos en el negocio de Oil & Gas que la compañía viene potenciando estratégicamente en los últimos ejercicios, sobre todo en Colombia y Perú, y en el área de Servicios, con adjudicaciones principalmente en el mercado europeo.

En todo caso, el grupo, que en los nueve primeros meses ha registrado unos ingresos de 608,4 millones, un 10,7% más, aunque los beneficios se vieron significativamente reducidos debido al "progresivo" ajuste de márgenes, ha recibido también noticias positivas en su actividad en Venezuela, donde se espera que el proyecto de Termocentro finalice en 2015 y que la deuda pendiente de cobrar, unos 140 millones, se salde en marzo de 2015, "mediante un calendario de pagos semanales".


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba