Empresas

Los costes eléctricos suben hasta un 1.200% y los ingresos, menos que el IPC

Un informe de la patronal fotovoltaica UNEF cifra en un 33% el aumento acumulado de los ingresos del sistema entre 2002 y 2012. En ese periodo, la inflación en España creció un 35,8% y los costes regulados, hasta un 1.269%.

El ministro de Industria, José Manuel Soria, en una imagen de archivo.
El ministro de Industria, José Manuel Soria, en una imagen de archivo. EFE

La patronal fotovoltaica, UNEF, ha elaborado un estudio que contiene datos reveladores sobre la evolución de los ingresos y los costes del sistema eléctrico, el meollo del famoso e insostenible déficit de tarifa.

UNEF ha analizado la Evolución anual de los costes del sistema y del déficit de tarifa durante el periodo 2002-2012 y una de las conclusiones, con ser evidente, no deja de resumir la raíz del problema: los costes más representativos del sistema eléctrico “se han incrementado significativamente sin que los mismos se hayan visto acompañados de aumentos en los ingresos brutos”.

Algunos porcentajes dan idea del monumental descuadre, en cuya resolución trabaja desde hace año y medio el Ministerio de Industria, cuyo titular, José Manuel Soria, ha prometido una nueva reforma eléctrica para el próximo mes de junio.

A pesar de las continuas subidas del recibo que, en el último lustro, han convertido a España en uno de los países de la UE con la luz más cara, los ingresos brutos del sistema han aumentado en la última década apenas un 33%, hasta un total acumulado de 160.741 millones de euros.

El incremento ni siquiera supera la evolución de la inflación en ese periodo, en el que los precios han crecido un 35,8%, según el Instituto Nacional de Estadística.

Mientras, los costes regulados (los que originan el déficit) se han disparado. El mayor incremento en términos absolutos corresponde a las primas al régimen especial (renovables y cogeneración), con un coste acumulado de 48.181 millones en la última década y un incremento porcentual del 290%, según el informe, que subraya que el peso de la generación de estas tecnologías ha crecido en el periodo un 61%, al pasar del 16% del mix al 41%.

El estudio, al que ha tenido acceso Vozpópuli, incide en las desviaciones al alza de la factura de las primas que atribuye, entre otros motivos, a las fluctuaciones del precio del mercado mayorista, el llamado pool eléctrico (cuanto más bajo es, mayores son las subvenciones).

Según UNEF, “las desviaciones anuales en los costes del régimen especial se deben, principalmente”, a “errores de interpretación o cálculo directamente achacables al MINETUR [Ministerio de Industria] y no a la puesta en marcha de nueva potencia del régimen especial”.

Las partidas que más se han desviado con respecto a las previsiones son el coste de la energía y las primas

El mayor aumento de costes en términos porcentuales, del 1.269%, corresponde a los asociados al déficit acumulado año tras año, con un total de casi 13.000 millones en diez años, seguido por el de los sistemas extrapeninsulares, con un 980% (9.490 millones en la última década).

A continuación figuran otras partidas, como el transporte, que ha crecido un 136% (hasta un total de 12.196 millones) pese a que la red de líneas de alta tensión “únicamente se ha incrementado un 28%”, y la distribución, con un alza del 69% en diez años, hasta un total acumulado de 47.078 millones.

El informe también analiza las desviaciones que se han producido con respecto a las previsiones que, al comienzo de cada ejercicio, ha venido realizando el Ministerio de Industria. Las partidas que más se han desviado son el coste de la energía, con 10.702 millones (hasta 2009, esta partida estaba incluida en los peajes, donde se genera el déficit), y las primas del régimen especial, con 7.546 millones.

La conclusión de UNEF es que el déficit, una deuda que las grandes eléctricas financian hasta que se tituliza (se coloca entre inversores), se ha incrementado en 12.859 millones por los sucesivos errores en las previsiones de costes de los Gobiernos. Estos se explican, según UNEF, por partidas “que dependen de variables aleatorias y no predecibles, como son el consumo, el tipo de interés del mercado o el precio del mercado eléctrico”, el cual influye directamente en el importe de las primas a las renovables.

El resto del agujero, 21.819 millones, corresponde al déficit ex ante que, hasta este año, reconocía Industria a las compañías eléctricas al comienzo de cada ejercicio porque sabía que los ingresos regulados que determinaba para el sistema no iban a bastar para cubrir los costes.

Al analizar las desviaciones en las previsiones de costes, el reparto de la tarta en la generación del déficit de tarifa es el siguiente, según UNEF: un 41% corresponde al déficit ex ante (compensado por otros devíos que han minorado los costes del sistema); un 31%, al desvío del componente de energía a tarifa (el que se incluía hasta 2009 en los peajes); un 22%, al desfase en las primas al régimen especial; un 5%, a las desviaciones en las previsiones de los costes extrapeninsulares y un 1%, a los desvíos en los costes previstos del déficit.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba